Próximas Actividades Académicas Información Jurídica Biblioteca Jurídica Virtual
Navegador Jurídico Internacional Tienda Virtual Contacto
     Información Jurídica
Legislación Federal (Vigente al 16 de octubre de 2014)
    CODIGO FEDERAL DE PROCEDIMIENTOS CIVILES

    [Título]

    Código Federal de Procedimientos Civiles

    Texto Vigente

    Publicado en el Diario Oficial de la Federación el día 24 de febrero de 1943

    (En vigor a los treinta días siguientes al de su publicación en el "Diario Oficial", 25 de Marzo de 1943)

    Al margen un sello con el Escudo Nacional, que dice: Estados Unidos Mexicanos.- Presidencia de la República.

    MANUEL ÁVILA CAMACHO, Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos, a sus habitantes, sabed:

    Que el H. Congreso de la Unión, se ha servido dirigirme el siguiente

    D E C R E T O:

    "El Congreso de los Estados Unidos Mexicanos, decreta:

    CÓDIGO FEDERAL DE PROCEDIMIENTOS CIVILES

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Primero
    Partes
    Capítulo I Personas que Pueden intervenir en un Procedimiento Judicial

    [Artículo 1]

    Artículo 1. Sólo puede iniciar un procedimiento judicial o intervenir en él, quien tenga interés en que la autoridad judicial declare o constituya un derecho o imponga una condena, y quien tenga el interés contrario.

    Actuarán, en el juicio, los mismos interesados o sus representantes o apoderados, en los términos de la ley. En cualquier caso, los efectos procesales serán los mismos, salvo prevención en contrario. (Reformado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el día 30 de agosto de 2011)

    Se exceptúan de lo señalado en los párrafos anteriores, cuando el derecho o interés de que se trate sea difuso, colectivo o individual de incidencia colectiva. En estos casos, se podrá ejercitar en forma colectiva, en términos de lo dispuesto en el Libro Quinto de este Código. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 2]

    Artículo 2. Cuando haya transmisión, a un tercero, del interés de que habla el artículo anterior, dejará de ser parte quien haya perdido el interés, y lo será quien lo haya adquirido.

    Esas transmisiones no afectan el procedimiento judicial, excepto en los casos en que hagan desaparecer, por confusión, substancial de intereses, la materia del litigio.

    [Artículo 3]

    Artículo 3. Las relaciones recíprocas de las partes, dentro del proceso, con sus respectivas facultades y obligaciones, así como los términos, recursos y toda clase de medios que este Código concede para hacer valer, los contendientes, sus pretensiones en el litigio, no pueden sufrir modificación, en ningún sentido, por virtud de leyes o estatutos relativos al modo de funcionar o de ser especial de una de las partes, sea actora o demandada. En todo caso, debe observarse la norma tutelar de la igualdad de las partes dentro del proceso, de manera tal que su curso fuera el mismo aunque se invirtieran los papeles de los litigantes. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 4]

    Artículo 4. Las instituciones, servicios y dependencias de la Administración Pública de la Federación y de las entidades federativas, tendrán dentro del procedimiento judicial, en cualquier forma en que intervengan, la misma situación que otra parte cualquiera; pero nunca podrá dictarse, en su contra, mandamiento de ejecución ni providencia de embargo, y estarán exentos de prestar las garantías que este Código exija de las partes.

    Las resoluciones dictadas en su contra serán cumplimentadas por las autoridades correspondientes, dentro de los límites de sus atribuciones.

    La intervención que en diversos casos, ordena la ley que se dé al Ministerio Público, no tendrá lugar cuando, en el procedimiento, intervenga, ya el Procurador General de la República o uno de sus Agentes, con cualquier carácter o representación. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 5]

    Artículo 5. Siempre que una parte, dentro de un juicio, esté compuesta de diversas personas, deberá tener una sola representación, para lo cual nombrarán los interesados un representante común.

    Si se tratare de la actora, el nombramiento de representante será hecho en la demanda o en la primera promoción, sin lo cual no se le dará curso.

    Si fuere la demandada, el nombramiento se hará en un plazo que concluirá a los tres días siguientes al vencimiento del término del último de los emplazados, para contestar la demanda. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Cuando la multiplicidad de personas surja en cualquier otro momento del juicio, el nombramiento de representante común deberá hacerse en el plazo de cinco días, a partir del primer acto procesal en que se tenga conocimiento de esa multiplicidad.

    Si el nombramiento no fuere hecho por los interesados, dentro del término correspondiente, lo hará, de oficio, el Tribunal de entre los interesados mismos.

    El representante está obligado a hacer valer todas las acciones o excepciones comunes a todos los interesados y a las personales de cada uno de ellos; pero, si éstos no cuidan de hacerlas conocer oportunamente al representante, queda éste libre de toda responsabilidad frente a los omisos. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    El representante común tendrá todas las facultades y obligaciones de un mandatario judicial.

    [Artículo 6]

    Artículo 6. Los cambios de representante procesal de una parte, no causan perjuicio alguno a la contraria, mientras no sean hechos saber judicialmente. Tampoco perjudicarán a una parte los cambios operados en la parte contraria, por relaciones de causante a causahabiente, mientras no se hagan conocer en igual forma.

    Cuando se verifiquen estos cambios con infracción de lo dispuesto en el párrafo anterior, la actividad procesal se desarrollará y producirá sus efectos con toda validez, como si no se hubiese operado el cambio, en tanto no se haga saber judicialmente. (DR)IJ

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Primero
    Partes
    Capítulo II Obligaciones y Responsabilidades de las Partes

    [Artículo 7]

    Artículo 7. La parte que pierde debe reembolsar a su contraria las costas del proceso.

    Se considera que pierde una parte cuando el tribunal acoge, total o parcialmente, las pretensiones de la parte contraria.

    Si dos partes pierden recíprocamente, el tribunal puede exonerarlas de la obligación que impone el párrafo primero, en todo o en parte; pudiendo imponer un reembolso parcial contra una de ellas, según las proporciones recíprocas de las pérdidas. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Las costas del proceso consisten en la suma que, según la apreciación del tribunal y de acuerdo con las disposiciones arancelarias, debió o habría debido desembolsar la parte triunfadora, excluido el gasto de todo acto y forma de defensa considerados superfluos.

    Todo gasto inútil es a cargo de la parte que lo haya ocasionado, sea que gane o pierda el juicio.

    [Artículo 8]

    Artículo 8. No será condenada en costas la parte que pierde, si no le es imputable la falta de composición voluntaria de la controversia, y, además, limitó su actuación, en el desarrollo del proceso, a lo estrictamente indispensable para hacer posible la definitiva resolución del negocio. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Se entiende que no es imputable a la parte la falta de composición voluntaria de la controversia:

    I. Cuando la ley ordena que sea decidida necesariamente por autoridad judicial;

    II. Cuando consista en una mera cuestión de derecho dudoso, o en substituir el arbitrio judicial a las voluntades de las partes, y (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    III. Tratándose de la demandada, cuando haya sido llamada a juicio sin necesidad.

    [Artículo 9]

    Artículo 9. En todo caso en que este Código exija el otorgamiento de una garantía, ésta se otorgará con sujeción a las disposiciones de las leyes substantivas aplicables.

    Cuando haya temor fundado de que una parte no pueda responder, en su oportunidad, del pago de las costas, a petición de la contraria se le exigirá garantía bastante, a juicio del tribunal, o se le embargarán bienes suficientes, si no la otorga, para lograr en su caso, el pago de aquéllas. Son aplicables los procedimientos y deben exigirse las contragarantías de las medidas precautorias. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 10]

    Artículo 10. Cuando sean varias las personas o partes que pierdan, el tribunal distribuirá, entre ellas, proporcionalmente a sus respectivos intereses, la carga de las costas, cuyo importe se distribuirá entre las partes o personas que hayan obtenido, también proporcionalmente a sus respectivos intereses.

    [Artículo 11]

    Artículo 11. En los conflictos de Poderes, y en todo caso en que el litigio se establezca exclusivamente entre entidades federativas, o entre éstas y la Federación, no habrá lugar a costas, sea que se hayan causado o no. Cada parte será responsable de sus propios gastos. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo I Competencia

    [Artículo 12]

    Artículo 12. No influyen, sobre la competencia, los cambios en el estado de hecho que tengan lugar después de verificado el emplazamiento.

    [Artículo 13]

    Artículo 13. A falta de los jueces, magistrados o ministros normalmente competentes, conocerán del negocio los que deban substituirlos de acuerdo con la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación. (DR)IJ

    [Artículo 14]

    Artículo 14. Ningún tribunal puede negarse a conocer de un asunto, sino por considerarse incompetente. El auto en que un juez se negare a conocer, es apelable.

    [Artículo 15]

    Artículo 15. Ningún juez puede sostener competencia con su tribunal de apelación; pero sí con otro juez o tribunal que, aun superior en grado, no ejerza sobre él jurisdicción.

    [Artículo 16]

    Artículo 16. Las partes pueden desistir de una competencia antes o después de la remisión de los autos al superior, si se trata de competencia por territorio.

    [Artículo 17]

    Artículo 17. Es nulo de pleno derecho lo actuado por el tribunal que fuere declarado incompetente, salva disposición contraria a la ley.

    En los casos de incompetencia superveniente, la nulidad sólo opera a partir del momento en que sobrevino la incompetencia. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    No obstante esta nulidad, las partes pueden convenir en reconocer como válidas todas o algunas de las actuaciones practicadas por el tribunal declarado incompetente.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo I Competencia
    Sección Primera Competencia por Materia

    [Artículo 18]

    Artículo 18. Los negocios de la competencia de la Suprema Corte de Justicia, hecha excepción de los procedimientos de amparo, se verán siempre por el Tribunal Pleno, en única instancia. Los restantes negocios de competencia federal, cuando no exista ley especial, se verán por los Juzgados de Distrito, en primer grado, y, en apelación, ante los tribunales de Circuito, en los términos en que sea procedente el recurso, de conformidad con las disposiciones de este ordenamiento.

    Si dentro de un negocio del orden local o de la competencia de un tribunal federal de organización especial, se hace valer un interés de la Federación en forma de tercería o de cualquiera otra manera, cesará la competencia del que esté conociendo, y pasará el negocio a la Suprema Corte de Justicia o al Juzgado de Distrito que corresponda, según sea la naturaleza del interés de la Federación. Inversamente, desaparecido el interés de la Federación en un negocio, o resuelta definitivamente la cuestión que a ella importaba, cesará la competencia de los tribunales ordinarios de la Federación.

    [Artículo 19]

    Artículo 19. Los juzgados de Distrito tienen la competencia material que detalladamente les atribuye la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación.

    [Artículo 20]

    Artículo 20. Los tribunales de Circuito conocerán de la segunda instancia de los negocios de la competencia de los juzgados de Distrito. (DR)IJ

    [Artículo 21]

    Artículo 21. En el caso de reconvención, es juez competente el que lo sea para conocer de la demanda original. El mismo precepto es aplicable al caso de tercerías. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 22]

    Artículo 22. Para los actos preparatorios, es competente el juez que lo sea para el negocio principal. El mismo precepto es aplicable a las medidas precautorias. Si los autos estuvieren en segunda instancia, es competente el juez que conoció en primera. Lo propio se dispone para todo acto de ejecución.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo I Competencia
    Sección Segunda Competencia Territorial

    [Artículo 23]

    Artículo 23. La competencia territorial es prorrogable por mutuo consentimiento de las partes expreso o tácito.

    Hay prórroga tácita:

    I. De parte del actor, por el hecho de ocurrir al tribunal, entablando su demanda;

    II. De parte del demandado, por contestar la demanda y por reconvenir al actor, y (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    III. De parte de cualquiera de los interesados, cuando desista de una competencia.

    [Artículo 24]

    Artículo 24. Por razón de territorio es tribunal competente:

    I. El del lugar que el demandado haya señalado para ser requerido judicialmente sobre el cumplimiento de su obligación;

    II. El del lugar convenido para el cumplimiento de la obligación;

    III. El de la ubicación de la cosa, tratándose de acciones reales sobre inmuebles o de controversias derivadas del contrato de arrendamiento. Si las cosas estuvieren situadas en, o abarcaren dos o más circunscripciones territoriales, será competente el que prevenga en el conocimiento del negocio;

    IV. El del domicilio del demandado, tratándose de acciones reales sobre muebles o de acciones personales, colectivas o del estado civil; (Reformada mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    V. El del lugar del domicilio del deudor, en caso de concurso.

    Es también competente el tribunal de que trata esta fracción para conocer de los juicios seguidos contra el concursado, en que no se pronuncie aun sentencia al radicarse el juicio de concurso, y de los que, para esa ocasión, estén ya sentenciados ejecutoriadamente, siempre que, en este último caso, la sentencia no ordene que se haga trance y remate de bienes embargados, ni esté en vías de ejecución con embargo ya ejecutado. El juicio sentenciado que se acumule, sólo lo será para los efectos de la graduación del crédito vuelto indiscutible por la sentencia; (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    VI. El del lugar en que haya tenido su domicilio el autor de la sucesión, en la época de su muerte, tratándose de juicios hereditarios; a falta de ese domicilio, será competente el de la ubicación de los bienes raíces sucesorios, observándose, en lo aplicable, lo dispuesto en la fracción III. A falta de domicilio y bienes raíces, es competente el del lugar del fallecimiento del autor de la herencia. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Es también competente el tribunal de que trata esta fracción, para conocer:

    a) De las acciones de petición de herencia;

    b) De las acciones contra la sucesión, antes de la partición y adjudicación de los bienes, y

    c) De las acciones de nulidad, rescisión y evicción de la partición hereditaria;

    VII. El del lugar en que se hizo una inscripción en el Registro Público de la Propiedad, cuando la acción que se entable no tenga más objeto que decretar su cancelación; (Reformada mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 18 de diciembre de 2002)

    VIII. En los actos de jurisdicción voluntaria, salva disposición contraria de la ley, es juez competente el del domicilio del que promueve; pero, si se trata de bienes raíces, lo es el del lugar en que estén ubicados, observándose, en lo aplicable, lo dispuesto en la fracción III. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Cuando haya varios tribunales competentes conforme a las disposiciones anteriores, en caso de conflicto de competencias se decidirá a favor del que haya prevenido en el conocimiento, y (Reformado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 18 de diciembre de 2002)

    IX. Tratándose de juicios en los que el demandado sea indígena, será juez competente el del lugar en el que aquél tenga su domicilio; si ambas partes son indígenas, lo será el juez que ejerza jurisdicción en el domicilio del demandante. (Adicionada mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 18 de diciembre de 2002)

    [Artículo 25]

    Artículo 25. En los negocios relativos a la tutela de los menores o incapacitados, es juez competente el de la residencia del menor o incapacitado.

    [Artículo 26]

    Artículo 26. Para suplir el consentimiento del que ejerza la patria potestad, y para conocer de los impedimentos para contraer matrimonio, es juez competente el del lugar en que hayan presentado su solicitud los pretendientes.

    [Artículo 27]

    Artículo 27. Para suplir la licencia marital y para conocer de los juicios de nulidad del matrimonio, es juez competente el del domicilio conyugal.

    El propio juez es competente para conocer de los negocios de divorcio y, tratándose de abandono de hogar, lo será el del domicilio del cónyuge abandonado. (DR)IJ

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo I Competencia
    Sección Tercera De las Competencias entre Tribunales Federales

    [Artículo 28]

    Artículo 28. La competencia entre dos o más tribunales federales se decidirá observándose en lo aplicable, lo dispuesto en la sección anterior. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 29]

    Artículo 29. Cuando, en el lugar en que haya de seguirse el juicio, hubiere dos a más tribunales federales, será competente el que elija el actor.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo I Competencia
    Sección Cuarta De las Competencias entre los Tribunales Federales y de los Estados

    [Artículo 30]

    Artículo 30. Las competencias entre los tribunales federales y los de los Estados, se decidirán declarando cuál es el fuero en que radica la jurisdicción, y se remitirán los autos al juez o tribunal que hubiere obtenido.

    [Artículo 31]

    Artículo 31. Esta resolución no impide que otro u otros jueces del fuero a que pertenezca el que obtuvo, le puedan iniciar competencia para conocer del mismo negocio. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo I Competencia
    Sección Quinta De las Competencias entre los Tribunales de dos o más Estados

    [Artículo 32]

    Artículo 32. Cuando las leyes de los Estados cuyos jueces compitan, tengan la misma disposición respecto del punto jurisdiccional controvertido, conforme a ellas se decidirá la competencia.

    [Artículo 33]

    Artículo 33. En caso de que aquellas leyes estén en conflicto, las competencias que promuevan los jueces de un Estado a los de otro se decidirán con arreglo a la sección segunda de este capítulo.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo I Competencia
    Sección Sexta Substanciación de las Competencias

    [Artículo 34]

    Artículo 34. Las contiendas de competencias podrán promoverse por inhibitoria o por declinatoria.

    La inhibitoria se intentará ante el juez o tribunal a quien se considere competente, pidiéndole que dirija oficio al que se estime no serlo, para que se inhiba y le remita los autos.

    La declinatoria se propondrá ante el juez o tribunal a quien se considere incompetente, pidiéndole que resuelva no conocer del negocio, y remita los autos al tenido por competente. La declinatoria se promoverá y substanciará en forma incidental.

    En ningún caso se promoverán de oficio las contiendas de competencia. (DR)IJ

    [Artículo 35]

    Artículo 35. Cuando dos o más tribunales se nieguen a conocer de un determinado negocio, la parte interesada ocurrirá a la Suprema Corte de Justicia, sin necesidad de agotar los recursos ordinarios ante el superior inmediato, a fin de que ordene a los que se nieguen a conocer que le envíen los expedientes en que se contengan sus respectivas resoluciones.

    Recibidos los autos, se correrá de ellos traslado, por cinco días al Ministerio Público Federal, y, evacuado que sea, se dictará la resolución que proceda, dentro de igual término.

    [Artículo 36]

    Artículo 36. El tribunal ante quien se promueva inhibitoria mandará librar oficio, requiriendo al que se estime incompetente, para que deje de conocer del negocio y le remita los autos. La resolución que niegue el requerimiento, es apelable.

    Si la inhibitoria se promueve ante la segunda instancia, la resolución que niegue al requerimiento, no admite recurso alguno.

    Luego que el tribunal requerido reciba el oficio inhibitorio, acordará la suspensión del procedimiento, y en el término de cinco días, decidirá si acepta o no la inhibitoria. Si las partes estuvieren conformes al ser notificadas del proveído que acepte la inhibición, remitirá los autos al tribunal requeriente. En cualquier otro caso, remitirá los autos a la Suprema Corte, comunicándolo así al requeriente, para que haga igual cosa. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Recibidos los autos en la Suprema Corte, correrá de ellos traslado, por cinco días, al Ministerio Público Federal, y, evacuado que sea, resolverá dentro de igual plazo.

    Decidida la competencia, se enviarán los autos al tribunal declarado competente, con testimonio de la sentencia, de la cual se remitirá otro al tribunal declarado incompetente.

    [Artículo 37]

    Artículo 37. El litigante que hubiere optado por uno de los dos medios de promover una competencia, no podrá abandonarlo y recurrir al otro, ni podrá emplearlos sucesivamente.

    [Artículo 38]

    Artículo 38. Todo tribunal está obligado a suspender sus procedimientos luego que expida la inhibitoria o luego que, en su caso, la reciba. Igualmente suspenderá sus procedimientos luego que se le promueva la declinatoria, sin perjuicio de que, en los casos urgentes, pueda practicar todas las diligencias necesarias.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo II Impedimentos

    [Artículo 39]

    Artículo 39. Fijada la competencia de un juez, magistrado o ministro, conforme a lo dispuesto por el capítulo precedente, conocerá del negocio en que se haya fijado, si no se encuentra comprendido en los siguientes casos de impedimento: (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    I. Tener interés directo o indirecto en el negocio;

    II. Tener dicho interés su cónyuge, sus parientes consanguíneos en línea recta, sin limitación de grado, los colaterales dentro del cuarto y los afines dentro del segundo;

    III. Tener, el funcionario de que se trate, su cónyuge o sus hijos, relación de intimidad con alguno de los interesados, nacida de algún acto religioso o civil, sancionado o respetado por la costumbre;

    IV. Ser pariente, por consanguinidad o afinidad, del abogado o procurador de alguna de las partes, en los mismos grados a que se refiere la fracción II;

    V. Ser, él, su cónyuge o alguno de sus hijos, heredero, legatario, donante, donatario, socio, acreedor, deudor, fiado, fiador, arrendatario, arrendador, principal, dependiente o comensal habitual de alguna de las partes, o administrador actual de sus bienes;

    VI. Haber hecho promesas o amenazas, o manifestado de otro modo su odio o afecto por alguno de los litigantes;

    VII. Haber asistido a convites que diere o costeare especialmente para él alguno de los litigantes, después de comenzado el negocio, o tener mucha familiaridad con alguno de ellos, o vivir con él, en su compañía, en una misma casa;

    VIII. Admitir, él, su cónyuge o alguno de sus hijos, dádivas o servicios de alguna de las partes, después de empezado el negocio;

    IX. Haber sido abogado o procurador, perito o testigo, en el negocio de que se trate;

    X. Haber, por cualquier motivo externado, siendo funcionario judicial, su opinión, antes del fallo;

    XI. Haber conocido como juez, magistrado o ministro, árbitro o asesor; resolviendo algún punto que afecte el fondo de la cuestión, en la misma instancia o en alguna otra;

    XII. Seguir, él o alguna de las personas, de que trata la fracción II, contra alguna de las partes, un proceso civil, como actor o demandado, o una causa criminal, como acusador, querellante o denunciante;

    XIII. Haber sido, alguna de las partes o sus abogados o patronos, denunciante, querellante o acusador del funcionario de que se trate, o de alguna de las personas mencionadas en la fracción II;

    XIV. Ser, él o alguna de las personas de que trata la fracción II, contrario de cualquiera de las partes, en negocio administrativo que afecte sus derechos;

    XV. Seguir, él o alguna de las personas de que trata la fracción II, algún proceso civil o criminal en que sea juez, Agente del Ministerio Público, árbitro o arbitrador, alguno de los litigantes;

    XVI. Ser tutor o curador de alguno de los interesados, y

    XVII. Estar en una situación que pueda afectar su imparcialidad en forma análoga o más grave que las mencionadas.

    [Artículo 40]

    Artículo 40. No entrañarán externamiento de opinión las resoluciones dictadas para fijar el procedimiento o para resolver cuestiones incidentales o de cualquiera otra naturaleza, ajenas al conocimiento del fondo de la cuestión.

    [Artículo 41]

    Artículo 41. Lo dispuesto en el artículo 39 es aplicable a los secretarios y ministros ejecutores. (DR)IJ

    [Artículo 42]

    Artículo 42. No es aplicable a los jueces, magistrados o ministros, lo dispuesto en el artículo 39, en los siguientes casos:

    I. En las diligencias preparatorias del juicio o de la ejecución;

    II. En la cumplimentación de exhortos o despachos;

    III. En las diligencias de mera ejecución, entendiéndose por tales aquellas en las que el tribunal no tenga que resolver cuestión alguna de fondo;

    IV. En las diligencias precautorias, y

    V. En los demás casos que no radiquen jurisdicción ni entrañen conocimiento de causa.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo II Impedimentos
    Sección Primera Excusas

    [Artículo 43]

    Artículo 43. Los ministros, magistrados, jueces, secretarios y ministros ejecutores tienen el deber de excusarse del conocimiento de los negocios en que ocurra alguno de los impedimentos señalados en el artículo 39, expresando concretamente en qué consiste el impedimento.

    [Artículo 44]

    Artículo 44. Si el impedimento está comprendido en cualquiera de las dieciséis primeras fracciones del artículo 39, la resolución en que el juez, magistrado o ministro se declare impedido, será irrevocable, y, en su lugar conocerá del negocio quien deba substituir al impedido conforme a la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación.

    En los casos de las mismas fracciones, si el impedido fuese el Secretario o ministro ejecutor, propondrá su excusa al tribunal que conozca del negocio, para que resuelva quien debe substituirlo.

    [Artículo 45]

    Artículo 45. Si el impedimento se fundase en la fracción XVII del artículo 39, sólo será irrevocable la resolución si se conformaren con ella las partes; en caso contrario, resolverá la oposición, quien deba conocer de la excusa, conforme a la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación, acompañando, para el efecto, un informe sobre el particular, el excusado.

    Con el informe del que se declaró impedido y con el escrito de oposición resolverá el tribunal, y remitirá, en su caso los autos, a quien deba conocer, según el sentido de su resolución.

    Si la excusa fuere de un magistrado de la Suprema Corte de Justicia, se procederá desde luego, a substituirlo en el conocimiento del negocio, en los términos de la mencionada Ley Orgánica, sin admitirse oposición de las partes.

    Si la excusa fuere de un secretario o ministro ejecutor, la propondrá al tribunal del conocimiento, el que con audiencia de las partes, resolverá si se acepta o no, designando, en caso afirmativo, a quién deba substituir al impedido.

    [Artículo 46]

    Artículo 46. Entretanto se resuelve una excusa, quedará en suspenso el procedimiento.

    La resolución que decida una excusa no es recurrible.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo II Impedimentos
    Sección Segunda Recusaciones

    [Artículo 47]

    Artículo 47. Las partes pueden recusar a los funcionarios de que trata este capítulo, cuando estén comprendidos en alguno de los casos de impedimento.

    La recusación se interpondrá ante el tribunal que conozca del negocio.

    [Artículo 48]

    Artículo 48. Puede interponerse la recusación en cualquier estado del juicio, hasta antes de empezar la audiencia final, a menos de que, después de iniciada, hubiere cambiado el personal.

    En los procedimientos de ejecución, no se dará curso a ninguna recusación antes de practicar el aseguramiento o de hacer el embargo o desembargo, en su caso. Tampoco se dará curso a la recusación cuando se interponga en el momento de estarse practicando una diligencia, sino hasta que ésta termine. (DR)IJ

    [Artículo 49]

    Artículo 49. Interpuesta la reposición, se suspende el procedimiento hasta que sea resuelta, para que se prosiga el negocio ante quien deba seguir conociendo de él. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 50]

    Artículo 50. Interpuesta la recusación, no podrá la parte alzarla en ningún tiempo, ni variar la causa, a menos de que sea superveniente.

    [Artículo 51]

    Artículo 51. Los ministros, magistrados y jueces que conozcan de una recusación, son irrecusables para este solo efecto.

    [Artículo 52]

    Artículo 52. Toda recusación interpuesta con violación de alguno de los preceptos anteriores, se desechará de plano.

    [Artículo 53]

    Artículo 53. Dada entrada a una recusación, si se tratare de un secretario o de un ministro ejecutor, la resolverá, previo el informe del recusado, el tribunal que conozca del negocio, por el procedimiento incidental. En la resolución se determinará quién debe seguir interviniendo.

    Si el recusado fuere un ministro, magistrado o juez, enviará el asunto a quien deba conocer de la recusación, acompañado de un informe; la falta de éste establece la presunción de ser cierta la causa de la recusación.

    Si la causa debiere constar auténticamente, no se admitirá si no se prueba en dicha forma.

    Recibido el negocio en el tribunal que debe decidir la recusación, se resolverá por el procedimiento incidental.

    En todo caso, la resolución que decida una recusación es irrevocable.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo III Facultades y Obligaciones de los Funcionarios Judiciales
    Sección Primera De los Juzgadores

    [Artículo 54]

    Artículo 54. Los jueces, magistrados y ministros tienen el deber de mantener el buen orden, y de exigir que se les guarde el respeto y consideración debidos, tanto por parte de los litigantes y personas que ocurran a los tribunales, como por parte de los funcionarios y empleados de éstos, y sancionarán inmediatamente, con correcciones disciplinarias, cualquier acto que contravenga este precepto. Si algún acto llegare a constituir delito, se levantará acta circunstanciada para consignarse al Ministerio Público. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    La imposición de la corrección disciplinaria se decretará en cuaderno por separado.

    [Artículo 55]

    Artículo 55. Son correcciones disciplinarias:

    I. Apercibimiento;

    II. Multa que no exceda de sesenta días de salario mínimo general vigente en el Distrito Federal, y (Reformada mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 20 de junio de 2008)

    III. Suspensión de empleo hasta por quince días.

    Esta última fracción sólo es aplicable al secretario y demás empleados del tribunal que imponga la corrección. (DR)IJ

    [Artículo 56]

    Artículo 56. Dentro de los tres días de haberse hecho saber una corrección disciplinaria a la persona a quien se hubiere impuesto, podrá ésta pedir, ante el mismo tribunal, que la oiga en justicia. Recibida la petición, citará el tribunal, para dentro de los ocho días siguientes, a una audiencia, al interesado, en la que, después de escuchar lo que expusiere en su descargo, resolverá en el mismo acto, sin ulterior recurso.

    [Artículo 57]

    Artículo 57. Los tribunales no admitirán nunca incidentes, recursos o promociones notoriamente maliciosos o improcedentes. Los desecharán de plano, sin necesidad de mandarlos hacer saber a las otras partes, ni dar traslado, ni formar artículo.

    [Artículo 58]

    Artículo 58. Los jueces, magistrados y ministros podrán ordenar que se subsane toda omisión que notaren en la substanciación, para el solo efecto de regularizar el procedimiento.

    [Artículo 59]

    Artículo 59. Los tribunales, para hacer cumplir sus determinaciones, pueden emplear, a discreción, los siguientes medios de apremio:

    I. Multa hasta por la cantidad de ciento veinte días de salario mínimo general vigente en el Distrito Federal. (Reformada mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 20 de junio de 2008)

    Si el infractor fuese jornalero, obrero o trabajador, no podrá ser sancionado con multa mayor del importe de su jornal o salario de un día.

    Tratándose de trabajadores no asalariados, la multa no excederá del equivalente a un día de su ingreso, y

    II. El auxilio de la fuerza pública.

    Si fuere insuficiente el apremio, se procederá contra el rebelde por el delito de desobediencia.

    [Artículo 60]

    Artículo 60. Todo tribunal actuará con secretario o testigos de asistencia.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo III Facultades y Obligaciones de los Funcionarios Judiciales
    Sección Segunda De los Secretarios

    [Artículo 61]

    Artículo 61. En todo acto de que deba dejarse constancia en autos, intervendrá el secretario, y lo autorizará con su firma; hecha excepción de los encomendados a otros funcionarios.

    [Artículo 62]

    Artículo 62. El secretario hará constar el día y la hora en que se presente un escrito, y dará cuenta con él dentro del día siguiente, sin perjuicio de hacerlo desde luego, cuando se trate de un asunto urgente. (DR)IJ

    [Artículo 63]

    Artículo 63. Los secretarios cuidarán de que los expedientes sean exactamente foliados al agregarse cada una de las hojas; rubricarán o firmarán todas éstas en el centro del escrito, y pondrán el sello de la secretaría en el centro del cuaderno, de manera que abarque las dos caras.

    [Artículo 64]

    Artículo 64. El Secretario guardará, con la seguridad debida, bajo su responsabilidad, los documentos originales que presenten los interesados. Al expediente se agregarán copias cuidadosamente cotejadas y autorizadas por el mismo secretario, sin perjuicio de que, a petición verbal de cualquiera de los interesados, se le muestren los originales.

    [Artículo 65]

    Artículo 65. Los secretarios son responsables de los expedientes, libros y documentos que existan en el tribunal y archivo correspondiente. Cuando, por disposición de la ley o del tribunal, deban entregar alguno de los mencionados objetos a otro funcionario o empleado, recabarán recibo para su resguardo. En este caso la responsabilidad pasará a la persona que lo reciba.

    [Artículo 66]

    Artículo 66. Nunca, ni por orden judicial, entregará el secretario los expedientes a las partes, para llevarlos fuera del tribunal, hecha excepción del Ministerio Público.

    La frase "dar vista" o "correr traslado" sólo significa que los autos quedan en la secretaría, para que se impongan de ellos los interesados, o que se entreguen las copias.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Segundo Autoridad Judicial
    Capítulo III Facultades y Obligaciones de los Funcionarios Judiciales
    Sección Tercera De los Ministros Ejecutores

    [Artículo 67]

    Artículo 67. La cumplimentación de las resoluciones judiciales que deba tener lugar fuera del local del tribunal, cuando no éste encomendada especialmente a otro funcionario, estará a cargo de un ministro ejecutor, que puede serlo el secretario o empleado que el propio tribunal designe.

    En el desempeño de su cometido, observará las disposiciones legales aplicables, absteniéndose de resolver toda cuestión de fondo; pero debiendo hacer constar las oposiciones y promociones de los interesados, relativas a la diligencia.

    [Artículo 68]

    Artículo 68. La cumplimentación de que trata el artículo anterior será revisada, de oficio, por el tribunal. La revisión tendrá por objeto ordenar que se subsanen los errores cometidos en la cumplimentación. La resolución que pronuncie será apelable.

    [Artículo 69]

    Artículo 69. Si hubiere oposición de parte de tercero contra la cumplimentación, se substanciará y resolverá aquélla por el procedimiento incidental. (DR)IJ

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Tercero
    Capítulo Único Litigio

    [Artículo 70]

    Artículo 70. Puede ser propuesta, al tribunal, una demanda, tanto para la resolución de todas, como para la resolución de algunas de las cuestiones que puedan surgir para la decisión de una controversia.

    [Artículo 71]

    Artículo 71. Después de que se haya admitido, por un tribunal, demanda para la decisión total o parcial de un litigio, y en tanto éste no haya sido resuelto por sentencia irrevocable, no puede tener lugar, para la decisión del mismo litigio, otro proceso, ni ante el mismo tribunal ni ante tribunal diverso, salvo cuando se presente, dentro del juicio iniciado, nueva demanda ampliando la primera a cuestiones que en ella fueron omitidas. Cuando, no obstante esta prohibición, se haya dado entrada a otra demanda, procederá la acumulación que, en este caso, no surte otro efecto que el de la total nulificación del proceso acumulado, con entera independencia de la suerte del iniciado con anterioridad.

    La ampliación a que se refiere el párrafo anterior sólo puede presentarse una vez, hasta antes de la audiencia final de la primera instancia, y se observarán las disposiciones aplicables como si se tratara de un nuevo juicio.

    [Artículo 72]

    Artículo 72. Dos o más litigios deben acumularse cuando la decisión de cada uno exige la comprobación, la constitución o la modificación de relaciones jurídicas, derivadas, en todo o en parte, del mismo hecho, el cual tiene necesariamente que comprobarse en todo caso, o tienden en todo o en parte al mismo efecto, o cuando, en dos o más juicios, debe resolverse, total o parcialmente, una misma controversia. Para que proceda la acumulación es necesario que los juicios no estén para verificarse la audiencia final de la primera instancia. La acumulación se hará del más nuevo al más antiguo.

    La acumulación no procede respecto de procesos que se ventilen en el extranjero. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 73]

    Artículo 73. Si los juicios se encuentran en el mismo tribunal, la acumulación puede ordenarse de oficio o a petición de parte, por el procedimiento incidental.

    [Artículo 74]

    Artículo 74. Cuando los juicios se encuentren en diferentes tribunales, la acumulación se substanciará por el procedimiento señalado para la inhibitoria. El tribunal que decida la acumulación enviará los autos al que deba conocer de los juicios acumulados, cuando aquella proceda, o devolverá, a cada tribunal, los que haya enviado, en caso contrario.

    La resolución que resuelva sobre la acumulación es irrevocable.

    [Artículo 75]

    Artículo 75. El efecto de la acumulación es el de que los asuntos acumulados se resuelvan en una sola sentencia, para lo cual se suspenderá la tramitación de una cuestión cuando esté para verificarse, en ella, la audiencia final del juicio.

    [Artículo 76]

    Artículo 76. Es válido lo practicado por los tribunales competentes antes de promoverse la acumulación. Lo que practicaren después será nulo, salvo lo dispuesto sobre providencias precautorias o disposición contraria de la Ley. (DR)IJ

    [Artículo 77]

    Artículo 77. Cuando un tribunal estime que no puede resolver una controversia, sino conjuntamente con otras cuestiones que no han sido sometidas a su resolución, lo hará así saber a las partes, para que amplíen el litigio a las cuestiones no propuestas, siguiendo las reglas ordinarias de la demanda, contestación y demás trámites del juicio, y, entre tanto no lo hagan, no estará obligado el tribunal a resolver. La resolución que ordene la ampliación es apelable en ambos efectos. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 78]

    Artículo 78. Hecha excepción del caso del artículo 69 y de disposición contraria de la ley, cuando un tercero tenga una controversia con una o varias de las partes en juicio, y la sentencia que en éste haya de pronunciarse deba influir en dicha controversia, si en el juicio aún no se celebra la audiencia final, pueden las partes interesadas hacer venir al tercero, formulando su demanda dentro del mismo proceso, sujetándose a las reglas ordinarias, o puede el tercero hacerlo de por sí, formulando su demanda en los mismos términos, con la finalidad, en ambos casos, de que se resuelva la tercería conjuntamente con la primitiva reclamación, para lo cual se suspenderá el procedimiento en el juicio inicial hasta que la tercería se encuentre en el mismo estado.

    Si el tercerista coadyuva con una de las partes, deben ambos litigar unidos y nombrar su representante común.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Cuarto Prueba
    Capítulo I Reglas Generales

    [Artículo 79]

    Artículo 79. Para conocer la verdad, puede el juzgador valerse de cualquier persona, sea parte o tercero, y de cualquier cosa o documento, ya sea que pertenezca a las partes o a un tercero, sin más limitaciones que las de que las pruebas estén reconocidas por la ley y tengan relación inmediata con los hechos controvertidos.

    Los tribunales no tienen límites temporales para ordenar la aportación de las pruebas que juzguen indispensables para formar su convicción respecto del contenido de la litis, ni rigen para ellos las limitaciones y prohibiciones, en materia de prueba, establecidas en relación con las partes. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 80]

    Artículo 80. Los tribunales podrán decretar, en todo tiempo, sea cual fuere la naturaleza del negocio, la práctica, repetición o ampliación de cualquier diligencia probatoria, siempre que se estime necesaria y sea conducente para el conocimiento de la verdad sobre los puntos controvertidos. En la práctica de esas diligencias, obrarán como lo estimen procedente, para obtener el mejor resultado de ellas, sin lesionar los derechos de las partes, y procurando en todo su igualdad.

    [Artículo 81]

    Artículo 81. El actor debe probar los hechos constitutivos de su acción y el reo los de sus excepciones.

    [Artículo 82]

    Artículo 82. El que niega sólo está obligado a probar:

    I. Cuando la negación envuelva la afirmación expresa de un hecho;

    II. Cuando se desconozca la presunción legal que tenga a su favor el colitigante, y

    III. Cuando se desconozca la capacidad.

    [Artículo 83]

    Artículo 83. El que funda su derecho en una regla general no necesita probar que su caso siguió la regla general y no la excepción; pero quien alega que el caso está en la excepción de una regla general, debe probar que así es. (DR)IJ

    [Artículo 84]

    Artículo 84. El que afirma que otro contrajo una liga jurídica, sólo debe probar el hecho o acto que la originó, y no que la obligación subsiste.

    [Artículo 85]

    Artículo 85. Ni la prueba, en general, ni los medios de prueba establecidos por la ley, son renunciables.

    [Artículo 86]

    Artículo 86. Sólo los hechos estarán sujetos a prueba, así como los usos o costumbres en que se funde el derecho. (Artículo reformado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 86 bis]

    Artículo 86 bis. El tribunal aplicará el derecho extranjero tal como lo harían los jueces o tribunales del Estado cuyo derecho resultare aplicable, sin perjuicio de que las partes puedan alegar la existencia y contenido del derecho extranjero.

    Para informarse del texto, vigencia, sentido y alcance del derecho extranjero, el tribunal podrá valerse de informes oficiales al respecto, los que podrá solicitar al Servicio Exterior Mexicano, así como disponer y admitir las diligencias probatorias que considere necesarias o que ofrezcan las partes. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 87]

    Artículo 87. El tribunal debe recibir las pruebas que le presenten las partes, siempre que estén reconocidas por la ley. Los autos en que se admita alguna prueba no son recurribles; los que la desechen son apelables en ambos efectos. Cuando la recepción de una prueba pueda ofender la moral o el decoro social, las diligencias respectivas podrán ser reservadas, según el prudente arbitrio del tribunal.

    [Artículo 88]

    Artículo 88. Los hechos notorios pueden ser invocados por el tribunal, aunque no hayan sido alegados ni probados por las partes.

    [Artículo 89]

    Artículo 89. Cuando una de las partes se oponga a la inspección o reconocimiento ordenados por el tribunal, para conocer sus condiciones físicas o mentales, o no conteste las preguntas que le dirija, deben tenerse por ciertas las afirmaciones de la contraparte, salva prueba en contrario. Lo mismo se hará si una de las partes no exhibe, a la inspección del tribunal, la cosa o documento que tiene en su poder o de que puede disponer. (DR)IJ

    [Artículo 90]

    Artículo 90. Los terceros están obligados, en todo tiempo, a prestar auxilio a los tribunales, en las averiguaciones de la verdad. Deben, sin demora, exhibir documentos y cosas que tengan en su poder, cuando para ello fueren requeridos.

    Los tribunales tienen la facultad y el deber de compeler a los terceros, por los medios de apremio más eficaces, para que cumplan con esta obligación; pero, en caso de oposición, oirán las razones en que la funden, y resolverán sin ulterior recurso.

    De la mencionada obligación están exentos los ascendientes, descendientes, cónyuges y personas que deban guardar secreto profesional, en los casos en que se trate de probar contra la parte con la que estén relacionados.

    [Artículo 91]

    Artículo 91. Los daños y perjuicios que se ocasionen a tercero, por comparecer o exhibir cosas o documentos, serán indemnizados por la parte que ofreció la prueba, o por ambas, si el tribunal procedió de oficio; sin perjuicio de lo que se resuelva sobre condenación en costas, en su oportunidad. La indemnización, en casos de reclamación, se determinará por el procedimiento incidental.

    [Artículo 92]

    Artículo 92. En cualquier momento del juicio o antes de iniciarse éste, cuando se demuestre que haya peligro de que una persona desaparezca o se ausente del lugar del juicio, o de que una cosa desaparezca o se altere, y la declaración de la primera o la inspección de la segunda sea indispensable para la resolución de la cuestión controvertida, podrá el tribunal ordenar la recepción de la prueba correspondiente.

    [Artículo 93]

    Artículo 93. La ley reconoce como medios de prueba:

    I. La confesión;

    II. Los documentos públicos;

    III. Los documentos privados;

    IV. Los dictámenes periciales;

    V. El reconocimiento o inspección judicial;

    VI. Los testigos;

    VII. Las fotografías, escritos y notas taquigráficas, y, en general, todos aquellos elementos aportados por los descubrimientos de la ciencia, y

    VIII. Las presunciones.

    [Artículo 94]

    Artículo 94. Salvo disposición contraria de la ley, lo dispuesto en este título es aplicable a toda clase de negocios.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Cuarto Prueba
    Capítulo II Confesión

    [Artículo 95]

    Artículo 95. La confesión puede ser expresa o tácita: expresa, la que se hace clara y distintamente, ya al formular o contestar la demanda, ya absolviendo posiciones, o en cualquier otro acto del proceso; tácita, la que se presume en los casos señalados por la ley.

    [Artículo 96]

    Artículo 96. La confesión sólo produce efecto en lo que perjudica al que la hace; pero si la confesión es la única prueba contra el absolvente, debe tomarse íntegramente, tanto en lo que lo favorezca como en lo que lo perjudique. (DR)IJ

    [Artículo 97]

    Artículo 97. Pueden articularse posiciones al mandatario, siempre que tenga poder bastante para absolverlas, o se refieran a hechos ejecutados por él, en el ejercicio del mandato.

    [Artículo 98]

    Artículo 98. En el caso de cesión, se considera al cesionario como apoderado del cedente, para absolver posiciones sobre hechos de éste; pero, si los ignora, pueden articularse las posiciones al cedente, siendo a cargo del cesionario la obligación de presentarlo.

    La declaración de confeso del cedente obliga al cesionario, quedando a salvo el derecho de éste frente al cedente.

    [Artículo 99]

    Artículo 99. Las posiciones deben articularse en términos claros y precisos; no han de ser insidiosas; deben ser afirmativas, procurándose que cada una no contenga más de un hecho, y éste ha de ser propio del que declara.

    [Artículo 100]

    Artículo 100. Cuando la pregunta contenga dos o más hechos, el tribunal la examinará prudentemente, determinando si debe resolverse en dos o más preguntas, o si, por la íntima relación que existe entre los hechos que contiene, de manera que no pueda afirmarse o negarse uno, sin afirmar o negar el otro u otros, y teniendo en cuenta lo ya declarado por el absolvente al contestar las anteriores del interrogatorio, debe aprobarse como ha sido formulada.

    [Artículo 101]

    Artículo 101. Se tienen por insidiosas las preguntas que se dirigen a ofuscar la inteligencia del que ha de responder, con el objeto de obtener una confesión contraria a la verdad.

    [Artículo 102]

    Artículo 102. Desde que se abre el juicio a prueba, hasta antes de la audiencia final, todo litigante está obligado a absolver posiciones personalmente, cuando así lo exige el que las articula.

    [Artículo 103]

    Artículo 103. No se procederá a citar, para absolver posiciones, sino después de haber sido presentado el pliego que las contenga. Si éste se presentare cerrado, deberá guardarse así en el secreto del tribunal, asentándose la razón respectiva en la cubierta, que firmará el secretario. (DR)IJ

    [Artículo 104]

    Artículo 104. El que haya de absolver posiciones será citado personalmente, a más tardar, el día anterior al señalado para la diligencia, bajo apercibimiento de que, si dejare de comparecer sin justa causa, será tenido por confeso. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 105]

    Artículo 105. Si el citado a absolver posiciones comparece, el tribunal abrirá el pliego, e, impuesto de ellas, las calificará, y aprobará sólo las que se ajusten a lo dispuesto en el artículo 99. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 106]

    Artículo 106. Si fueren varios los que hayan de absolver posiciones al tenor de un mismo interrogatorio, las diligencias se practicarán separadamente y en un mismo día, siempre que fuere posible, evitando que los que absuelvan primero se comuniquen con los que hayan de absolver después.

    [Artículo 107]

    Artículo 107. En ningún caso se permitirá que la parte que ha de absolver un interrogatorio de posiciones esté asistida por su abogado, procurador, ni otra persona; ni se le dará traslado ni copia de las posiciones, ni término para que se aconseje; pero, si el absolvente no hablare el español, podrá ser asistido por un intérprete, si fuere necesario, y, en este caso, el tribunal lo nombrará. Si la parte lo pide, se asentará también su declaración en su propio idioma, con intervención del intérprete. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Cuando el que haya de absolver posiciones fuere indígena y no hable el español, o hablándolo no lo sepa leer, deberá asistirle un intérprete con conocimiento de su lengua y cultura, asentándose su declaración en español y en su propio idioma. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 18 de diciembre de 2002)

    Cuando el absolvente tuviese alguna discapacidad visual, auditiva o de locución, el juez de la causa deberá a petición de la parte que lo requiera, ordenar la asistencia necesaria en materia de estenografía proyectada, en los términos de la fracción VI del artículo 2 de la Ley General de las Personas con Discapacidad, de un traductor o intérprete. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 24 de mayo de 2011)

    [Artículo 108]

    Artículo 108. Hecha, por el absolvente, la protesta de decir verdad, el tribunal procederá al interrogatorio.

    Si el testigo fuere indígena y no hable el español, o hablándolo no lo supiera leer, deberá asistirle un intérprete con conocimiento de su lengua y cultura, a fin de que rinda su testimonio, sea en su propia lengua o en español; pero en cualquier caso, el mismo deberá asentarse en ambos idiomas.

    [Artículo 109]

    Artículo 109. Las contestaciones serán categóricas, en sentido afirmativo o negativo; pero el que las dé podrá agregar las explicaciones que considere necesarias, y, en todo caso, dará las que el tribunal le pida. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Si la parte estimare ilegal una pregunta, podrá manifestarlo al tribunal, a fin de que vuelva a calificarla. Si se declara procedente, se le repetirá para que la conteste, apercibida de tenerla por confesa, si no lo hace. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 110]

    Artículo 110. Terminado el interrogatorio, la parte que lo formuló puede articular oral y directamente, en el mismo acto y previo permiso del tribunal, nuevas posiciones al absolvente. En este caso, cuando, al acabar de hacerse una pregunta, advierta el tribunal que no se ajusta a lo dispuesto en el artículo 99, la reprobará, y declarará que no tiene el absolvente obligación de contestarla; pero se asentará literalmente en autos. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943) (DR)IJ

    [Artículo 111]

    Artículo 111. Si la parte absolvente se niega a contestar, o contestare con evasivas, o dijere ignorar los hechos propios, el tribunal la apercibirá de tenerla por confesa, si insiste en su actitud. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 112]

    Artículo 112. Absueltas las posiciones, el absolvente tiene derecho, a su vez, de formular en el acto, al articulante, si hubiere asistido, las preguntas que desee, en la forma que se dispone en el artículo 110. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 113]

    Artículo 113. El tribunal puede libremente, en el acto de la diligencia, interrogar a las partes sobre todos los hechos y circunstancias que sean conducentes a la averiguación de la verdad. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 114]

    Artículo 114. Las declaraciones serán asentadas literalmente, a medida que se vayan produciendo, y serán firmadas al pie de la última hoja y al margen de las demás en que se contengan, así como el pliego de posiciones, por los absolventes, después de leerlas por sí mismos, si quisieren hacerlo, o de que les sean leídas por la Secretaría, en caso contrario. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Si no supieren firmar, pondrán su huella digital, y, si no quisieren hacer lo uno ni lo otro, firmará sólo el tribunal y hará constar esta circunstancia.

    [Artículo 115]

    Artículo 115. Cuando el absolvente, al enterarse de su declaración, manifieste no estar conforme con los términos en que se hayan asentado sus respuestas, el tribunal decidirá, en el acto, lo que proceda, determinando si debe hacerse alguna rectificación en el acta. Contra esta decisión no habrá recurso alguno.

    [Artículo 116]

    Artículo 116. Firmadas las declaraciones por los que las hubieren producido, o, en su defecto, sólo por el tribunal, no podrán variarse, ni en la substancia ni en la redacción. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 117]

    Artículo 117. En caso de enfermedad debidamente comprobada del que deba declarar, el tribunal se trasladará al domicilio de aquél, o al lugar en que esté recluido, donde se efectuará la diligencia, en presencia de la otra parte, si asistiere. (DR)IJ

    [Artículo 118]

    Artículo 118. Cuando el juicio se siga en rebeldía, la citación para absolver posiciones se hará publicando la determinación, por tres veces consecutivas, en el "Diario Oficial"; a no ser que el emplazamiento se haya entendido personalmente con el demandado, su representante o apoderado, pues, en tal caso, la citación se hará por rotulón. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 119]

    Artículo 119. Si el que deba absolver las posiciones estuviere ausente, aun cuando tenga casa señalada para recibir notificaciones, se librará el correspondiente exhorto o despacho, acompañado, en sobre cerrado y sellado, el pliego en que consten las preguntas. En este caso, se abrirá el pliego, y, calificadas las preguntas, se sacará copia de las que fueren aprobadas, la cual se guardará en el secreto del tribunal, debidamente autorizada, remitiéndose el original con el exhorto o despacho, para que se haga el examen al tenor de las posiciones que hubiere aprobado el tribunal del juicio. Si el interesado ignorare el lugar en que se encuentre el absolvente, la citación se hará por edictos, y, además, en el domicilio señalado. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Cuando, quien haya de absolver posiciones, haya sido ya citado para ello, cualquier cambio de domicilio o de residencia a población distinta de la en que fue citado, no surte efecto alguno, sino que habrá de absolver las posiciones ante el tribunal que lo citó.

    [Artículo 120]

    Artículo 120. Para los efectos del artículo anterior, el que promueva la prueba de confesión deberá hacer su petición y presentar el pliego que contenga las posiciones, con la anticipación debida, a efecto de que el exhorto o despacho pueda estar diligenciado, en poder del tribunal, antes de la audiencia final del juicio.

    [Artículo 121]

    Artículo 121. El tribunal que fuere requerido para la práctica de una diligencia de confesión, se limitará a diligenciar el exhorto o despacho, con arreglo a la ley, y a devolverlo al tribunal de su origen; pero no podrá declarar confeso a quien deba absolver las posiciones.

    [Artículo 122]

    Artículo 122. Cuando la diligencia de confesión fuere practicada por un tribunal requerido por el del juicio, si, después de contestado el interrogatorio, formulare, en el mismo acto, nuevas posiciones el articulante o quien sus derechos represente, obrará el tribunal de la diligencia como se dispone en el artículo 110.

    [Artículo 123]

    Artículo 123. Contra la confesión expresa de hechos propios no se admitirá, a la parte que la hubiere hecho, prueba de ninguna clase; a no ser que se trate de demostrar hechos ignorados por ella al producir la confesión, debidamente acreditados, o de hechos posteriores, acreditados en igual forma.

    [Artículo 124]

    Artículo 124. La parte legalmente citada a absolver posiciones será tenida por confesa en las preguntas sobre hechos propios que se le formulen:

    I. Cuando sin justa causa no comparezca;

    II. Cuando insista en negarse a declarar;

    III. Cuando, al declarar, insista en no responder afirmativa o negativamente, o en manifestar que ignora los hechos, y (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    IV. Cuando obre en los términos previstos en las dos fracciones que anteceden, respecto a las preguntas que le formule el tribunal, conforme al artículo 113. (DR)IJ

    [Artículo 125]

    Artículo 125. En el primer caso del artículo anterior, el tribunal abrirá el pliego de posiciones y las calificará antes de hacer la declaración.

    En los demás casos, el tribunal, al terminarse la diligencia, hará la declaración de tener por confesa a la parte.

    [Artículo 126]

    Artículo 126. El auto que declare confesa a una parte, y el que niegue esta declaración, son apelables. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Se tendrá por confeso al articulante, y sólo en lo que le perjudique respecto a los hechos propios que consten en las posiciones que formule, y contra ellos no se le admitirá prueba de ninguna clase.

    [Artículo 127]

    Artículo 127. Las autoridades, las corporaciones oficiales y los establecimientos que formen parte de la administración pública, absolverán posiciones por medio de oficio, en que se insertarán las preguntas que quiera hacerles la contraparte, para que, por vía de informe, sean contestadas dentro del término que señale el tribunal. En el oficio se apercibirá a la parte absolvente de tenerla por confesa si no contestare dentro del término que se le haya fijado, o si no lo hiciere categóricamente, afirmando o negando los hechos.

    [Artículo 128]

    Artículo 128. En el caso del artículo anterior y en el de la fracción I del 124, la declaración de confeso se hará a instancia de parte, en todo tiempo, hasta antes de la audiencia final del juicio.

    En cualquier estado del juicio, en que se pruebe la justa causa, quedará insubsistente la declaración de confeso, sin perjuicio de que puedan articularse nuevamente posiciones.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Cuarto Prueba
    Capítulo III Documentos Públicos Privados

    [Artículo 129]

    Artículo 129. Son documentos públicos aquellos cuya formación está encomendada por la ley, dentro de los límites de su competencia, a un funcionario público revestido de la fe pública, y los expedidos por funcionarios públicos, en el ejercicio de sus funciones. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    La calidad de públicos se demuestra por la existencia regular, sobre los documentos, de los sellos, firmas u otros signos exteriores que, en su caso, prevengan las leyes.

    [Artículo 130]

    Artículo 130. Los documentos públicos expedidos por autoridades de la Federación, de los Estados, del Distrito Federal y Territorios o de los Municipios, harán fe en el juicio, sin necesidad de legalización. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 131]

    Artículo 131. Derogado. (Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988) (DR)IJ

    [Artículo 132]

    Artículo 132. De la traducción de los documentos que se presenten en idioma extranjero, se mandará dar vista a la parte contraria, para que, dentro de tres días, manifieste si esta conforme. Si lo estuviere o no contestare la vista, se pasará por la traducción; en caso contrario, el tribunal nombrará traductor. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 133]

    Artículo 133. Son documentos privados los que no reúnen las condiciones previstas por el artículo 129.

    [Artículo 134]

    Artículo 134. Siempre que uno de los litigantes pidiere copia o testimonio de parte de un documento o pieza que obre en las oficinas públicas, el contrario tendrá derecho de que, a su costa, se adicione con lo que crea conducente del mismo documento o pieza.

    [Artículo 135]

    Artículo 135. Los documentos existentes en un lugar distinto de aquel en que se sigue el negocio, se compulsarán a virtud de despacho o exhorto que dirija el tribunal de los autos al Juez de Distrito respectivo, o, en su defecto, al del lugar en que aquéllos se hallen. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 136]

    Artículo 136. Los documentos privados se presentarán originales, y, cuando formen parte de un libro, expediente o legajo, se exhibirán para que se compulse la parte que señalen los interesados. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 137]

    Artículo 137. Si el documento se encuentra en libros o papeles de casa de comercio o de algún establecimiento industrial, el que pida el documento o la constancia deberá fijar con precisión cuál sea, y la copia testimonial se tomará en el escritorio del establecimiento, sin que los directores de él estén obligados a llevar al tribunal los libros de cuentas, ni a más que a presentar las partidas o documentos designados. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 138]

    Artículo 138. Podrá pedirse el cotejo de firmas, letras o huellas digitales, siempre que se niegue o que se ponga en duda la autenticidad de un documento privado. Para este cotejo se procederá con sujeción a lo que se previene en el capítulo IV, de este Título. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943) (DR)IJ

    [Artículo 139]

    Artículo 139. La persona que pida el cotejo designará el documento o documentos indubitados, con que deba hacerse, o pedirá, al tribunal, que cite al interesado para que, en su presencia, ponga la firma, letra o huella digital que servirá para el cotejo.

    [Artículo 140]

    Artículo 140. Se considerarán indubitados para el cotejo:

    I. Los documentos que las partes reconozcan como tales, de común acuerdo;

    II. Los documentos privados cuya letra o firma haya sido reconocida, en juicio, por aquél a quien se atribuya la dudosa;

    III. Los documentos cuya letra, firma o huella digital haya sido judicialmente declarada propia de aquel a quien se atribuya la dudosa, exceptuando el caso en que la declaración haya sido hecha en rebeldía;

    IV. El escrito impugnado, en la parte en que reconozca la letra como suya aquél a quien perjudique, y

    V. Las firmas o huellas digitales puestas en actuaciones judiciales, en presencia del secretario del tribunal, o de quien haga sus veces, por la parte cuya firma, letra o huella digital se trate de comprobar, y las puestas ante cualquier otro funcionario revestido de la fe pública.

    [Artículo 141]

    Artículo 141. Cuando alguna de las partes sostenga la falsedad de un documento, se observarán las prescripciones relativas de las leyes penales aplicables. En este caso, si el documento puede ser de influencia en el pleito, no se efectuará la audiencia final del juicio, sino hasta que se decida, sobre la falsedad, por las autoridades judiciales del orden penal, a no ser que la parte a quien beneficie el documento renuncie a que se tome como prueba. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Cuando concluya el procedimiento penal sin decidir si el documento es o no falso, el tribunal de lo civil concederá un término de diez días para que rindan las partes sus pruebas, sobre esos extremos, a fin de que, en la sentencia, se decida sobre el valor probatorio del documento.

    [Artículo 142]

    Artículo 142. Las partes sólo podrán objetar los documentos dentro de los tres días siguientes a la apertura del término de prueba, tratándose de los presentados hasta entonces; los exhibidos con posterioridad podrán serlo en igual término, contado desde que surta efectos la notificación del auto que los haya tenido como pruebas.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Cuarto Prueba
    Capítulo IV Prueba Pericial

    [Artículo 143]

    Artículo 143. La prueba pericial tendrá lugar en las cuestiones de un negocio relativas a alguna ciencia o arte, y en los casos en que expresamente lo prevenga la ley.

    [Artículo 144]

    Artículo 144. Los peritos deben tener título en la ciencia o arte a que pertenezca la cuestión sobre que ha de oírse su parecer, si la profesión o el arte estuviere legalmente reglamentado.

    Si la profesión o el arte no estuviere legalmente reglamentado, o, estándolo, no hubiere peritos en el lugar, podrán ser nombradas cualesquiera personas entendidas, a juicio del tribunal, aun cuando no tengan título. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 145]

    Artículo 145. Cada parte nombrará un perito, a no ser que se pusieren de acuerdo en el nombramiento de uno solo.

    Si fueren más de dos los litigantes, nombrarán un perito los que sostuvieren unas mismas pretensiones, y otro los que las contradigan.

    Si los que deben nombrar un perito no pudieren ponerse de acuerdo, el tribunal designará uno de entre los que propongan los interesados. (DR)IJ

    [Artículo 146]

    Artículo 146. La parte que desee rendir prueba pericial, deberá promoverla dentro de los diez primeros días del término ordinario o del extraordinario, o en su caso, por medio de un escrito en que formulará las preguntas o precisará los puntos sobre que debe versar; hará la designación del perito de su parte, y propondrá un tercero para el caso de desacuerdo. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    El tribunal concederá, a las demás partes, el término de cinco días para que adicionen el cuestionario con lo que les interese, previniéndolas que, en el mismo término, nombren el perito que les corresponda y manifiesten si están o no conformes con que se tenga como perito tercero al propuesto por el promovente. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Si, pasados los cinco días, no hicieren las demás partes el nombramiento que les corresponde, ni manifestaren estar conformes con la proposición del perito tercero, el tribunal, de oficio, hará el o los nombramientos pertinentes, observándose lo dispuesto en la parte final del artículo 145, en su caso. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 147]

    Artículo 147. Los peritos nombrados por las partes serán presentados por éstas al tribunal, dentro de los tres días siguientes de habérseles tenido como tales, a manifestar la aceptación y protesta de desempeñar su encargo con arreglo a la ley. Si no lo hicieren o no aceptaren, el tribunal hará, de oficio, desde luego, los nombramientos que a aquéllas correspondía. Los peritos nombrados por el tribunal serán notificados personalmente de su designación, para que manifiesten si aceptan y protestan desempeñar el cargo.

    [Artículo 148]

    Artículo 148. El tribunal señalará lugar, día y hora para que la diligencia se practique, si él debe presidirla.

    En cualquier otro caso, señalará a los peritos un término prudente para que presenten su dictamen.

    El tribunal deberá presidir la diligencia cuando así lo juzgue conveniente, o lo solicite alguna de las partes y lo permita la naturaleza del reconocimiento, pudiendo pedir, a los peritos, todas las aclaraciones que estime conducentes y exigirles la práctica de nuevas diligencias.

    [Artículo 149]

    Artículo 149. En el caso del párrafo final del artículo anterior, se observarán las reglas siguientes:

    I. El perito que dejare de concurrir, sin causa justa, calificada por el tribunal, será responsable de los daños y perjuicios que, por su falta, se causaren; (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    II. Los peritos practicarán unidos la diligencia, pudiendo concurrir los interesados al acto, y hacerles cuantas observaciones quieran; pero deberán retirarse para que los peritos discutan y deliberen solos. Los peritos estarán obligados a considerar, en su dictamen, las observaciones de los interesados y del tribunal, y (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    III. Los peritos darán inmediatamente su dictamen, siempre que lo permita la naturaleza del reconocimiento; de lo contrario, se les señalará un término prudente para que lo rindan.

    [Artículo 150]

    Artículo 150. Cuando el tribunal no asista a la diligencia, los peritos practicarán sus peritajes conjunta o separadamente, con asistencia o no de las partes, según ellos lo estimaren conveniente.

    [Artículo 151]

    Artículo 151. Si los peritos están conformes, extenderán su dictamen en un mismo escrito que presentarán, o en un acta que harán asentar por el secretario del tribunal, firmando los dos. Si no lo estuvieren, formularán su dictamen en escrito por separado, del que acompañarán una copia.

    [Artículo 152]

    Artículo 152. Rendidos los dictámenes, dentro de los tres días siguientes del últimamente presentado, los examinará el tribunal, y, si discordaren en alguno o algunos de los puntos esenciales sobre que debe versar el parecer pericial, mandará, de oficio que, por notificación personal, se hagan del conocimiento del perito tercero, entregándole las copias de ellos, y previniéndole que, dentro del término que le señale, rinda el suyo. Si el término fijado no bastare, el tribunal podrá acordar, a petición del perito, que se le amplíe.

    El perito tercero no está obligado a adoptar alguna de las opiniones de los otros peritos. (DR)IJ

    [Artículo 153]

    Artículo 153. Si el perito nombrado por una parte no rinde su dictamen, sin causa justificada, designará el tribunal nuevo perito, en substitución del omiso, e impondrá, a éste, una multa hasta por la cantidad de ciento veinte días de salario mínimo general vigente en el Distrito Federal. La omisión hará, además, responsable, al perito, de los daños y perjuicios que por ella se ocasionen a la parte que lo nombró. (Reformado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 20 de junio de 2008)

    Si el perito de que se trata no rinde su dictamen dentro del plazo que se le fijó, pero sí antes de que se haya hecho el nuevo nombramiento, sólo se le aplicará la multa señalada en el párrafo precedente.

    [Artículo 154]

    Artículo 154. Los peritos se sujetarán, en su dictamen, a las bases que, en su caso, fije la ley.

    [Artículo 155]

    Artículo 155. Si el objeto del dictamen pericial fuere la práctica de un avalúo, los peritos tenderán a fijar el valor comercial, teniendo en cuenta los precios de plaza, los frutos que en su caso, produjere o fuere capaz de producir la cosa objeto del avalúo, y todas las circunstancias que puedan influir en la determinación del valor comercial, salvo que, por convenio o por disposición de la ley, sean otras las bases para el avalúo. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 156]

    Artículo 156. El perito tercero que nombre el tribunal, puede ser recusado dentro de los tres días siguientes al en que cause estado la notificación de su nombramiento a los litigantes, por las mismas causas que pueden serlo los jueces; pero, si se tratare de perito nombrado en rebeldía de una de las partes, sólo ésta podrá hacer uso de la recusación.

    [Artículo 157]

    Artículo 157. La recusación se resolverá por el procedimiento incidental, a menos que el perito confesare la causa, caso en el cual se admitirá desde luego la recusación, y se procederá al nombramiento de nuevo perito. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 158]

    Artículo 158. Contra el auto en que se admita o deseche la recusación, no procede recurso alguno.

    [Artículo 159]

    Artículo 159. Los honorarios de cada perito serán pagados por la parte que lo nombró, o en cuya rebeldía lo hubiere nombrado el tribunal, y, los del tercero, por ambas partes, sin perjuicio de lo que se resuelva definitivamente sobre condenación en costas. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943) (DR)IJ

    [Artículo 160]

    Artículo 160. Para el pago de los honorarios de que trata el artículo anterior, los peritos presentarán, al tribunal, la correspondiente regulación, de la cual se dará vista por el término de tres, días a la parte o partes que deban pagarlos.

    Transcurrido dicho término, contesten o no las partes, hará el tribunal la regulación definitiva, y ordenará su pago, teniendo en consideración, en su caso, las disposiciones arancelarias. Esta resolución es apelable si los honorarios reclamados exceden de mil pesos.

    En caso de que el importe de honorarios se hubiere fijado por convenio, se estará a lo que en él se establezca.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Cuarto Prueba
    Capítulo V Reconocimientos o Inspección Judicial

    [Artículo 161]

    Artículo 161. La inspección judicial puede practicarse, a petición de parte o por disposición del tribunal, con oportuna citación, cuando pueda servir para aclarar o fijar hechos relativos a la contienda que no requieran conocimientos técnicos especiales.

    [Artículo 162]

    Artículo 162. Las partes, sus representantes y abogados podrán concurrir a la inspección, y hacer las observaciones que estimen oportunas.

    [Artículo 163]

    Artículo 163. De la diligencia se levantará acta circunstanciada, que firmarán los que a ella concurran. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 164]

    Artículo 164. A juicio del tribunal o a petición de parte, se levantarán planos o se tomarán fotografías del lugar u objetos inspeccionados. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Cuarto Prueba
    Capítulo VI Prueba Testimonial

    [Artículo 165]

    Artículo 165. Todos los que tengan conocimiento de los hechos que las partes deben probar, están obligados a declarar como testigos.

    [Artículo 166]

    Artículo 166. Una parte sólo puede presentar hasta cinco testigos sobre cada hecho, salvo disposición diversa de la ley. (DR)IJ

    [Artículo 167]

    Artículo 167. Los testigos serán citados a declarar cuando la parte que ofrezca su testimonio manifieste no poder, por sí misma, hacer que se presenten. La citación se hará con apercibimiento de apremio si faltaren sin justa causa.

    Los que, habiendo comparecido, se nieguen a declarar, serán apremiados por el tribunal.

    [Artículo 168]

    Artículo 168. Los gastos que hicieren los testigos y los perjuicios que sufran por presentarse a declarar, serán satisfechos por la parte que los llamare, en los términos del artículo 91, salvo siempre lo que se decida sobre condenación en costas.

    [Artículo 169]

    Artículo 169. Los funcionarios públicos o quienes lo hayan sido, no están obligados a declarar, a solicitud de las partes respecto al asunto de que conozcan o hayan conocido por virtud de sus funciones. Solamente cuando el tribunal lo juzgue indispensable para la investigación de la verdad podrán ser llamados a declarar.

    [Artículo 170]

    Artículo 170. A los ancianos de más de setenta años, a las mujeres y a los enfermos, podrá el tribunal, según las circunstancias, recibirles la declaración en la casa en que se hallen en presencia de las partes, si asistieren.

    [Artículo 171]

    Artículo 171. Los funcionarios públicos de la Federación y de los Estados a que alude el artículo 108 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, rendirán su declaración por oficio, observándose, en lo aplicable, lo dispuesto por los artículos 127 y 174; pero, si los expresados funcionarios lo estimaren prudente y lo ofrecieren así en respuesta al oficio que se les dirija, podrán rendir su declaración personalmente. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 172]

    Artículo 172. La parte que desee rendir prueba testimonial, deberá promoverla dentro de los quince primeros días del término ordinario o del extraordinario, en su caso.

    [Artículo 173]

    Artículo 173. Para el examen de los testigos, no se presentarán interrogatorios escritos. Las preguntas serán formuladas verbal y directamente, por las partes o sus abogados, al testigo. Primero interrogará el promovente de la prueba, y, a continuación, las demás partes, pudiendo el tribunal, en casos en que la demora puede perjudicar el resultado de la investigación, a su juicio, permitir que, a raíz de una respuesta, hagan las demás partes las repreguntas relativas a ella, o formularlas el propio tribunal. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943) (DR)IJ

    [Artículo 174]

    Artículo 174. No obstante lo dispuesto en el artículo anterior, cuando el testigo sea un funcionario de los de qué trata el artículo 171, o resida fuera del lugar del negocio deberá el promovente, al ofrecer la prueba, presentar sus interrogatorios, con las copias respectivas para las demás partes, las cuales serán puestas a su disposición, en el mismo auto en que se mande recibir la prueba, para que, dentro de tres días, presenten, en pliego cerrado, si quisieren, su interrogatorio de repreguntas; pero, si lo presentaren después, no les será admitido, sin perjuicio de que, en todo caso, pueda, la parte interesada, presentarse directamente, a repreguntar, ante el tribunal requerido, el que hará la calificación de las repreguntas, cuidando de asentar, literalmente en autos, las que deseche, como lo manda el artículo 175. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Para el examen de los testigos que no residan en el lugar del negocio, se librará recado al tribunal que ha de practicar la diligencia, acompañándole, en pliego cerrado, los interrogatorios, previa la calificación correspondiente. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 175]

    Artículo 175. Las preguntas y repreguntas deben estar concebidas en términos claros y precisos; han de ser conducentes a la cuestión debatida; se procurará que en una sola no se comprenda más de un hecho y no hechos o circunstancias diferentes, y pueden ser en forma afirmativa o inquisitiva. Las que no satisfagan estos requisitos, serán desechadas de plano, sin que proceda recurso alguno; pero se asentarán literalmente en autos.

    [Artículo 176]

    Artículo 176. Después de tomarse, al testigo, la protesta de conducirse con verdad, y de advertirlo de las penas en que incurre el que se produce con falsedad, se hará constar su nombre, edad, estado, lugar de su residencia, ocupación, domicilio, si es pariente consanguíneo o afín de alguno de los litigantes, y en qué grado; si tiene interés directo en el pleito o en otro semejante, y si es amigo íntimo o enemigo de alguna de las partes. A continuación, se procederá al examen. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 177]

    Artículo 177. Los testigos serán examinados separada y sucesivamente, sin que unos puedan presenciar las declaraciones de los otros. Cuando no fuere posible terminar el examen de los testigos en un solo día, la diligencia se suspenderá para continuarse al día siguiente hábil.

    [Artículo 178]

    Artículo 178. Cuando el testigo deje de contestar algún punto, o haya incurrido en contradicción, o se haya expresado con ambigüedad, pueden las partes llamar la atención del tribunal, para que, si lo estima conveniente, exija a aquél las respuestas y aclaraciones que procedan.

    [Artículo 179]

    Artículo 179. El tribunal tendrá la más amplia facultad para hacer, a los testigos y a las partes, las preguntas que estime conducentes a la investigación de la verdad, así como para cerciorarse de la idoneidad de los mismos testigos, asentándose todo en el acta.

    [Artículo 180]

    Artículo 180. Si el testigo no habla el castellano, rendirá su declaración por medio de intérprete, que será nombrado por el tribunal. Cuando el testigo lo pidiere, además de asentarse su declaración en español, podrá escribirse en su propio idioma, por él o por el intérprete. Este último deberá, antes de desempeñar su encargo, protestar hacerlo lealmente, haciéndose constar esta circunstancia.

    Si el testigo fuere indígena y no hable el español, o hablándolo no lo supiera leer, deberá asistirle un intérprete con conocimiento de su lengua y cultura, a fin de que rinda su testimonio, sea en su propia lengua o en español; pero en cualquier caso, el mismo deberá asentarse en ambos idiomas. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 18 de diciembre de 2002)

    Cuando el testigo tuviese alguna discapacidad visual, auditiva o de locución, el juez de la causa deberá ordenar a petición del oferente de la prueba o de la persona que dará testimonio, la asistencia necesaria en materia de estenografía proyectada, en los términos de la fracción VI del artículo 2 de la Ley General de las Personas con Discapacidad o de un traductor o intérprete. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 24 de mayo de 2011) (DR)IJ

    [Artículo 181]

    Artículo 181. Cada respuesta del testigo se hará constar en autos, en forma que, al mismo tiempo, se comprenda, en ella el sentido o términos de la pregunta formulada. Sólo cuando lo pida una parte, respecto a preguntas especiales, puede el tribunal, permitir que, primero, se escriba textualmente la pregunta, y, a continuación, la respuesta. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 182]

    Artículo 182. Los testigos están obligados a dar la razón de su dicho, respecto de las respuestas que no lleven ya en sí, y el tribunal deberá exigirla.

    [Artículo 183]

    Artículo 183. El testigo firmará al pie de su declaración y al margen de las hojas en que se contenga, después de habérsele leído o de que la lea por sí mismo y la ratifique. Si no quiere, no sabe o no puede leer, la declaración será leída por el secretario, y, si no quiere, no sabe o no puede firmar, imprimirá sus huellas digitales, si puede y quiere hacerlo, de todo lo cual se hará relación motivada en autos.

    [Artículo 184]

    Artículo 184. La declaración, una vez ratificada, no puede variarse ni en la substancia ni en la redacción.

    [Artículo 185]

    Artículo 185. Con respecto a los hechos sobre que haya versado un examen de testigos y con respecto a los directamente contrarios, no puede la misma parte volver a presentar prueba testimonial, en ningún momento del juicio.

    [Artículo 186]

    Artículo 186. En el acto del examen de un testigo o dentro de los tres días siguientes, pueden las partes atacar el dicho de aquél, por cualquier circunstancia que, en su concepto, afecte su credibilidad. Para la prueba de las circunstancias alegadas, se concederá un término de diez días, y, cuando sea testimonial, no se podrán presentar más de tres testigos sobre cada circunstancia. El dicho de estos testigos ya no puede impugnarse por medio de prueba, sin perjuicio de las acciones penales que procedan, y su valor se apreciará en la sentencia, según el resultado de la discusión en la audiencia final del juicio.

    [Artículo 187]

    Artículo 187. Al valorar la prueba testimonial, el tribunal apreciará las justificaciones relativas o las circunstancias a que se refiere el artículo anterior, ya sea que éstas hayan sido alegadas, o que aparezcan en autos. (DR)IJ

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Cuarto Prueba
    Capítulo VII Fotografías, Escritos o notas Taquigráficas y, en General, todos aquellos Elementos Aportados por los Descubrimientos de la Ciencia (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 188]

    Artículo 188. Para acreditar hechos o circunstancias en relación con el negocio que se ventila, pueden las partes presentar fotografías, escritos o notas taquigráficas, y, en general, toda clase de elementos aportados por los descubrimientos de la ciencia.

    [Artículo 189]

    Artículo 189. En todo caso en que se necesiten conocimientos técnicos especiales para la apreciación de los medios de prueba a que se refiere este capítulo, oirá el tribunal el parecer de un perito nombrado por él, cuando las partes lo pidan o él lo juzgue conveniente.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Cuarto Prueba
    Capítulo VIII Presunciones

    [Artículo 190]

    Artículo 190. Las presunciones son:

    I. Las que establece expresamente la ley, y

    II. Las que se deducen de hechos comprobados.

    [Artículo 191]

    Artículo 191. Las presunciones, sean legales o humanas, admiten prueba en contrario, salvo cuando, para las primeras, exista prohibición expresa de la ley.

    [Artículo 192]

    Artículo 192. La parte que alegue una presunción sólo debe probar los supuestos de la misma, sin que le incumba la prueba de su contenido.

    [Artículo 193]

    Artículo 193. La parte que niegue una presunción debe rendir la contraprueba de los supuestos de aquélla.

    [Artículo 194]

    Artículo 194. La parte que impugne una presunción debe probar contra su contenido. (DR)IJ

    [Artículo 195]

    Artículo 195. La prueba producida contra el contenido de una presunción, obliga, al que la alegó, a rendir la prueba de que estaba relevado en virtud de la presunción.

    Si dos partes contrarias alegan, cada una en su favor, presunciones que mutuamente se destruyen, se aplicará, independientemente para cada una de ellas lo dispuesto en los artículos precedentes.

    [Artículo 196]

    Artículo 196. Si una parte alega una presunción general que es contradicha por una presunción especial alegada por la contraria, la parte que alegue la presunción general estará obligada a producir la prueba que destruya los efectos de la especial, y la que alegue ésta sólo quedará obligada a probar, contra la general, cuando la prueba rendida por su contraparte sea bastante para destruir los efectos de la presunción especial.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Cuarto Prueba
    Capítulo IX Valuación de la Prueba

    [Artículo 197]

    Artículo 197. El tribunal goza de la más amplia libertad para hacer el análisis de las pruebas rendidas; para determinar el valor de las mismas, unas enfrente de las otras, y para fijar el resultado final de dicha valuación contradictoria; a no ser que la ley fije las reglas para hacer esta valuación, observando, sin embargo, respecto de cada especie de prueba, lo dispuesto en este capítulo.

    [Artículo 198]

    Artículo 198. No tendrán valor alguno legal las pruebas rendidas con infracción de lo dispuesto en los artículos precedentes de este Título.

    [Artículo 199]

    Artículo 199. La confesión expresa hará prueba plena cuando concurran, en ella, las circunstancias siguientes:

    I. Que sea hecha por persona capacitada para obligarse;

    II. Que sea hecha con pleno conocimiento, y sin coacción ni violencia, y

    III. Que sea de hecho propio o, en su caso, del representado o del cedente, y concerniente al negocio.

    [Artículo 200]

    Artículo 200. Los hechos propios de las partes, aseverados en la demanda, en la contestación o en cualquier otro acto del juicio, harán prueba plena en contra de quien los asevere, sin necesidad de ofrecerlos como prueba.

    [Artículo 201]

    Artículo 201. La confesión ficta produce el efecto de una presunción, cuando no haya pruebas que la contradigan. (DR)IJ

    [Artículo 202]

    Artículo 202. Los documentos públicos hacen prueba plena de los hechos legalmente afirmados por la autoridad de que aquéllos procedan; pero, si en ellos se contienen declaraciones de verdad o manifestaciones de hechos de particulares, los documentos sólo prueban plenamente que, ante la autoridad que los expidió, se hicieron tales declaraciones o manifestaciones; pero no prueban la verdad de lo declarado o manifestado. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Las declaraciones o manifestaciones de que se trata prueban plenamente contra quienes las hicieron o asistieron al acto en que fueron hechas, y se manifestaron conformes con ellas. Pierden su valor en el caso de que judicialmente se declare su simulación.

    También harán prueba plena las certificaciones judiciales o notariales de las constancias de los libros parroquiales, relativos a las actas del estado civil de las personas, siempre que se refieran a época anterior al establecimiento del Registro Civil. Igual prueba harán cuando no existan los libros del registro, original y duplicado, y cuando, existiendo, estén rotas o borradas las hojas en que se encontraba el acta.

    En caso de estar contradicho su contenido por otras pruebas, su valor queda a la libre apreciación del tribunal.

    [Artículo 203]

    Artículo 203. El documento privado forma prueba de los hechos mencionados en él, sólo en cuanto sean contrarios a los intereses de su autor, cuando la ley no disponga otra cosa. El documento proveniente de un tercero sólo prueba en favor de la parte que quiere beneficiarse con él y contra su colitigante, cuando éste no lo objeta. En caso contrario, la verdad de su contenido debe demostrarse por otras pruebas.

    El escrito privado que contenga una declaración de verdad, hace fe de la existencia de la declaración; más no de los hechos declarados. Es aplicable al caso lo dispuesto en el párrafo segundo del artículo 202. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Se considera como autor del documento a aquél por cuya cuenta ha sido formado.

    [Artículo 204]

    Artículo 204. Se reputa autor de un documento privado al que lo suscribe, salva la excepción de que trata el artículo 206.

    Se entiende por suscripción la colocación, al pie del escrito, de las palabras que, con respecto al destino del mismo, sean idóneas para identificar a la persona que suscribe.

    La suscripción hace plena fe de la formación del documento por cuenta del suscriptor, aun cuando el texto no haya sido escrito ni en todo ni en parte por él, excepto por lo que se refiere a agregados interlineales o marginales, cancelaciones o cualesquiera otras modificaciones contenidas en él, las cuales no se reputan provenientes del autor, si no están escritas por su mano, o no se ha hecho mención de ellas antes de la subscripción.

    [Artículo 205]

    Artículo 205. Si la parte contra la cual se presenta un escrito privado suscripto, no objeta, dentro del término señalado por el artículo 142, que la subscripción o la fecha haya sido puesta por ella, ni declara no reconocer que haya sido puesta por el que aparece como subscriptor, si éste es un tercero, se tendrán, la suscripción y la fecha, por reconocidas. En caso contrario, la verdad de la subscripción y de la fecha debe demostrarse por medio de prueba directa para tal objeto, de conformidad con los capítulos anteriores.

    Si la suscripción o la fecha está certificada por notario o por cualquiera otro funcionario revestido de la fe pública, tendrá el mismo valor que un documento público indubitado.

    [Artículo 206]

    Artículo 206. Se considera autor de los libros de comercio, registrados domésticos y demás documentos que no se acostumbra subscribir, a aquél que los haya formado o por cuya cuenta se hicieren.

    Si la parte contra la cual se propone un documento de esta naturaleza, no objeta, dentro del término fijado por el artículo 142, ser su autor, ni declara no reconocer como tal al tercero indicado por quien lo presentó, se tendrá al autor por reconocido. En caso contrario, la verdad del hecho de que el documento haya sido escrito por cuenta de la persona indicada, debe demostrarse por prueba directa, de acuerdo con los capítulos anteriores de este título.

    En los casos de este artículo y en los del anterior, no tendrá valor probatorio el documento no objetado, si el juicio se ha seguido en rebeldía, pues entonces es necesario el reconocimiento del documento, el que se practicará con sujeción a las disposiciones sobre confesión, y surtirá sus mismos efectos, y si el documento es de un tercero, la verdad de su contenido debe demostrarse por otras pruebas. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 207]

    Artículo 207. Las copias hacen fe de la existencia de los originales, conformes a las reglas precedentes; pero si se pone en duda su exactitud, deberá ordenarse su cotejo con los originales de que se tomaron.

    [Artículo 208]

    Artículo 208. Los escritos privados hacen fe de su fecha, en cuanto ésta indique un hecho contrario a los intereses de su autor. (DR)IJ

    [Artículo 209]

    Artículo 209. Si un documento privado contiene juntos uno o más hechos contrarios a los intereses de su autor, y uno o más hechos favorables al mismo, la verdad de los primeros no puede aceptarse sin aceptar, al propio tiempo, la verdad de los segundos, en los límites dentro de los cuales los hechos favorables suministren, a aquel contra el cual está –producido el documento, una excepción o defensa- contra la prestación que apoyan los hechos que le son contrarios.

    [Artículo 210]

    Artículo 210. El documento privado que un litigante presenta, prueba plenamente en su contra, de acuerdo con los artículos anteriores.

    [Artículo 210-A]

    Artículo 210-A. Se reconoce como prueba la información generada o comunicada que conste en medios electrónicos, ópticos o en cualquier otra tecnología.

    Para valorar la fuerza probatoria de la información a que se refiere el párrafo anterior, se estimará primordialmente la fiabilidad del método en que haya sido generada, comunicada, recibida o archivada y, en su caso, si es posible atribuir a las personas obligadas el contenido de la información relativa y ser accesible para su ulterior consulta.

    Cuando la ley requiera que un documento sea conservado y presentado en su forma original, ese requisito quedará satisfecho si se acredita que la información generada, comunicada, recibida o archivada por medios electrónicos, ópticos o de cualquier otra tecnología, se ha mantenido íntegra e inalterada a partir del momento en que se generó por primera vez en su forma definitiva y ésta pueda ser accesible para su ulterior consulta. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 29 de mayo de 2000)

    [Artículo 211]

    Artículo 211. El valor de la prueba pericial quedará a la prudente apreciación del tribunal.

    [Artículo 212]

    Artículo 212. El reconocimiento o inspección judicial hará prueba plena cuando se refiere a puntos que no requieran conocimientos técnicos especiales.

    [Artículo 213]

    Artículo 213. En los casos en que se haya extraviado o destruido el documento público o privado, y en aquel en que no pueda disponer, sin culpa alguna de su parte, quien debiera presentarlo y beneficiarse con él, tales circunstancias pueden acreditarse por medio de testigos, los que exclusivamente servirán para acreditar los hechos por virtud de los cuales no puede la parte presentar el documento; más de ninguna manera para hacer fe del contenido de éste, el cual, se probará sólo por confesión de la contraparte, y, en su defecto, por pruebas de otras clases aptas para acreditar directamente la existencia de la obligación o de la excepción que debía probar el documento, y que el acto o contrato tuvo lugar, con las formalidades exigidas para su validez, en el lugar y momento en que se efectuó.

    En este caso, no será admisible la confesión ficta cuando el emplazamiento se haya verificado por edictos y se siga el juicio en rebeldía. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 214]

    Artículo 214. Salvas las excepciones del artículo anterior, el testimonio de los terceros no hará ninguna fe cuando se trate de demostrar:

    I. El contrato o el acto de que debe hacer fe un documento público o privado;

    II. La celebración, el contenido o la fe de un acto o contrato que debe constar, por lo menos, en escrito privado, y

    III. La confesión de uno de los hechos indicados en las dos fracciones precedentes. (DR)IJ

    [Artículo 215]

    Artículo 215. El valor de la prueba testimonial quedará al prudente arbitrio del tribunal, quien, para apreciarla, tendrá en consideración: (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    I. Que los testigos convengan en lo esencial del acto que refieran, aun cuando difieran en los accidentes;

    II. Que declaren haber oído pronunciar las palabras, presenciado el acto, o visto el hecho material sobre que depongan; (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    III. Que, por su edad, capacidad o instrucción, tengan el criterio necesario para juzgar el acto;

    IV. Que, por su probidad, por la independencia de su posición o por sus antecedentes personales, tengan completa imparcialidad;

    V. Que por sí mismos conozcan los hechos sobre que declaren, y no por inducciones ni referencias de otras personas;

    VI. Que la declaración sea clara, precisa, sin dudas ni reticencias, sobre la substancia del hecho y sus circunstancias esenciales;

    VII. Que no hayan sido obligados por fuerza o miedo, ni impulsados por engaño, error o soborno, y

    VIII. Que den fundada razón de su dicho.

    [Artículo 216]

    Artículo 216. Un solo testigo hace prueba plena cuando ambas partes convengan expresamente en pasar por su dicho, siempre que éste no esté en oposición con otras pruebas que obren en autos. En cualquier otro caso, su valor quedará a la prudente apreciación del tribunal.

    [Artículo 217]

    Artículo 217. El valor de las pruebas fotográficas, taquigráficas y de otras cualesquiera aportadas por los descubrimientos de la ciencia, quedará al prudente arbitrio judicial.

    Las fotografías de personas, lugares, edificios, construcciones, papeles, documentos y objetos de cualquier especie deberán contener la certificación correspondiente que acredite el lugar, tiempo y circunstancias en que fueron tomadas, así como que corresponden a lo representado en ellas, para que constituyan prueba plena. En cualquier otro caso, su valor probatorio queda al prudente arbitrio judicial.

    [Artículo 218]

    Artículo 218. Las presunciones legales que no admitan prueba en contrario, tendrán pleno valor probatorio. Las demás presunciones legales tendrán el mismo valor mientras no sean destruidas.

    El valor probatorio de las presunciones restantes queda al prudente arbitrio del Tribunal.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Quinto
    Capítulo Único Resoluciones Judiciales

    [Artículo 219]

    Artículo 219. En los casos en que no haya prevención especial de la ley, las resoluciones judiciales sólo expresarán el tribunal que las dicte, el lugar, la fecha y sus fundamentos legales, con la mayor brevedad, y la determinación judicial, y se firmarán por el juez, magistrados o ministros que las pronuncien, siendo autorizadas, en todo caso, por el secretario. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 220]

    Artículo 220. Las resoluciones judiciales son decretos, autos o sentencias; decretos, si se refieren a simples determinaciones de trámite; autos cuando decidan cualquier punto dentro del negocio, y sentencias, cuando decidan el fondo del negocio. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 221]

    Artículo 221. Los decretos deberán dictarse al dar cuenta el secretario con la promoción respectiva. Lo mismo se observará respecto de los autos que, para ser dictados, no requieran citación para audiencia; en caso contrario, se pronunciarán dentro del término que fije la ley, o, en su defecto, dentro de cinco días. La sentencia se dictará en la forma y términos que previenen los artículos 346 y 347 de este ordenamiento. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943) (DR)IJ

    [Artículo 222]

    Artículo 222. Las sentencias contendrán, además de los requisitos comunes a toda resolución judicial, una relación suscinta de las cuestiones planteadas y de las pruebas rendidas, así como las consideraciones jurídicas aplicables, tanto legales como doctrinarias, comprendiendo, en ellas, los motivos para hacer o no condenación en costas, y terminarán resolviendo con toda precisión, los puntos sujetos a la consideración del tribunal, y fijando, en su caso, el plazo dentro del cual deben cumplirse. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 222 bis]

    Artículo 222 bis. A fin de garantizarle a los indígenas, el acceso pleno a la jurisdicción del Estado en los procedimientos en que sean parte, el juez deberá considerar, al momento de dictar la resolución, sus usos, costumbres y especificidades culturales. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 18 de diciembre de 2002)

    [Artículo 223]

    Artículo 223. Sólo una vez puede pedirse la aclaración o adición de sentencia o de auto que ponga fin a un incidente, y se promoverá ante el tribunal que hubiere dictado la resolución, dentro de los tres días siguientes de notificado el promovente, expresándose, con toda claridad, la contradicción, ambigüedad u obscuridad de las cláusulas o de las palabras cuya aclaración se solicite, o la omisión que se reclame. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 224]

    Artículo 224. El Tribunal resolverá, dentro de los tres días siguientes, lo que estime procedente, sin que pueda variar la substancia de la resolución.

    [Artículo 225]

    Artículo 225. El auto que resuelva sobre la aclaración o adición de una resolución, se reputará parte integrante de ésta, y no admitirá ningún recurso.

    [Artículo 226]

    Artículo 226. La aclaración o adición interrumpe el término para apelar.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Sexto Recursos
    Capítulo I Revocación

    [Artículo 227]

    Artículo 227. Los autos que no fueren apelables y los decretos pueden ser revocados por el juez o tribunal que los dictó o por el que los substituya en el conocimiento del negocio. (DR)IJ

    [Artículo 228]

    Artículo 228. La revocación se interpondrá en el acto de la notificación o, a más tardar, dentro del día siguiente de haber quedado notificado el recurrente.

    [Artículo 229]

    Artículo 229. Pedida la revocación, se dará vista a las demás partes, por el término de tres días y, transcurrido dicho término, el juez o tribunal resolverá, sin más trámite, dentro de otros tres.

    [Artículo 230]

    Artículo 230. Del auto que decida sobre la revocación no habrá ningún recurso.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Sexto Recursos
    Capítulo II Apelación y Revisión Forzosa

    [Artículo 231]

    Artículo 231. El recurso de apelación tiene por objeto que el tribunal superior confirme, revoque o modifique la sentencia o el auto dictado en la primera instancia, en los puntos relativos a los agravios expresados.

    [Artículo 232]

    Artículo 232. La apelación puede admitirse en el efecto devolutivo y en el suspensivo, o sólo en el primero.

    [Artículo 233]

    Artículo 233. La apelación admitida en ambos efectos suspende, desde luego, la ejecución de la sentencia o del auto, hasta que se resuelva el recurso, y, entre tanto, sólo podrán dictarse las resoluciones que se refieran a la administración, custodia y conservación de bienes embargados o intervenidos judicialmente, siempre que la apelación no verse sobre alguno de estos puntos.

    [Artículo 234]

    Artículo 234. La apelación admitida sólo en el efecto devolutivo no suspende la ejecución de la sentencia o del auto apelado.

    Si el recurso se hubiere interpuesto contra una sentencia, se dejará, en el Juzgado, copia certificada de ella y de las constancias necesarias para ejecutarla, remitiéndose el expediente original al tribunal de segunda instancia.

    Si se tratare de un auto, en el de admisión se mandará remitir, al tribunal, copia del apelado, de sus notificaciones y de las constancias señaladas al interponer el recurso, adicionada con las que señalen las demás partes, dentro de los tres días siguientes a la notificación del auto que ordene la remisión de la copia. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Si el apelante no señalare constancias, al interponer el recurso, se tendrá por no interpuesto. Si las demás partes no hacen el señalamiento que les corresponde, se enviará la copia con las constancias señaladas por el apelante. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    En todo caso, la copia contendrá, además, las constancias que el juez estime conducentes. (DR)IJ

    [Artículo 235]

    Artículo 235. Para ejecutar la sentencia o el auto que ponga fin a un incidente, en el caso del artículo anterior, se otorgará previamente garantía, en los términos del artículo 9, primera parte. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Su importe debe garantizar la devolución de lo que se deba percibir, sus frutos e intereses, la indemnización de daños y perjuicios, y, en general, la restitución de las cosas al estado en que se hallaban antes de la ejecución, en el caso de que el tribunal revoque la resolución. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 236]

    Artículo 236. Otorgada la garantía de que trata el artículo anterior, la parte contraria al ejecutante puede evitar la ejecución, otorgando, a su vez, caución bastante para responder de los daños y perjuicios que se ocasionen a su contraparte por no llevarse adelante la resolución recurrida, sino hasta que se confirme, pagando el importe de los gastos de la fianza que se hubiere otorgado.

    En este caso y en el del artículo anterior, la garantía se calificará con audiencia de la contraparte.

    [Artículo 237]

    Artículo 237. Cuando el auto contra el cual se haya admitido el recurso de apelación en ambos efectos, hubiere recaído en expediente tramitado por cuerda separada, sólo serán remitidos, al tribunal de apelación, los autos relativos punto apelado; sin perjuicio de que, en copia, se remitan las constancias que, del principal soliciten las partes, o de que se envíe éste, si ambas lo solicitaren. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    En los autos que queden en el tribunal, no podrá nunca dictarse resolución alguna que modifique, revoque, o, en otra forma, afecte lo acordado en la resolución apelada, entre tanto que el recurso esté pendiente, para lo cual se dejará copia de ella. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 238]

    Artículo 238. Sólo son apelables las sentencias que recaigan en negocios cuyo valor exceda de mil pesos, y en aquellos cuyo interés no sea susceptible de valuarse en dinero.

    [Artículo 239]

    Artículo 239. Las sentencias que fueren apelables, conforme al artículo anterior, lo serán en ambos efectos, salvo cuando la ley expresamente determine que lo sean sólo en el devolutivo.

    [Artículo 240]

    Artículo 240. Sólo son apelables los autos cuando lo sea la sentencia definitiva del juicio en que se dicten, siempre que decidan un incidente o lo disponga este Código. Esta apelación procede sólo en el efecto devolutivo; para que proceda en ambos se requiere disposición especial de la ley.

    [Artículo 241]

    Artículo 241. La apelación debe interponerse ante el tribunal que haya pronunciado la resolución, en el acto de la notificación o, a más tardar, dentro de los cinco días siguientes de que cause estado, si se tratare de sentencia, o de tres, si fuere de auto. (DR)IJ

    [Artículo 242]

    Artículo 242. Interpuesta la apelación en tiempo hábil, el tribunal la admitirá sin substanciación alguna, si procede legalmente, y, dentro de los tres días siguientes a la notificación, remitirá, al tribunal de apelación, los autos originales, cuando el recurso se hubiere admitido en ambos efectos. Si se hubiere admitido sólo en el efecto devolutivo, se remitirá el testimonio correspondiente, tan pronto como quede concluido. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 243]

    Artículo 243. En el auto en que se admita la apelación, se emplazará, al apelante, para que, dentro de los tres días siguientes de estar notificado, ocurra al tribunal de apelación a continuar el recurso, ampliándose el término que se le señale, en su caso, por razón de la distancia.

    [Artículo 244]

    Artículo 244. En el escrito en que el apelante se presente a continuar el recurso, expresará los agravios que le cause la resolución apelada, y los conceptos por los que, a su juicio, se hayan cometido.

    [Artículo 245]

    Artículo 245. El tribunal de apelación, recibidos los autos o el testimonio, en su caso, lo hará saber a las partes.

    [Artículo 246]

    Artículo 246. Notificadas las partes del decreto a que se refiere el artículo anterior, a los tres días siguientes examinará y declarará el tribunal, de oficio, en primer lugar, si el recurso fue interpuesto o no en tiempo, y si es o no apelable la resolución recurrida, y, en segundo, si el escrito del apelante fue presentado en tiempo y contiene la expresión de agravios.

    [Artículo 247]

    Artículo 247. Cuando se declare que la resolución no es apelable, o que no fue interpuesto en tiempo el recurso, no será necesario decidir respecto a la oportunidad de la continuación del recurso y a la expresión de agravios. En caso contrario, en el mismo auto en que se resuelva sobre la procedencia de la apelación, se decidirá sobre si el escrito de continuación de recurso fue presentado en tiempo y contiene la expresión de agravios.

    [Artículo 248]

    Artículo 248. Si se declara que la resolución recurrida no es apelable, o que no fue interpuesto el recurso en tiempo, se devolverán, al tribunal que conoció del negocio, los autos que hubiere enviado, con testimonio del fallo, para que continúe la tramitación, en su caso, o para que se proceda a su cumplimiento, si se tratare de sentencia. (DR)IJ

    [Artículo 249]

    Artículo 249. Si se determina que el escrito del apelante fue presentado fuera del término del emplazamiento, o que no contiene la expresión de agravios, se declarará desierto el recurso, y que ha causado ejecutoria la sentencia, en su caso, mandándose devolver los autos que se hubieren recibido, y remitir testimonio de la resolución al tribunal que hubiere conocido el negocio. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 250]

    Artículo 250. Dentro del día siguiente de estar notificadas, del decreto, a que se refiere el artículo 245, pueden las partes manifestar su disconformidad respecto de los efectos en que se haya admitido la apelación.

    El tribunal resolverá, de plano y sin ulterior recurso, en el mismo auto de que trata el artículo 246.

    [Artículo 251]

    Artículo 251. Si la apelación admitida, sólo en el efecto devolutivo, se declara admisible en ambos, y no se hubieren remitido los autos, se prevendrá, al tribunal que conoció del negocio, que los envíe. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Cuando la apelación admitida en ambos efectos se declare admisible sólo en el devolutivo, si la resolución recurrida fuere sentencia, se enviará, al juzgado de procedencia, la copia de que trata el artículo 234; si fuere auto, se devolverán los originales, dejándose, en el tribunal, copia de las constancias necesarias, que se compulsarán observándose lo dispuesto en el artículo citado, y de lo que las partes señalen dentro de los tres días siguientes a la notificación respectiva.

    [Artículo 252]

    Artículo 252. En el auto en que se declare que se han llenado los requisitos necesarios para que proceda la substanciación del recurso, o recibidos los autos, o expedida la copia respectiva, en los casos del artículo anterior, se mandará correr traslado a las demás partes, por el término de cinco días, si se tratare de sentencia, y tres, si de auto, del escrito de expresión de agravios.

    [Artículo 253]

    Artículo 253. Sólo en la apelación de sentencias o de autos que pongan fin a un incidente, se admitirán, a las partes, pruebas en la segunda instancia, siempre que no se hubieren recibido en la primera por causas ajenas a su voluntad, o que sean relativas a excepciones posteriores a la audiencia de alegatos de primera instancia, o a excepciones anteriores de que no haya tenido conocimiento el interesado antes de dicha audiencia. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Las excepciones podrán proponerse y la prueba documental rendirse, hasta antes de la celebración de la audiencia del negocio.

    [Artículo 254]

    Artículo 254. Para recibir las pruebas a que se refiere el artículo anterior, se concederá un término de diez días.

    [Artículo 255]

    Artículo 255. Fuera de los casos del artículo 253, el tribunal se concretará, en su fallo, a apreciar los hechos tal como hubieren sido probados en la primera instancia. (DR)IJ

    [Artículo 256]

    Artículo 256. En el auto en que se mande correr traslado del escrito de agravios, se citará, a las partes, para la audiencia de alegatos en el negocio, que se celebrará dentro de los diez días de fenecido el término de traslado; pero, si se concediere término de prueba, quedará sin efecto la citación, y la audiencia se celebrará dentro de los diez días de concluido dicho término; procediéndose, en ella, en la forma prescrita para la audiencia final del juicio. Si la resolución apelada fuere auto que no ponga fin a un incidente, no se concederá, en ningún caso término de prueba, y la audiencia de alegatos se celebrará dentro de los cinco días de fenecido el término del traslado del escrito de agravios, fallándose dentro de los cinco días siguientes de verificada la audiencia. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 257]

    Artículo 257. Notificada la sentencia, se remitirá testimonio de ella y de sus notificaciones al tribunal que conociere o hubiere conocido del negocio en primera instancia, devolviéndole los autos, en su caso.

    [Artículo 258]

    Artículo 258. La revisión forzosa que la ley establece respecto de algunas resoluciones judiciales, tendrá por objeto estudiar el negocio en su integridad, a no ser que la misma ley la restrinja a puntos determinados, para el efecto de confirmar, reformar o revocar la sentencia del inferior. En su tramitación y fallo se observarán las reglas de este capítulo, en cuanto fueren aplicables.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Sexto Recursos
    Capítulo III Denegada Apelación

    [Artículo 259]

    Artículo 259. La denegada apelación procede cuando no se admite la apelación. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 260]

    Artículo 260. El recurso se interpondrá en el acto de la notificación o, a más tardar, dentro de los tres días siguientes de que cause estado.

    Al interponer el recurso, el recurrente señalará las constancias que le interesen para la integración del testimonio a que se refiere el artículo siguiente.

    [Artículo 261]

    Artículo 261. El juez, sin substanciación alguna y sin suspender los procedimientos en el negocio, dará forzosamente entrada al recurso, en todo caso, y acordará la expedición de un testimonio, en que se insertarán, además del auto que ordene su expedición y las notificaciones del mismo, el auto apelado y sus notificaciones, el que haya negado la admisión del recurso y sus notificaciones, las constancias que el tribunal señale como conducentes, las que hubiere indicado el recurrente, y las que, dentro de los tres días siguientes a la notificación del auto que ordene la expedición, señalen las demás partes. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 262]

    Artículo 262. Si el recurrente o las demás partes no hicieren la indicación de que trata el artículo anterior, se enviará el testimonio únicamente con las constancias que hayan sido señaladas y las que el juez designe.

    El testimonio se remitirá dentro del término de cinco días. (DR)IJ

    [Artículo 263]

    Artículo 263. En el auto a que se refiere el artículo 261, el juez emplazará al recurrente para que, dentro del término de tres días, que se ampliará, en su caso, con los que correspondan por razón de la distancia, se presente al tribunal de apelación, para continuar el recurso. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 264]

    Artículo 264. El tribunal, al recibir la promoción de que trata el artículo anterior, si ya obra en su poder el testimonio, examinará, de oficio, si el recurrente se presenta en tiempo para continuar el recurso. Si resultare que la presentación fue extemporánea, lo declarará desierto, y comunicará su resolución al juez del negocio.

    Si se declara que la continuación del recurso fue hecha en tiempo, en la misma resolución se decidirá sobre la calificación del grado, hecha por el inferior, a no ser que, del testimonio, aparezca que la denegada fue interpuesta fuera de tiempo, caso en el cual se revocará la resolución que la admitió, comunicándolo así al inferior. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Si, al recibir, el tribunal, la promoción a que se refiere el párrafo primero, no tuviese en su poder, el testimonio, mandará reservarla para cuando aquél se reciba, y, llegado que sea, se procederá en la forma indicada.

    Cuando se reciba el testimonio y de él aparezca que transcurrió ya el término para mejorar el recurso, se declarará desierto, de oficio, y se comunicará al juez del negocio.

    [Artículo 265]

    Artículo 265. Si se revoca la calificación del grado y se declara admisible la apelación en ambos efectos, se ordenará, al inferior, que remita los autos.

    Si se declara admisible la apelación en el efecto devolutivo, se le ordenará que envíe testimonio de las constancias que las partes designen y de las que el juez señale, si no se consideran bastantes las contenidas en el remitido para la denegada apelación, si se tratare de apelación de auto, o que remita los autos, si se tratare de sentencia definitiva. En el primer caso, los términos para que designen constancias las partes, se contarán a partir de la notificación del auto en que el inferior les haga saber que está en su poder la resolución del tribunal de apelación.

    [Artículo 266]

    Artículo 266. La segunda instancia se tramitará en la forma prevenida en el capítulo precedente.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Sexto Recursos
    Capítulo IV Disposiciones Comunes

    [Artículo 267]

    Artículo 267. Los recursos no son renunciables.

    [Artículo 268]

    Artículo 268. Si se pronunciare sentencia definitiva estando pendiente un recurso, y no fuere recurrida la sentencia, luego que causa ésta ejecutoria se comunicará al tribunal que conozca del recurso, para que lo declare sin materia y ordene su archivo. Si la sentencia fuere recurrida, se comunicará la admisión del recurso al tribunal que conozca del que esté en trámite, para que remita el expediente al que ha de conocer del interpuesto contra la sentencia, para que los resuelva sucesivamente, primero el recurso pendiente y luego el interpuesto contra la sentencia.

    Si prospera el recurso pendiente contra una resolución interlocutoria, el tribunal de alzada pronunciará a continuación, su fallo definitivo, si lo resuelto en su interlocutoria no influye ni puede influir en el sentido de la resolución del recurso pendiente contra la definitiva. En el caso contrario, acordará que se posponga su fallo definitivo hasta que se cumpla por el inferior lo mandado en el interlocutorio. El inferior, dentro de los cinco días siguientes de haber cumplido con lo mandado en el fallo interlocutorio, lo hará saber así al tribunal de alzada, el que, dentro de igual término, citará a las partes para pronunciar la sentencia de fondo pendiente. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Lo dispuesto en el párrafo anterior no es aplicable cuando el fallo interlocutorio mande reponer el procedimiento, pues en este caso se declarará sin materia la apelación pendiente contra la definitiva.

    Si el recurso pendiente se refiere a una cuestión incidental, destacada del principal y ajena al desarrollo procesal de éste, no queda sin materia por el hecho de no recurrir la sentencia definitiva.

    [Artículo 269]

    Artículo 269. En los juicios de que conozca la Suprema Corte de Justicia en única instancia, ninguna resolución del pleno admitirá recurso. (DR)IJ

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Séptimo Actos Procesales en General
    Capítulo I Formalidades Judiciales

    [Artículo 270]

    Artículo 270. Las actuaciones judiciales y promociones pueden efectuarse en una forma cualquiera, siempre que la ley no haya previsto una especial.

    [Artículo 271]

    Artículo 271. Las actuaciones judiciales y promociones deben escribirse en lengua española. Lo que se presente escrito en idioma extranjero se acompañará de la correspondiente traducción al castellano.

    Las actuaciones dictadas en los juicios en los que una o ambas partes sean indígenas, que no supieran leer el español, el tribunal deberá traducirlas a su lengua, dialecto o idioma con cargo a su presupuesto, por conducto de la persona autorizada para ello. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 18 de diciembre de 2002)

    Las promociones que los pueblos o comunidades indígenas o los indígenas en lo individual, asentados en el territorio nacional, hicieren en su lengua, dialecto o idioma, no necesitarán acompañarse de la traducción al español. El tribunal la hará de oficio con cargo a su presupuesto, por conducto de la persona autorizada para ello. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 18 de diciembre de 2002)

    Las fechas y cantidades se escribirán con letra.

    En las actuaciones dictadas en los juicios en los que una o ambas partes tengan alguna discapacidad visual, auditiva o de locución, el tribunal deberá a petición de la parte que lo requiera, otorgar la asistencia necesaria en materia de estenografía proyectada o de ayuda técnica respectiva. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 24 de mayo de 2011)

    [Artículo 272]

    Artículo 272. En las actuaciones judiciales, no se emplearán abreviaturas ni se rasparán las frases equivocadas, sobre las que sólo se pondrá una línea delgada, salvándose, al fin, con toda precisión, el error cometido. Igualmente se salvarán las frases escritas entre renglones. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 273]

    Artículo 273. Todas las declaraciones, ante los tribunales, se rendirán bajo protesta de decir verdad y bajo apercibimiento de la pena en que incurre el que comete el delito de falsedad en declaraciones judiciales.

    [Artículo 274]

    Artículo 274. Las audiencias serán pública en todos los tribunales; hecha excepción de las que, a juicio del tribunal, convenga que sean secretas.

    El acuerdo será reservado.

    [Artículo 274 bis]

    Artículo 274 bis. En los procedimientos en que intervengan personas que aleguen tener la calidad de indígenas, la misma se acreditará con la sola manifestación de quien la haga. Cuando el juez tenga duda de ella o fuere cuestionada en juicio, se solicitará a las autoridades comunitarias la expedición de la constancia que acredite la pertenencia del individuo a un determinado pueblo o comunidad.

    Tratándose de procedimientos en los que una o ambas partes afirmen tener la calidad de personas con discapacidad visual, auditiva o silente, la misma se acreditará con la sola manifestación de quien lo haga. En caso de que la parte contraria objete la calidad de la persona con discapacidad, el juez solicitará la expedición de una constancia a la institución pública correspondiente. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 18 de diciembre de 2002) (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 24 de mayo de 2011)

    [Artículo 275]

    Artículo 275. El juez recibirá, por sí, todas las declaraciones, y presidirá todos los actos de prueba.

    En los tribunales colegiados, el instructor tiene todas las facultades y obligaciones del juez singular, hasta llegar al período de alegatos de la audiencia final del juicio. Los alegatos tendrán lugar ante el personal del tribunal colegiado y el proyecto de sentencia lo formulará el instructor.

    Las reclamaciones de las partes por violaciones del procedimiento se reservarán para decidir sobre ellas al pronunciar la sentencia, y, si se estimase necesario, se ordenará que el instructor practique las diligencias indebidamente omitidas, o reponga el procedimiento en la parte o partes indispensables para que el reclamante no quede sin defensa, cumplido lo cual se repetirá la audiencia de alegatos y se pronunciará el fallo. (DR)IJ

    [Artículo 276]

    Artículo 276. Todo litigante, con su primera promoción, presentará:

    I. El documento o documentos que acrediten el carácter en que se presente en el negocio, en caso de tener representación legal de alguna persona o corporación, o cuando el derecho que reclame provenga de habérsele transmitido por otra persona; hecha excepción de los casos de gestión oficiosa y de aquellos en que la representación le corresponda por disposición de la ley; (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    II. El número de copias simples necesario para correr traslado a las demás partes, tanto de la demanda principal o incidental como de los documentos que con ellas se acompañen. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    No se dará entrada a la promoción si no se acompañan las copias. Esta disposición es aplicable a todos los casos en que haya que correrse traslado de la promoción.

    La presentación extemporánea de las copias acarrea las mismas consecuencias que la presentación extemporánea de la promoción.

    [Artículo 277]

    Artículo 277. Los interesados pueden presentar una copia más de sus escritos, para que se les devuelva firmada y sellada por el secretario, con anotación de la hora y fecha de presentación.

    [Artículo 278]

    Artículo 278. Las partes, en cualquier asunto judicial, pueden pedir, en todo tiempo, a su costa, copia certificada de cualquier constancia o documento que obre en los autos, la que les mandará expedir el tribunal, sin audiencia previa de las demás partes.

    [Artículo 279]

    Artículo 279. Las copias certificadas de constancias judiciales serán autorizadas por el secretario.

    [Artículo 280]

    Artículo 280. No objetados, en su oportunidad, los documentos que se presentaren en juicio, o resuelto definitivamente el punto relativo a las objeciones que se hubieren formulado, pueden las partes pedir, en todo tiempo, que se les devuelvan los originales que hubieren presentado, dejando en su lugar, copia certificada. Cuando se trate de planos, esquemas, croquis, y, en general, de otros documentos que no puedan ser copiados por el personal del tribunal, no podrán devolverse mientras el negocio no haya sido resuelto definitivamente; pero podrán expedirse, a costa del interesado, copias cotejadas y autorizadas por un perito que nombre el tribunal. Igualmente puede el interesado, al presentar los documentos de que se trata, acompañar copias de ellos, que se le devolverán previo cotejo y autorización por un perito que nombre el tribunal. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    En todo caso de devolución de los originales, se harán en ellos, autorizadas por el secretario, las indicaciones necesarias para identificar el juicio en que fueron presentados, expresándose si está pendiente o ya fue resuelto definitivamente, y, en este último caso, el sentido de la sentencia. No es aplicable esta disposición a los documentos con que se acredite la personalidad.

    Cuando no quepa, en el documento, la relación que previene el párrafo anterior, se le unirá una hoja en que se termine, poniendo el sello de la secretaría de manera que abarque al documento y a la hoja.

    De la entrega se asentará razón en autos.

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Séptimo Actos Procesales en General
    Capítulo II Tiempo y Lugar en que han de Efectuarse los Actos Judiciales

    [Artículo 281]

    Artículo 281. Las actuaciones judiciales se practicarán en días y horas hábiles. Son días hábiles todos los del año, menos los domingos y aquellos que la ley declare festivos. Son horas hábiles las comprendidas entre las ocho y las diecinueve.

    [Artículo 282]

    Artículo 282. El tribunal puede habilitar los días y horas inhábiles, cuando hubiere causa urgente que lo exija, expresando cual sea ésta y las diligencias que hayan de practicarse.

    Si una diligencia se inició en día y hora hábiles, puede llevarse hasta su fin, sin interrupción, sin necesidad de habilitación expresa. (DR)IJ

    [Artículo 283]

    Artículo 283. Siempre que deba tener lugar un acto judicial en día y hora señalados, y, por cualquier circunstancia no se efectúe, el secretario hará constar, en los autos, la razón por la cual no se practicó.

    [Artículo 284]

    Artículo 284. Los términos judiciales empezarán a correr el día siguiente del en que surta efectos el emplazamiento, citación o notificación, y se contará, en ellos, el día del vencimiento.

    [Artículo 285]

    Artículo 285. Cuando fueren varias las partes, el término se contará desde el día siguiente a aquel en que todas hayan quedado notificadas, si el término fuere común a todas ellas.

    [Artículo 286]

    Artículo 286. En ningún término se contarán los días en que no puedan tener lugar las actuaciones judiciales, salva disposición contraria de la ley.

    Cuando, en uno o más días, dentro de un término, no haya habido, de hecho, despacho en el tribunal, se aumentarán de oficio, con la debida oportunidad para que no haya interrupción, al término, los días en que no hubiere habido despacho. Esta resolución no es recurrible.

    [Artículo 287]

    Artículo 287. En los autos se asentará razón del día en que comienza a correr un término y del en que deba concluir. La constancia deberá asentarse precisamente el día en que surta sus efectos la notificación de la resolución en que se conceda o mande abrir el término. Lo mismo se hará en el caso del artículo anterior. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    La falta de la razón no surte más efectos que los de la responsabilidad del omiso.

    [Artículo 288]

    Artículo 288. Concluidos los términos fijados a las partes, se tendrá por perdido el derecho que dentro de ellos debió ejercitarse, sin necesidad de acuse de rebeldía. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 289]

    Artículo 289. Cuando la práctica de un acto judicial o el ejercicio de un derecho, dentro de un procedimiento judicial, deba efectuarse fuera del lugar en que radique el negocio, y se deba fijar un término para ello o esté fijado por la ley, se ampliará el término en un día más por cada cuarenta kilómetros de distancia o fracción que exceda de la mitad, entre el lugar de radicación y el en que deba tener lugar el acto o ejercitarse el derecho. La distancia se calculará sobre la vía de transportes más usual, que sea más breve en tiempo.

    Se exceptúan, de lo dispuesto en el párrafo anterior, los casos en que, atenta la distancia, se señale expresamente, por la ley, un término para los actos indicados. (DR)IJ

    [Artículo 290]

    Artículo 290. Los términos que, por disposición de la ley no son individuales, se tienen por comunes para todas las partes.

    [Artículo 291]

    Artículo 291. Los términos judiciales, salva disposición en contrario, no pueden suspenderse, ni abrirse después de concluidos; pero pueden darse por terminados, por acuerdo de las partes, cuando estén establecidos en su favor.

    [Artículo 292]

    Artículo 292. Para fijar la duración de los términos, los meses se regularán según el calendario del año, y los días se entenderán de veinticuatro horas naturales, contadas de las veinticuatro a las veinticuatro. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 293]

    Artículo 293. En caso de que hubieren de practicarse diligencias o aportarse pruebas de fuera del lugar del juicio, a petición del interesado se concederán los siguientes términos extraordinarios:

    I. Dos meses, si el lugar está comprendido dentro del territorio nacional;

    II. Cuatro meses si lo está en los Estados Unidos de Norteamérica, en Canadá o en las Antillas;

    III. Cinco meses, si está comprendido en Centroamérica;

    IV. Seis meses, si estuviere en Europa o en la América del Sur, y

    V. Siete meses cuando esté situado en cualquiera otra parte.

    [Artículo 294]

    Artículo 294. Para que puedan otorgarse los términos del artículo anterior, se requiere:

    I. Que se soliciten dentro de los tres días siguientes a la notificación del auto que conceda la práctica de la diligencia o que abra a prueba el negocio, y

    II. Que se ministren los datos necesarios para practicar la diligencia, llenándose, en su caso, los requisitos legales para cada prueba, y, si ésta no ha de recibirse fuera del lugar del juicio, sino simplemente ha de solicitarse su envío, los datos necesarios para su identificación.

    Llenados los requisitos anteriores, el tribunal concederá, de plano, el término, sin que sea recurrible su resolución.

    Los términos de que trata este artículo sólo suspenden la tramitación del juicio al llegar a la audiencia final; todas las restantes diligencias deben practicarse como si no hubiera pendiente un término extraordinario.

    [Artículo 295]

    Artículo 295. Sólo disfrutará, del término extraordinario, la parte a quien se conceda, y únicamente para los fines indicados en el auto respectivo, cumplidos los cuales concluirá, aunque no haya fenecido el plazo.

    [Artículo 296]

    Artículo 296. En el cómputo del término extraordinario no se excluirán días, por ningún motivo. (DR)IJ

    [Artículo 297]

    Artículo 297. Cuando la ley no señale término para la práctica de algún acto judicial o para el ejercicio de algún derecho, se tendrán por señalados los siguientes:

    I. Diez días para pruebas, y

    II. Tres días para cualquier otro caso.

    [Artículo 298]

    Artículo 298. Las diligencias que no puedan practicarse en el lugar de la residencia del tribunal en que se siga el juicio, deberán encomendarse al Juez de Distrito o de Primera Instancia para asuntos de mayor cuantía del lugar en que deban practicarse.

    Si el tribunal requerido no puede practicar, en el lugar de su residencia, todas las diligencias, encomendará, a su vez, al juez local correspondiente, dentro de su jurisdicción, la práctica de las que allí deban tener lugar.

    La Suprema Corte de Justicia puede encomendar la práctica de toda clase de diligencias a cualquier autoridad judicial de la República, autorizándola para dictar las resoluciones que sean necesarias para la cumplimentación.

    [Artículo 299]

    Artículo 299. Los exhortos y despachos se expedirán el siguiente día al en que cause estado el acuerdo que los prevenga, a menos de determinación judicial en contrario, sin que, en ningún caso, el término fijado pueda exceder de diez días.

    [Artículo 300]

    Artículo 300. Los exhortos y despachos que se reciban, se proveerán dentro de los tres días siguientes a su recepción, y se diligenciarán dentro de los cinco siguientes, a no ser que lo que haya de practicarse exija necesariamente mayor tiempo; en este caso, el tribunal requerido fijará el que crea conveniente.

    [Artículo 301]

    Artículo 301. Para ser diligenciados los exhortos de los tribunales de la República, no se requiere la previa legalización de las firmas del tribunal que los expida; pero, los de los tribunales del fuero local, se remitirán, a su destino por conducto del más alto tribunal de justicia de la entidad.

    [Artículo 302]

    Artículo 302. Derogado. (Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    Libro Primero Disposiciones Generales
    Título Séptimo Actos Procesales en General
    Capítulo III Notificaciones

    [Artículo 303]

    Artículo 303. Las notificaciones, citaciones y emplazamientos se efectuarán, lo más tarde, el día siguiente al en que se dicten las resoluciones que las prevengan, cuando el tribunal, en éstas, no dispusiere otra cosa. (DR)IJ

    [Artículo 304]

    Artículo 304. La resolución en que se mande hacer una notificación, citación o emplazamiento, expresará el objeto de la diligencia y los nombres de las personas con quienes ésta deba practicarse.

    [Artículo 305]

    Artículo 305. Todos los litigantes, en el primer escrito o en la primera diligencia judicial en que intervengan, deben designar casa ubicada en la población en que tenga su sede el tribunal, para que se les hagan las notificaciones que deban ser personales. Igualmente deben señalar la casa en que ha de hacerse la primera notificación a la persona o personas contra quienes promuevan, o a las que les interese que se notifique, por la intervención que deban tener en el asunto. No es necesario señalar el domicilio de los funcionarios públicos. Estos siempre serán notificados en su residencia oficial.

    [Artículo 306]

    Artículo 306. Cuando un litigante no cumpla con lo prevenido en la primera parte del artículo anterior, las notificaciones personales se le harán conforme a las reglas para las notificaciones que no deban ser personales.

    Si faltare a la segunda parte del mismo artículo, no se hará notificación alguna a la persona o personas contra quienes promueva o a las que le interese que sean notificadas, mientras no se subsane la omisión; a menos que las personas indicadas ocurran espontáneamente al tribunal, a notificarse.

    [Artículo 307]

    Artículo 307. Mientras un litigante no hiciere nueva designación de la casa en que han de hacérsele las notificaciones personales, seguirán haciéndosele en la casa que para ello hubiere señalado.

    [Artículo 308]

    Artículo 308. Los tribunales tienen el deber de examinar la primera promoción de cualquier persona, o lo que expusiere en la primera diligencia que con ella se practicare, y, si no estuviere la designación de la casa en que han de hacérsele las notificaciones personales, acordarán desde luego, sin necesidad de petición de parte ni certificación de la secretaría, sobre la omisión, que se proceda en la forma prescrita por el artículo 306, mientras aquélla no se subsane.

    [Artículo 309]

    Artículo 309. Las notificaciones serán personales:

    I. Para emplazar a juicio al demandado, y en todo caso en que se trate de la primera notificación en el negocio;

    II. Cuando dejare de actuarse durante más de seis meses, por cualquier motivo; en este caso, si se ignora el domicilio de una parte, se le hará la notificación por edictos;

    III. Cuando el tribunal estime que se trata de un caso urgente, o que, por alguna circunstancia deben ser personales, y así lo ordene expresamente, y

    IV. En todo caso, al Procurador de la República y Agentes del Ministerio Público Federal, y cuando la ley expresamente lo disponga.

    [Artículo 310]

    Artículo 310. Las notificaciones personales se harán al interesado o a su representante o procurador, en la casa designada, dejándole copia íntegra, autorizada, de la resolución que se notifica.

    Al procurador de la República y a los agentes del Ministerio Público Federal, en sus respectivos casos, las notificaciones personales les serán hechas a ellos o a quienes los substituyan en el ejercicio de sus funciones, en los términos de la ley orgánica de la institución.

    Si se tratare de la notificación de la demanda, y a la primera busca no se encontrare a quien deba ser notificado, se le dejará citatorio para que espere, en la casa designada, a hora fija del día siguiente, y, si no espera, se le notificará por instructivo, entregando las copias respectivas al hacer la notificación o dejar el mismo. (DR)IJ

    [Artículo 311]

    Artículo 311. Para hacer una notificación personal, y salvo el caso previsto en el artículo 307, se cerciorará el notificador, por cualquier medio, de que la persona que deba ser notificada vive en la casa designada, y, después de ello, practicará la diligencia, de todo lo cual asentará razón en autos.

    En caso de no poder cerciorarse el notificador, de que vive, en la casa designada la persona que debe ser notificada, se abstendrá de practicar la notificación, y lo hará constar para dar cuenta al tribunal, sin perjuicio de que pueda proceder en los términos del artículo 313.

    [Artículo 312]

    Artículo 312. Si, en la casa, se negare el interesado o la persona con quien se entienda la notificación, a recibir ésta, la hará el notificador por medio de instructivo que fijará en la puerta de la misma, y asentará razón de tal circunstancia. En igual forma se procederá si no ocurrieren al llamado del notificador.

    [Artículo 313]

    Artículo 313. Cuando, a juicio del notificador, hubiere sospecha fundada de que se niegue que la persona por notificar vive en la casa designada, le hará la notificación en el lugar en que habitualmente trabaje, si la encuentra, según los datos que proporcione el que hubiere promovido. Puede igualmente hacerse la notificación personalmente al interesado, en cualquier lugar en que se encuentre; pero, en los casos de este artículo, deberá certificar, el notificador, ser la persona notificada de su conocimiento personal, o haberle sido identificada por dos testigos de su conocimiento, que firmarán con él, si supieren hacerlo. Para hacer la notificación, en los casos de este artículo, lo mismo que cuando el promovente hiciere diversa designación del lugar en que ha de practicarse, no se necesita nueva determinación judicial. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 314]

    Artículo 314. Cuando la persona que haya de ser notificada por primera vez, resida fuera del lugar del juicio, se aplicará lo dispuesto por el artículo 298.

    [Artículo 315]

    Artículo 315. Cuando hubiere que citar a juicio a alguna persona que haya desaparecido, no tenga domicilio fijo o se ignore dónde se encuentra, la notificación se hará por edictos, que contendrán una relación sucinta de la demanda, y se publicarán por tres veces, de siete en siete días, en el "Diario Oficial" y en uno de los periódicos diarios de mayor circulación en la República, haciéndosele saber que debe presentarse dentro del término de treinta días, contados del siguiente al de la última publicación. Se fijará, además, en la puerta del tribunal, una copia íntegra de la resolución, por todo el tiempo del emplazamiento. Si, pasado este término, no comparece por si, por apoderado o por gestor que pueda representarla, se seguirá el juicio en rebeldía, haciéndosele las ulteriores notificaciones por rotulón, que se fijará en la puerta del juzgado, y deberá contener, en síntesis, la determinación judicial que ha de notificarse.

    [Artículo 316]

    Artículo 316. Las notificaciones que no deban ser personales se harán en el tribunal, si vienen las personas que han de recibirlas a más tardar el día siguiente al en que se dicten las resoluciones que han de notificarse, sin perjuicio de hacerlo, dentro de igual tiempo, por rotulón, que se fijará en la puerta del juzgado. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    De toda notificación por rotulón se agregará, a los autos, un tanto de aquél, asentándose la razón correspondiente.

    [Artículo 317]

    Artículo 317. Deben firmar las notificaciones la persona que las hace y aquellas a quien se hacen. Si ésta no supiere o no quisiere firmar, lo hará el notificador, haciendo constar esta circunstancia. A toda persona se le dará copia simple de la resolución que se le notifique, sin necesidad de acuerdo judicial. Las copias que no recojan las partes, se guardarán en la secretaría, mientras esté pendiente el negocio. (DR)IJ

    [Artículo 318]

    Artículo 318. Si los interesados, sus procuradores o las personas autorizadas por ellos, no ocurren al tribunal a notificarse dentro del término señalado por el artículo 316, las notificaciones se darán por hechas, y surtirán sus efectos el día siguiente al de la fijación del rotulón. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 319]

    Artículo 319. Cuando una notificación se hiciere en forma distinta de la prevenida en este capítulo, o se omitiere, puede la parte agraviada promover incidente sobre declaración de nulidad de lo actuado, desde la notificación hecha indebidamente u omitida.

    Este incidente no suspenderá el curso del procedimiento, y, si la nulidad fuere declarada, el tribunal determinará, en su resolución, las actuaciones que son nulas, por estimarse que las ignoró el que promovió el incidente de nulidad, o por no poder subsistir, ni haber podido legalmente practicarse sin la existencia previa y la validez de otras. Sin embargo, si el negocio llegare a ponerse en estado de fallarse, sin haberse pronunciado resolución firme que decida el incidente, se suspenderá hasta que éste sea resuelto. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 320]

    Artículo 320. No obstante lo dispuesto en el título anterior, si la persona mal notificada o no notificada se manifestare, ante el tribunal sabedora de la providencia, antes de promover el incidente de nulidad, la notificación mal hecha u omitida surtirá sus efectos, como si estuviese hecha con arreglo a la ley. En este caso, el incidente de nulidad que se promueva será desechado de plano. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 321]

    Artículo 321. Toda notificación surtirá sus efectos el día siguiente al en que se practique.

    Libro Segundo Contención
    Título Primero Juicio
    Capítulo I Demanda

    [Artículo 322]

    Artículo 322. La demanda expresará:

    I. El tribunal ante el cual se promueva;

    II. El nombre del actor y el del demandado.

    Si se ejercita acción real, o de vacancia, o sobre demolición de obra peligrosa o suspensión y demolición de obra nueva, o sobre daños y perjuicios ocasionados por una propiedad sobre otra, y se ignora quién sea la persona contra la que deba enderezarse la demanda, no será necesario indicar su nombre, sino que bastará con la designación inconfundible del inmueble, para que se tenga por señalado al demandado. Lo mismo se observará en casos análogos, y el emplazamiento se hará como lo manda el artículo 315; (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    III. Los hechos en que el actor funde su petición, narrándolos sucintamente, con claridad y precisión, de tal manera que el demandado pueda producir su contestación y defensa;

    IV. Los fundamentos de derecho, y

    V. Lo que se pida, designándolo con toda exactitud, en términos claros y precisos.

    [Artículo 323]

    Artículo 323. Con la demanda debe presentar el actor los documentos en que funde la acción. Si no los tuviere a su disposición, designará el archivo o lugar en que se encuentren los originales, para que, a su costa, se mande expedir copia de ellos, en la forma que prevenga la ley, antes de admitirse la demanda. Se entiende que el actor tiene a su disposición los documentos, siempre que legalmente pueda pedir copia autorizada de los originales. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Si el autor no pudiese presentar los documentos en que funde su acción, por las causas previstas en el artículo 213, antes de admitirse la demanda se le recibirá información testimonial u otra prueba bastante para acreditar los hechos por virtud de los cuales no puede presentar los documentos, y cuando esta prueba no sea posible, declarará, bajo protesta de decir verdad, la causa por la que no puede presentarlos. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 324]

    Artículo 324. Con la demanda se acompañarán todos los documentos que el actor tenga en su poder y que hayan de servir como pruebas de su parte, y, los que presentare después, con violación de éste precepto, no le serán admitidos. Sólo le serán admitidos los documentos que le sirvan de prueba contra las excepciones alegadas por el demandado, los que fueren de fecha posterior a la presentación de la demanda, y aquellos que, aunque fueren anteriores, bajo protesta de decir verdad, asevere que no tenía conocimiento de ellos.

    Con las salvedades del párrafo anterior, tampoco se le recibirá la prueba documental que no obre en su poder al presentar la demanda, si en ella no hace mención de la misma, para el efecto de que oportunamente sea recibida. (DR)IJ

    [Artículo 325]

    Artículo 325. Si la demanda es obscura o irregular, el tribunal debe, por una sola vez, prevenir al actor que la aclare, corrija o complete, para lo cual se la devolverá, señalándole, en forma concreta, sus defectos. Presentada nuevamente la demanda, el tribunal le dará curso o la desechará. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    El auto que admita la demanda no es recurrible, el que la desecha, es apelable.

    [Artículo 326]

    Artículo 326. Cuando se demande a una persona moral, cuya representación corresponda, por disposición de la ley o de sus reglamentos o estatutos, a un consejo, junta o grupo director, la demanda se dirigirá, en todo caso, contra la persona moral, y el emplazamiento se tendrá por bien hecho si se hace a cualquiera de los miembros del consejo, junta o grupo director. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Libro Segundo Contención
    Título Primero Juicio
    Capítulo II Emplazamiento

    [Artículo 327]

    Artículo 327. De la demanda admitida se correrá traslado a la persona contra quien se proponga, emplazándola para que la conteste dentro de nueve días, aumentados con los que correspondan por razón de la distancia. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Si el demandado residiere en el extranjero se ampliará prudentemente el término de emplazamiento, atendiendo a la distancia y a la mayor o menor facilidad de las comunicaciones.

    Cuando los demandados fueren varios, el término para contestar les correrá individualmente.

    [Artículo 328]

    Artículo 328. Los efectos del emplazamiento son:

    I. Prevenir el juicio en favor del tribunal que lo hace;

    II. Sujetar al emplazado a seguir el juicio ante el tribunal que lo emplazó, siendo competente al tiempo de la citación;

    III. Obligar al demandado a contestar ante el tribunal que lo emplazó, salvo siempre el derecho de promover la incompetencia, y

    IV. Producir todas las consecuencias de la interpelación judicial.

    Libro Segundo Contención
    Título Primero Juicio
    Capítulo III Contestación de la Demanda

    [Artículo 329]

    Artículo 329. La demanda deberá contestarse negándola, confesándola u oponiendo excepciones. El demandado deberá referirse a todos y cada uno de los hechos comprendidos en la demanda, afirmándolos, negándolos, expresando los que ignore, por no ser propios, o refiriéndolos como crea que tuvieron lugar. Se tendrán por admitidos los hechos sobre los que el demandado no suscitare explícitamente controversia, sin admitírsele prueba en contrario. La negación pura y simple del derecho importa la confesión de los hechos; la confesión de éstos no entraña la confesión del derecho. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 330]

    Artículo 330. Cuando, al contestar, no se contrademande, no puede ser ampliada la contestación en ningún momento del juicio, a no ser que se trate de excepciones o defensas supervenientes o de que no haya tenido conocimiento el demandado al producir su contestación. En estos casos es permitida la ampliación correspondiente, una sola vez, hasta antes de comenzar la fase de alegatos de la audiencia final del juicio, y la prueba de las excepciones se hará con arreglo lo dispuesto en el artículo 336. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 331]

    Artículo 331. Lo dispuesto en los artículos 323 y 324 es aplicable al demandado, respecto de los documentos en que funde sus excepciones o que deban de servirle como pruebas en el juicio. (DR)IJ

    [Artículo 332]

    Artículo 332. Cuando haya transcurrido el término del emplazamiento, sin haber sido contestada la demanda, se tendrán por confesados los hechos, siempre que el emplazamiento se haya entendido personal y directamente con el demandado, su representante o apoderado; quedando a salvo sus derechos para probar en contra. En cualquier otro caso se tendrá por contestada en sentido negativo.

    [Artículo 333]

    Artículo 333. Si, al contestar la demanda, se opusiere reconvención, se correrá traslado de ella al actor, para que la conteste, observándose lo dispuesto en los artículos anteriores sobre demanda y contestación.

    [Artículo 334]

    Artículo 334. Sólo la incompetencia se substanciará en artículo de previo y especial pronunciamiento.

    [Artículo 335]

    Artículo 335. Cuando una excepción se funde en la falta de personalidad o en cualquier defecto procesal que pueda subsanarse, para encauzar legalmente el desarrollo del proceso, podrá el interesado corregirlo en cualquier estado del juicio.

    [Artículo 336]

    Artículo 336. Las excepciones supervenientes o de que no haya tenido conocimiento el interesado, se probarán dentro del término probatorio, si lo que de él quedare no fuere menor de veinte días. En caso contrario, se completará o concederá este plazo.

    Libro Segundo Contención
    Título Primero Juicio
    Capítulo IV Término Probatorio

    [Artículo 337]

    Artículo 337. Transcurrido el término para contestar la demanda o la reconvención, en su caso, el tribunal abrirá el juicio a prueba, por un término de treinta días.

    [Artículo 338]

    Artículo 338. Ninguna parte puede oponerse a que se reciba el negocio a prueba, ni tampoco a la recepción de éstas, aun alegando que las ofrecidas son inverosímiles o inconducentes. (DR)IJ

    [Artículo 339]

    Artículo 339. Las pruebas ofrecidas oportunamente, que no se hayan recibido por causas independientes de la voluntad de los interesados, se recibirán, a solicitud de parte, en el término que prudentemente fije el tribunal.

    Contra el auto que ordene su recepción, no cabrá ningún recurso.

    [Artículo 340]

    Artículo 340. Lo dispuesto en los dos artículos anteriores es aplicable en todas las instancias, salva disposición contraria de la ley.

    En toda dilación probatoria, respecto de la cual no se disponga, en este Código la forma y tiempo de proponer o recibir las pruebas, el tribunal lo determinará en el auto que la conceda, teniendo en consideración la naturaleza de los hechos que han de probarse y de las pruebas que han de rendirse.

    Libro Segundo Contención
    Título Primero Juicio
    Capítulo V Audiencia Final de Juicio

    [Artículo 341]

    Artículo 341. Cuando no haya controversia sobre los hechos, pero sí sobre el derecho, se citará, desde luego, para la audiencia de alegatos, y se pronunciará la sentencia, o no ser que deba probarse el derecho, por estarse en los casos del artículo 86.

    [Artículo 342]

    Artículo 342. Concluida la recepción de las pruebas ofrecidas por las partes y de las decretadas por el tribunal, en su caso, el último día del término de prueba se verificará la audiencia final del juicio, con arreglo a los artículos siguientes, concurran o no las partes.

    Si alguna de las partes fuera indígena y no hablara el español, o hablándolo no lo supiera leer, deberá asistirle un intérprete con conocimiento de su lengua y cultura, a fin de que se conozcan fehacientemente todas las actuaciones judiciales que tengan lugar en dicha audiencia, sea en su propia lengua o en español; en cualquier caso, la misma deberá asentarse en ambos idiomas, si la naturaleza de la lengua lo permite. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 24 de mayo de 2011)

    En caso de que una de las partes o ambas tengan alguna discapacidad visual, auditiva o de locución, será obligación del juez ordenar a petición de quien lo requiera, la asistencia necesaria en materia de estenografía proyectada, en los términos de la fracción VI del artículo 2 de la Ley General de las Personas con Discapacidad o de traductor, a fin de que se conozcan fehacientemente todas y cada una de las actuaciones judiciales que tengan lugar en dicha audiencia. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 24 de mayo de 2011)

    Si para el desahogo de la audiencia no es posible contar con la asistencia requerida para los indígenas y para los discapacitados visuales, auditivos o silentes ésta deberá suspenderse y ordenarse lo conducente para que tenga lugar en fecha posterior, a efecto de que se cumpla con tal disposición. (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 24 de mayo de 2011)

    [Artículo 343]

    Artículo 343. Abierta la audiencia, pondrá el tribunal a discusión, en los puntos que estime necesarios, la prueba documental del actor, y, en seguida, la del demandado, concediendo a cada parte el uso de la palabra, alternativamente, por dos veces respecto de la prueba de cada parte, por un término que no ha de exceder de quince minutos. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Discutida la prueba documental, se pasará a la discusión de la pericial, en los puntos que el tribunal estime necesarios, si hubiere habido discrepancia entre los peritos, concediéndose a éstos el uso de la palabra, sólo una vez, por un término que no excederá de treinta minutos. Si no hubiere habido discrepancia, se pasará a la discusión de la prueba testimonial, la que se llevará a efecto exclusivamente por interrogatorio directo del tribunal a los testigos y a las partes, puestos en formal careo, para el efecto de aclarar los puntos contradictorios observados en sus declaraciones.

    No impedirá la celebración de la audiencia la falta de asistencia de las partes ni la de los peritos o testigos, siendo a cargo de cada parte, en su caso, la presentación de los peritos o testigos que cada una haya designado. La falta de asistencia de los peritos o testigos que el tribunal haya citado para la audiencia, por estimarlo así conveniente, tampoco impedirá la celebración de la audiencia; pero se impondrá a los renuentes una multa hasta por la cantidad de ciento veinte días de salario mínimo general vigente en el Distrito Federal. (Reformado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 20 de junio de 2008)

    [Artículo 344]

    Artículo 344. Terminada la discusión de que tratan los artículos precedentes, se abrirá la audiencia de alegatos, en la que se observarán las siguientes reglas: (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    I. El secretario leerá las constancias de autos que pidiere la parte que esté en el uso de la palabra;

    II. Alegará primero el actor y, en seguida, el demandado. También alegará el Ministerio Público cuando fuere parte en el negocio;

    III. Sólo se concederá el uso de la palabra por dos veces a cada una de las partes, quienes en la réplica y dúplica, deberán alegar, tanto sobre la cuestión de fondo como sobre las incidencias que se hayan presentado en el proceso;

    IV. Cuando una de las partes estuviere patrocinada por varios abogados, no podrá hablar, por ella, más que uno sólo en cada turno;

    V. En sus alegatos procurarán las partes la mayor brevedad y concisión;

    VI. No se podrá usar de la palabra por más de media hora cada vez. Los tribunales tomarán las medidas prudentes que procedan, a fin de que las partes se sujeten al tiempo indicado. Sin embargo, cuando la materia del negocio lo amerite, los tribunales podrán permitir que se amplíe el tiempo marcado, o que se use por otra vez de la palabra, observándose la más completa equidad entre las partes, y (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    VII. Las partes, aun cuando no concurran o renuncien al uso de la palabra, podrán presentar apuntes de alegatos, y aun proyecto de sentencia, antes de que concluya la audiencia. Los de la parte que no concurra o renuncie al uso de la palabra, serán leídos por el secretario.

    Libro Segundo Contención
    Título Primero Juicio
    Capítulo VI Sentencia

    [Artículo 345]

    Artículo 345. Cuando la demanda fuere confesada expresamente, en todas sus partes, y cuando el actor manifieste su conformidad con la contestación, sin más trámite se pronunciará la sentencia. (DR)IJ

    [Artículo 346]

    Artículo 346. Terminada la audiencia de que trata el capítulo anterior, puede en ella, si la naturaleza del negocio lo permite, pronunciar el tribunal su sentencia, pudiendo adoptar, bajo su responsabilidad, cualquiera de los proyectos presentados por las partes.

    [Artículo 347]

    Artículo 347. Si, en la audiencia no pronunciare el tribunal su sentencia, en ella misma citará para pronunciarla dentro del término de diez días. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 348]

    Artículo 348. Al pronunciarse la sentencia, se estudiarán previamente las excepciones que no destruyan la acción, y, si alguna de éstas se declara procedente, se abstendrán los tribunales de entrar al fondo del negocio, dejando a salvo los derechos del actor. Si dichas excepciones no se declaran procedentes, se decidirá sobre el fondo del negocio, condenando o absolviendo, en todo o en parte, según el resultado de la valuación de las pruebas que haga el tribunal. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 349]

    Artículo 349. La sentencia se ocupará exclusivamente de las personas, cosas, acciones y excepciones que hayan sido materia del juicio.

    Basta con que una excepción sea de mero derecho o resulte probada de las constancias de autos, para que se tome en cuenta al decidir.

    [Artículo 350]

    Artículo 350. Cuando el actor no pruebe su acción, será absuelto el demandado.

    [Artículo 351]

    Artículo 351. Salvo el caso del artículo 77, no podrán los tribunales, bajo ningún pretexto, aplazar, dilatar, omitir ni negar la resolución de las cuestiones que hayan sido discutidas en el juicio.

    [Artículo 352]

    Artículo 352. Cuando hayan sido varios los puntos litigiosos se hará, con la debida separación, la declaración correspondiente a cada uno de ellos. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943) (DR)IJ

    [Artículo 353]

    Artículo 353. Cuando hubiere condena de frutos, intereses, daños o perjuicios, se fijará su importe en cantidad líquida, o, por lo menos, se establecerán las bases con arreglo a las cuales deba hacerse la liquidación, cuando no sean el objeto principal del juicio.

    Libro Segundo Contención
    Título Primero Juicio
    Capítulo VII Sentencia Ejecutoria

    [Artículo 354]

    Artículo 354. La cosa juzgada es la verdad legal, y contra ella no se admite recurso ni prueba de ninguna clase, salvo los casos expresamente determinados por la ley.

    [Artículo 355]

    Artículo 355. Hay cosa juzgada cuando la sentencia ha causado ejecutoria.

    [Artículo 356]

    Artículo 356. Causan ejecutoria las siguientes sentencias:

    I. Las que no admitan ningún recurso;

    II. Las que, admitiendo algún recurso, no fueren recurridas, o, habiéndolo sido, se haya declarado desierto el interpuesto, o haya desistido el recurrente de él, y

    III. Las consentidas expresamente por las partes, sus representantes legítimos o sus mandatarios con poder bastante.

    [Artículo 357]

    Artículo 357. En los casos de las fracciones I y III del artículo anterior, las sentencias causan ejecutoria por ministerio de la ley; en los casos de la fracción II se requiere declaración judicial, la que será hecha a petición de parte. La declaración se hará por el tribunal de apelación, en la resolución que declare desierto el recurso. Si la sentencia no fuere recurrida, previa certificación de estas circunstancia por la Secretaría, la declaración la hará el tribunal que la haya pronunciado, y, en caso de desistimiento, será hecha por el tribunal ante el que se haya hecho valer. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    La declaración de que una sentencia a causado ejecutoria no admite ningún recurso.

    Libro Segundo Contención
    Título Segundo
    Capítulo Único Incidentes

    [Artículo 358]

    Artículo 358. Los incidentes que no tengan señalada una tramitación especial, se sujetarán a la establecida en este Título.

    [Artículo 359]

    Artículo 359. Los incidentes que pongan obstáculo a la continuación del procedimiento, se sustanciarán en la misma pieza de autos, quedando entretanto en suspenso aquél; los que no lo pongan, se tramitarán en cuaderno separado.

    Ponen obstáculo a la continuación del procedimiento, los incidentes que tienen por objeto resolver una cuestión que debe quedar establecida para poder continuar la secuela en lo principal, y aquellos respecto de los cuales lo dispone así la ley. (DR)IJ

    [Artículo 360]

    Artículo 360. Promovido el incidente, el juez mandará dar traslado a las otras partes, por el término de tres días.

    Transcurrido el mencionado término, si las partes no promovieren pruebas ni el tribunal las estimare necesarias, se citará, para dentro de los tres días siguientes, a la audiencia de alegatos, la que se verificará concurran o no las partes. Si se promoviere prueba, o el tribunal la estimare necesaria, se abrirá una dilación probatoria de diez días y se verificará la audiencia en la forma mencionada en el capítulo V del título primero de este libro.

    En cualquiera de los casos anteriores, el tribunal, dentro de los cinco días siguientes, dictará su resolución.

    [Artículo 361]

    Artículo 361. Todas las disposiciones sobre prueba en el juicio, son aplicables a los incidentes, en lo que no se opongan a lo preceptuado en este Título, con la sola modificación de que las pruebas pericial y testimonial se ofrecerán dentro de los primeros tres días del término probatorio.

    [Artículo 362]

    Artículo 362. En la resolución definitiva de un incidente se hará la correspondiente declaración sobre costas.

    [Artículo 363]

    Artículo 363. Los autos que en segunda instancia resuelvan un incidente no admiten recurso alguno.

    [Artículo 364]

    Artículo 364. Las resoluciones incidentales no surten efecto alguno más que en el juicio en que hayan sido dictadas, a no ser que la resolución se refiera a varios juicios, caso en el cual surtirá efectos en todos ellos.

    Libro Segundo Contención
    Título Tercero Suspensión, Interrupción y Caducidad del Proceso
    Capítulo I Suspensión

    [Artículo 365]

    Artículo 365. El proceso se suspende cuando el tribunal del juicio no está en posibilidad de funcionar por un caso de fuerza mayor, y cuando alguna de las partes o su representante procesal, en su caso, sin culpa alguna suya, se encuentra en la absoluta imposibilidad de atender al cuidado de sus intereses en el litigio. Los efectos de esta suspensión se surtirán de pleno derecho, con declaración judicial o sin ella. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 366]

    Artículo 366. El proceso se suspenderá, cuando no pueda pronunciarse la decisión, si no hasta que se pronuncie una resolución en otro negocio, y en cualquier otro caso especial determinado por la ley. (DR)IJ

    [Artículo 367]

    Artículo 367. El estado de suspensión se hará constar mediante declaración judicial, a instancia de parte o de oficio. Igual declaración se hará cuando hayan desaparecido las causas de la suspensión.

    Si el representante fuera un procurador, la suspensión no puede prolongarse por más de un mes. Si pasado este plazo subsiste la causa, seguirá el proceso su curso, siendo a perjuicio de la parte si no provee a su representación en el juicio.

    [Artículo 368]

    Artículo 368. Con excepción de las medidas urgentes y de aseguramiento, todo acto procesal verificado durante la suspensión es ineficaz, sin que sea necesario pedir ni declarar su nulidad.

    Los actos ejecutados ante el tribunal diverso del que conozca del negocio, sólo son ineficaces si la suspensión es debida a la imposibilidad de las partes para cuidar de sus intereses en el litigio.

    El tiempo de la suspensión no se computa en ningún término.

    Libro Segundo Contención
    Título Tercero Suspensión, Interrupción y Caducidad del Proceso
    Capítulo II Interrupción

    [Artículo 369]

    Artículo 369. El proceso se interrumpe cuando muere o se extingue, antes de la audiencia final del negocio, una de las partes.

    También se interrumpe cuando muere el representante procesal de una parte, antes de la audiencia final del negocio.

    [Artículo 370]

    Artículo 370. En el primer caso del artículo anterior, la interrupción durará el tiempo indispensable para que se apersone, en el juicio, el causahabiente de la desaparecida o su representante.

    En el segundo caso del mismo artículo, la interrupción durará el tiempo necesario para que la parte que ha quedado sin representante procesal provea a su substitución.

    [Artículo 371]

    Artículo 371. En caso de muerte de la parte, la interrupción cesará tan pronto como se acredite la existencia de un representante de la sucesión. En el segundo caso, la interrupción cesa al vencimiento del término señalado por el tribunal para la substitución del representante procesal desaparecido, siendo a perjuicio de la parte si no provee a su representación en el juicio.

    [Artículo 372]

    Artículo 372. Es aplicable, al caso de interrupción, lo dispuesto por el artículo 368.

    Libro Segundo Contención
    Título Tercero Suspensión, Interrupción y Caducidad del Proceso
    Capítulo III Caducidad

    [Artículo 373]

    Artículo 373. El proceso caduca en los siguientes casos:

    I. Por convenio o transacción de las partes, y por cualquiera otra causa que haga desaparecer substancialmente la materia del litigio; (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    II. Por desistimiento de la prosecución del juicio, aceptado por la parte demandada. No es necesaria la aceptación, cuando el desistimiento se verifica antes que se corra traslado de la demanda;

    III. Por cumplimiento voluntario de la reclamación antes de la sentencia, y

    IV. Fuera de los casos previstos en los dos artículos precedentes, cuando cualquiera que sea el estado del procedimiento, no se haya efectuado ningún acto procesal ni promoción durante un término mayor de un año, así sea con el solo fin de pedir el dictado de la resolución pendiente. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    El término debe contarse a partir de la fecha en que se haya realizado el último acto procesal o en que se haya hecho la última promoción.

    Lo dispuesto por esta fracción es aplicable en todas las instancias, tanto en el negocio principal como en los incidentes, con excepción de los casos de revisión forzosa. Caducado el principal caducan los incidentes. La caducidad de los incidentes sólo produce la del principal cuando hayan suspendido el procedimiento en éste. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943) (DR)IJ

    [Artículo 374]

    Artículo 374. Si, en los casos de las fracciones I a III, no se comprenden todas las cuestiones litigiosas para cuya resolución se haya abierto el proceso, éste continuará solamente para la decisión de las cuestiones restantes. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 375]

    Artículo 375. En los casos de las fracciones I a III del artículo 373, la resolución que decrete la caducidad la dictará el tribunal, a petición de parte o de oficio, luego que tenga conocimiento de los hechos que la motiven. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    En el caso de la fracción IV del mismo artículo, la caducidad operará de pleno derecho, sin necesidad de declaración, por el simple transcurso del término indicado.

    En cualquier caso en que hubiere caducado un proceso, se hará la declaración de oficio por el tribunal, o a petición de cualquiera de las partes.

    La resolución que se dicte es apelable en ambos efectos.

    Cuando la caducidad se opere en la segunda instancia, habiendo sentencia de fondo de la primera, causará ésta ejecutoria.

    [Artículo 376]

    Artículo 376. En los casos de las tres primeras fracciones del artículo 373, se observarán las reglas siguientes, con relación a la condena en costas:

    I. Si hubiere convenio, se estará a lo pactado en él;

    II. Si no hubiere convenio y se tratare de los casos de la fracciones I y II, no habrá lugar a la condenación, y (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    III. Si se tratare del caso de la fracción III, se aplicarán las reglas establecidas en el capítulo II del Título Primero del Libro primero.

    [Artículo 377]

    Artículo 377. En el caso de la fracción IV del artículo 373, no habrá lugar a la condenación en costas.

    [Artículo 378]

    Artículo 378. La caducidad, en los casos de las fracciones II y IV, tiene por efecto anular todos los actos procesales verificados y sus consecuencias; entendiéndose como no presentada la demanda, y, en cualquier juicio futuro sobre la misma controversia, no puede invocarse lo actuado en el proceso caduco.

    Esta caducidad no influye, en forma alguna, sobre las relaciones de derecho existentes entre las partes que hayan intervenido en el proceso.

    Libro Segundo Contención
    Título Cuarto
    Capítulo Único Medidas Preparatorias, de Aseguramiento y Precautorias

    [Artículo 379]

    Artículo 379. Cuando una parte requiera indispensablemente, para entablar una demanda la inspección de determinadas cosas, documentos, libros o papeles, la autoridad judicial puede decretar su exhibición, previa comprobación del derecho con que se pide la medida y de la necesidad de la misma.

    [Artículo 380]

    Artículo 380. Si la persona de quien se pide la exhibición se opusiere a ella, se substanciará su oposición por el procedimiento incidental. (DR)IJ

    [Artículo 381]

    Artículo 381. En caso de incumplimiento de la persona obligada a la exhibición, sea que se haya opuesto y no haya prosperado su oposición, o que no haya habido ésta, el tribunal hará uso de los medios de apremio para hacer cumplir su determinación. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 382]

    Artículo 382. La resolución que conceda o niegue la medida es apelable.

    [Artículo 383]

    Artículo 383. La solicitud de exhibición interrumpe la prescripción de la acción, siempre que se presente la demanda correspondiente dentro de los cinco días siguientes al en que se efectúe la exhibición, o dentro de los cinco siguientes al en que judicialmente conste que aquélla no puede efectuarse.

    [Artículo 384]

    Artículo 384. Antes de iniciarse el juicio, o durante su desarrollo, pueden decretarse todas las medidas necesarias para mantener la situación de hecho existente. Estas medidas se decretarán sin audiencia de la contraparte, y no admitirán recurso alguno. La resolución que niegue la medida es apelable.

    [Artículo 385]

    Artículo 385. La parte que tenga interés en que se modifique la situación de hecho existente, deberá proponer su demanda ante la autoridad competente.

    [Artículo 386]

    Artículo 386. Cuando la mantención de los hechos en el estado que guarden, entrañe la suspensión de una obra, de la ejecución de un acto o de la celebración de un contrato, la demanda debe ser propuesta por la parte que solicitó la medida, dentro del plazo de cinco días, contados a partir de la fecha en que se haya ordenado la suspensión. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    El hecho de no interponer la demanda dentro del plazo indicado, deja sin efecto la medida.

    [Artículo 387]

    Artículo 387. En todo caso en que la mantención de las cosas en el estado que guarden pueda causar daño o perjuicio a persona distinta de la que solicite la medida, se exigirá previamente, garantía bastante para asegurar su pago, a juicio del tribunal que la decrete. (DR)IJ

    [Artículo 388]

    Artículo 388. La determinación que ordene que se mantengan las cosas en el estado que guarden al dictarse la medida, no prejuzga sobre la legalidad de la situación que se mantiene, ni sobre los derechos o responsabilidades del que la solicita.

    [Artículo 389]

    Artículo 389. Dentro del juicio, o antes de iniciarse éste, pueden decretarse, a solicitud de parte, las siguientes medidas precautorias:

    I. Embargo de bienes suficientes para garantizar el resultado del juicio, y (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    II. Depósito o aseguramiento de las cosas, libros, documentos o papeles sobre que verse el pleito.

    [Artículo 390]

    Artículo 390. La medida a que se refiere la fracción I del artículo anterior, se concederá a solicitud del interesado, quien deberá fijar el importe de la demanda, si aún no se instaura el juicio. La resolución que conceda la medida fijará el importe de la cantidad que deba asegurarse.

    [Artículo 391]

    Artículo 391. La parte que solicite la medida debe previamente otorgar garantía suficiente para responder de los daños y perjuicios que con ella se ocasionen, y la parte contra la que se dicte podrá obtener el levantamiento de la medida, o que no se efectúe, otorgando contragarantía suficiente para responder de los resultados del juicio.

    [Artículo 392]

    Artículo 392. La medida de que trata la fracción II del artículo 389, se decretará cuando se demuestre la existencia de un temor fundado o el peligro de que las cosas, libros, documentos o papeles puedan ocultarse, perderse o alterarse.

    [Artículo 393]

    Artículo 393. En el caso del artículo anterior, el que solicite la medida otorgará previamente garantía suficiente para responder de los daños y perjuicios que con ella se ocasionen, sin que la contraparte pueda otorgar garantía para que se levante la medida o para que no se lleve a cabo. Para fijar el importe de la garantía de que tratan este artículo y el 391, podrá oír el tribunal, cuando lo estime necesario, el parecer de un perito.

    [Artículo 394]

    Artículo 394. Las medidas de que trata el artículo 389, se practicarán, aplicándose, en lo conducente, las disposiciones del Capítulo VI del Título Quinto del Libro Segundo. (DR)IJ

    [Artículo 395]

    Artículo 395. Toda medida de las autorizadas por el artículo 389 se decretará sin audiencia de la contraparte, y se ejecutará sin notificación previa.

    [Artículo 396]

    Artículo 396. La resolución que niegue la medida es apelable en ambos efectos; la que la conceda, sólo lo es en el devolutivo.

    [Artículo 397]

    Artículo 397. Si la medida se decretó antes de iniciarse el juicio, quedará insubsistente si no se interpone la demanda dentro de los cinco días de practicada, y se restituirán las cosas al estado que guardaban antes de dictarse la medida.

    [Artículo 398]

    Artículo 398. En el caso del artículo anterior, y en el del último párrafo del 386, la garantía otorgada para obtener la medida no se cancelará si no que perdurará por el tiempo indispensable para la prescripción liberatoria, salvo convenio contrario de las partes. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 399]

    Artículo 399. No podrá decretarse diligencia alguna preparatoria, de aseguramiento o precautoria, que no esté autorizada por este título o por disposición especial de la ley.

    Libro Segundo Contención
    Título Quinto Ejecución
    Capítulo I Reglas Generales

    [Artículo 400]

    Artículo 400. La demanda de ejecución debe llenar los requisitos establecidos por el Título Primero, Capítulo I, de este Libro, a no ser que exista sentencia anterior ejecutoria, caso en el cual sólo se pedirá que se ejecute.

    [Artículo 401]

    Artículo 401. Admitida la demanda, se dictará auto ordenando que se requiera al deudor para que, en el acto del requerimiento, cumpla con la obligación, si esto es posible y, si no lo hace, se le embarguen o aseguren bienes suficientes para cumplirla, o para asegurar el pago de los daños y perjuicios. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943) (DR)IJ

    [Artículo 402]

    Artículo 402. Si el deudor no cumple con la obligación, se practicará el aseguramiento o embargo, y se emplazará al demandado, en los términos del Capítulo II del Título Primero de este Libro, siguiéndose, conforme al mismo, el juicio.

    [Artículo 403]

    Artículo 403. Transcurrido el término de emplazamiento, sin haber sido contestada la demanda, cuando la diligencia se haya entendido personal y directamente con el demandado, su representante o apoderado, si de los mismos documentos acompañados con la demanda no apareciese justificada una excepción, estando justificados lo elementos de la acción, se pronunciará sentencia de condena, y se llevarán adelante los procedimientos de ejecución.

    Cuando el emplazamiento haya sido hecho en forma diversa se tendrá por contestada negativamente la demanda de ejecución, y se proseguirá el juicio en la forma prevista por el Título Primero de este Libro.

    [Artículo 404]

    Artículo 404. Pronunciada la sentencia ejecutoria, sólo se admitirán las excepciones posteriores a la audiencia final de la última instancia, acreditadas por prueba documental o confesional, o que resulten directamente de la ley. Para resolver sobre ellas, se hará uso del procedimiento incidental. Resuelta la oposición, ya no se admitirá excepción alguna.

    [Artículo 405]

    Artículo 405. Aún cuando, en la sentencia, que haya causado ejecutoria, se fije término para el cumplimiento de la obligación, a solicitud de parte puede decretarse, en cualquier tiempo, antes de su cumplimiento, el embargo o aseguramiento de bienes suficientes para cumplir la sentencia, o para asegurar el pago de los daños y perjuicios, en caso de incumplimiento.

    Se equiparán, a las sentencias, las transacciones o convenios judiciales o extrajudiciales, ratificados judicialmente.

    [Artículo 406]

    Artículo 406. El auto que niegue la ejecución es apelable en ambos efectos.

    Libro Segundo Contención
    Título Quinto Ejecución
    Capítulo II Documentos Ejecutivos

    [Artículo 407]

    Artículo 407. Motivan ejecución:

    I. Las sentencias ejecutoriadas;

    II. Los documentos públicos que, conforme a este Código hacen prueba plena;

    III. Los documentos privados reconocidos ante notario o ante la autoridad judicial, y

    IV. Los demás documentos que, conforme a la ley, traigan aparejada ejecución.

    [Artículo 408]

    Artículo 408. El reconocimiento sólo puede pedirse de la persona obligada, del albacea de su sucesión, del representante legítimo del obligado, del representante de un ausente o ignorado, del gerente, presidente o director de una sociedad o asociación, del que lleve la firma social, y del mandatario con poder bastante. (DR)IJ

    [Artículo 409]

    Artículo 409. Promovido el reconocimiento, se mandará citar a la persona de quien se pretenda, para que comparezca, el día y hora que se le señale, a decir si reconoce como expedido por ella o por su representado, el documento, y como suya o de su representado, la firma con que esté subscripto, apercibida de que, si no comparece, se tendrá por reconocido, cuando se trate de la persona misma del signatario. El mismo apercibimiento procederá cuando el documento esté firmado a ruego de la persona que debe reconocerlo. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 410]

    Artículo 410. Cuando, a la diligencia de reconocimiento de un documento, comparezca la persona a quien se atribuya su expedición, o a cuyo ruego haya sido expedido, deberá decir categóricamente si lo reconoce o no, así como la firma con que esté subscrito, si es la propia.

    En caso de que reconozca como suya sólo parte del documento o sólo la firma, se hará constar, con toda claridad, cual es la parte del documento reconocida y cual no.

    [Artículo 411]

    Artículo 411. Se tendrá por reconocido un documento:

    I. Cuando no comparezca el signatario del mismo o la persona que debe reconocerlo, cuando otra haya firmado a su nombre, y

    II. Cuando las personas señaladas en la fracción anterior no contesten categóricamente si reconocen o no el documento.

    El reconocimiento ficto se rige por las reglas de la confesión ficta.

    [Artículo 412]

    Artículo 412. Es tribunal competente, para conocer del reconocimiento, el que lo sea para conocer del juicio.

    La citación para el reconocimiento de un documento, se hará en la forma prescrita para la confesión.

    [Artículo 413]

    Artículo 413. El documento que no haya sido reconocido en su totalidad, no es ejecutivo.

    [Artículo 414]

    Artículo 414. No será necesario el reconocimiento cuando el documento privado sea una escritura de venta, permuta, hipoteca o prenda que se hubiere inscrito en el Registro Público de la Propiedad.

    [Artículo 415]

    Artículo 415. No obstante el carácter de ejecutivo de los documentos, no se despachará la ejecución si no son de plazo cumplido e incondicionadas en su cumplimiento, las obligaciones que en ellos se contengan, a no ser que judicialmente se hayan declarado exigibles. (DR)IJ

    [Artículo 416]

    Artículo 416. Si la obligación contenida sólo es cierta y determinada en parte, sólo por ésta se despachará la ejecución.

    [Artículo 417]

    Artículo 417. En todo caso en que, para despachar ejecución, sea necesario practicar previamente una liquidación, se efectuará ésta por el procedimiento incidental.

    [Artículo 418]

    Artículo 418. Puede despacharse ejecución fundada en un documento privado no ejecutivo, mediante el otorgamiento de garantía suficiente para responder de los daños y perjuicios que con ella se causen. La Federación está exceptuada de otorgar esta garantía.

    [Artículo 419]

    Artículo 419. Puede prepararse la ejecución por alguna de las medidas señaladas por el artículo 379.

    Si se tratase de ejecución de una obligación alternativa, cuya elección corresponda al deudor, se requerirá a éste previamente para que la haga, apercibido de que será hecha por el tribunal, en su rebeldía, o por quien corresponda, de conformidad con lo establecido en el contrato o en la ley.

    Libro Segundo Contención
    Título Quinto Ejecución
    Capítulo III Formas de Ejecución

    [Artículo 420]

    Artículo 420. Cuando la obligación consiste en la ejecución de un hecho o en la prestación de alguna cosa, se fijará, al obligado un plazo prudente para su cumplimiento, atendidas las circunstancias, si no estuviere fijado en la sentencia o en el documento.

    [Artículo 421]

    Artículo 421. Si, pasado el plazo, el obligado no cumpliere, se observarán las reglas siguientes:

    I. Si el hecho fuere personal del obligado, y no pudiere prestarse por otro, el ejecutante podrá reclamar el pago de daños y perjuicios, a no ser que, en el Título, se hubiere fijado alguna pena, caso en el cual por ésta se despachará la ejecución;

    II. Si el hecho pudiere prestarse por otro, el tribunal nombrará persona o personas que lo ejecuten, a costa del obligado, en el término que se les fije, o se resolverá la obligación en daños y perjuicios, a elección del ejecutante;

    III. Si el hecho consiste en el otorgamiento de un documento, lo hará el tribunal, en rebeldía del ejecutado, y

    IV. Si el hecho consistiere en la entrega de alguna finca o cosas, documentos, libros o papeles, se hará uso de los medios de apremio, para obtener la entrega.

    La desocupación de una finca sólo puede ordenarse en sentencia definitiva; pudiéndose conceder un término hasta de sesenta días, fijado prudentemente por el tribunal, para hacer entrega de ella. Si en la finca hubiere una negociación mercantil, industrial o agrícola, el tribunal señalará prudentemente el término que sea indispensable. El aseguramiento de bienes sólo puede tener lugar para garantizar el pago de las prestaciones reclamadas y de los daños y perjuicios. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 422]

    Artículo 422. En el caso de la fracción II del artículo anterior, la persona nombrada por el tribunal tiene derecho de pedir, en los mismos autos de la ejecución, antes de hacer su trabajo, que el obligado le asegure su importe, fijado por acuerdo entre ellos, o, a falta de éste, por medio de peritos; y, si el obligado se resistiere a hacer el pago, podrá aquélla pedir que se despache ejecución en su contra, por la cantidad convenida, o, en su defecto, por la que determine el tribunal, con vista de los dictámenes periciales. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943) (DR)IJ

    [Artículo 423]

    Artículo 423. Cuando se trate de sentencia que condene a no hacer, su ejecución consistirá en notificar al sentenciado, que a partir del cumplimiento del término que en ella misma se señale, o del que, en su defecto, le fije el tribunal prudentemente, se abstenga de hacer lo que se le prohíba. Lo mismo se observará cuando la obligación de no hacer constare en cualquier otro título que motive ejecución. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 424]

    Artículo 424. En cualquier otro caso en que se despache ejecución, mandará el tribunal que se requiera al deudor, para que, en el acto de la diligencia, cubra las prestaciones reclamadas, y que en caso de no hacerlo, si no hubiere bienes embargados afectos al cumplimiento de la obligación, o los que hubiere no fuesen suficientes, se le embarguen los que basten para satisfacer la reclamación.

    [Artículo 425]

    Artículo 425. En el mismo auto a que se refiere el artículo anterior, se mandará prevenir a las partes que, dentro de tres días, nombre cada una un perito valuador, y, entre ambas, un perito tercero, apercibidas de que los nombramientos que dejaren de hacer serán hechos por el tribunal.

    [Artículo 426]

    Artículo 426. Cuando la ejecución tenga por objeto cosa cierta y determinada, y, al tratar de llevarse a efecto resultare que ya no existe, que el deudor la ha ocultado o simplemente no aparece, el ejecutante puede reclamar su valor, intereses y daños y perjuicios, por las cantidades que específicamente fije, y por ellas se despachará ejecución, substanciándose la oposición, en su caso, por el procedimiento incidental. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 427]

    Artículo 427. Si la cosa se halla en poder de un tercero, la ejecución no podrá despacharse en su contra, si no en los casos siguientes:

    I. Cuando la ejecución se funde en acción real, y

    II. Cuando judicialmente se haya declarado nula la enajenación por la que adquirió el tercero.

    [Artículo 428]

    Artículo 428. Derogado. (Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    Libro Segundo Contención
    Título Quinto Ejecución
    Capítulo IV Oposición de Terceros a la Ejecución

    [Artículo 429]

    Artículo 429. Cuando, en una ejecución, se afecten intereses de terceros que no tengan, con el ejecutante o el ejecutado, alguna controversia que pueda influir sobre los intereses de éstos, en virtud de los cuales se ha ordenado la ejecución, tanto el ejecutante como el ejecutado son solidariamente responsables de los daños y perjuicios que con ella se causen al tercero, y a la oposición de éste se resolverá por el procedimiento incidental.

    Cuando se demuestre que sólo una de las partes ha sido responsable de la ejecución en bienes del tercero, cesa la solidaridad. (DR)IJ

    [Artículo 430]

    Artículo 430. Cuando, en una ejecución se afecten intereses de tercero que tenga una controversia, con el ejecutante o el ejecutado, que pueda influir en los intereses de éstos que han motivado la ejecución, o que surja a virtud de ésta, la oposición del tercero se substanciará en forma de juicio, autónomo o en tercería, según que se haya o no pronunciado sentencia que defina los derechos de aquéllos. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    La demanda deberá entablarla el opositor hasta antes de que se haya consumado definitivamente la ejecución; pero dentro de los nueve días de haber tenido conocimiento de ella.

    La demanda deja en suspenso los procedimientos de ejecución; pero, si no es interpuesta en el término indicado, se llevará adelante hasta su fin, dejando a salvo los derechos del opositor.

    Libro Segundo Contención
    Título Quinto Ejecución
    Capítulo V Responsabilidades de las Partes en la Ejecución

    [Artículo 431]

    Artículo 431. Las partes, en la ejecución, son responsables en los términos establecidos en el Capítulo II del Título Primero del Libro Primero.

    Libro Segundo Contención
    Título Quinto Ejecución
    Capítulo VI Embargos

    [Artículo 432]

    Artículo 432. Decretado el embargo, si el deudor no fuere encontrado en su domicilio, para hacerle el requerimiento de pago, se le dejará citatorio para que espere a hora fija del día siguiente hábil, y, si no espera, se practicará la diligencia con la persona que se encuentre en la casa, o con el vecino más inmediato.

    Cuando se encontrare cerrada la casa, o se impidiere el acceso a ella, el ejecutor judicial requerirá el auxilio de la policía, para hacer respetar la determinación judicial, y hará que, en su caso, sean rotas las cerraduras, para poder practicar el embargo de bienes que se hallen dentro de la casa. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 433]

    Artículo 433. No verificado el pago, sea que la diligencia se haya o no entendido con el ejecutado, se procederá al embargo de bienes, en el mismo domicilio del demandado o en el lugar en que se encuentren los que han de embargarse.

    [Artículo 434]

    Artículo 434. No son susceptibles de embargo:

    I. Los bienes que constituyan el patrimonio de familia, desde su inscripción en el Registro Público de la Propiedad; (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    II. El lecho cotidiano, los vestidos y los muebles de uso ordinario del deudor, de su cónyuge o de sus hijos, no siendo de lujo;

    III. Los instrumentos, aparatos y útiles necesarios para el arte u oficio a que el deudor esté dedicado;

    IV. La maquinaria, instrumentos y animales propios para el cultivo agrícola, en cuanto fueren necesarios para el servicio de la finca a que estén destinados, a efecto de lo cual oirá, el tribunal, el informe de un perito nombrado por él, a no ser que se embarguen juntamente con la finca;

    V. Los libros, aparatos, instrumentos y útiles de las personas que ejerzan o se dediquen al estudio de profesiones liberales;

    VI. Las armas y caballos que los militares en servicio activo usen, indispensables para éste, conforme a las leyes relativas; (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    VII. Los efectos, maquinaria e instrumentos propios para el fomento y giro de las negociaciones mercantiles e industriales, en cuanto fueren necesarios para su servicio y movimiento, a efecto de lo cual oirá el tribunal el dictamen de un perito nombrado por él; pero podrán ser intervenidos juntamente con la negociación a que estén destinados;

    VIII. Las mieses, antes de ser cosechadas; pero sí los derechos sobre las siembras;

    IX. El derecho de usufructo, pero sí los frutos de éste;

    X. Los derechos de uso y habitación;

    XI. Los sueldos y emolumentos de los funcionarios y empleados públicos;

    XII. Las servidumbres, a no ser que se embargue el fundo o cuyo favor estén constituidas; excepto las de aguas, que es embargable independientemente;

    XIII. La renta vitalicia, en los términos establecidos en el Código Civil;

    XIV. Los ejidos de los pueblos y la parcela individual que, en su fraccionamiento, haya correspondido a cada ejidatario, y

    XV. Los demás bienes exceptuados por la ley.

    En los casos de las fracciones IV y VII, el nombramiento del perito será hecho cuando el tribunal lo estime conveniente, al practicar la revisión de que trata el artículo 68.

    [Artículo 435]

    Artículo 435. En los casos en que el secuestro recaiga sobre sueldos, salarios, comisiones o pensiones que no estén protegidos por disposición especial de la ley, sólo podrá embargarse la quinta parte del exceso sobre mil quinientos pesos anuales, hasta tres mil, y la cuarta del exceso sobre tres mil en adelante. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 436]

    Artículo 436. El orden que debe guardarse para los secuestros es el siguiente: (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    I. Bienes consignados como garantía de la obligación que se reclame;

    II. Dinero;

    III. Créditos realizables en el acto;

    IV. Alhajas;

    V. Frutos y rentas de toda especie;

    VI. Bienes muebles no comprendidos en las fracciones anteriores;

    VII. Bienes raíces;

    VIII. Sueldos o pensiones;

    IX. Derechos, y

    X. Créditos no realizables en el acto. (DR)IJ

    [Artículo 437]

    Artículo 437. El derecho de designar los bienes que han de embargarse en el orden establecido en el artículo anterior, corresponde al deudor; y sólo que éste se niegue a hacerlo o que esté ausente, podrá ejercerlo el actor.

    [Artículo 438]

    Artículo 438. Cualquier dificultad suscitada en la diligencia no impedirá el embargo; el ejecutor judicial la allanará prudentemente, a reserva de lo que determine el tribunal. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 439]

    Artículo 439. El ejecutante puede señalar los bienes que han de ser objeto del secuestro; sin sujetarse al orden establecido por el artículo 436;

    I. Si, para hacerlo, estuviere autorizado por el obligado, en virtud de convenio expreso;

    II. Si los bienes que señale el ejecutado no son bastantes, o si no se sujeta al orden establecido en el artículo 436, y (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    III. Si los bienes estuvieren en diversos lugares. En este caso puede señalar los que se hallen en el lugar del juicio.

    [Artículo 440]

    Artículo 440. El embargo sólo procede y subsiste en cuanto baste a cubrir la suerte principal, costas, gastos y daños y perjuicios, en su caso, incluyéndose los nuevos vencimientos y réditos hasta la conclusión del procedimiento.

    [Artículo 441]

    Artículo 441. Cuando, practicado el remate de los bienes consignados como garantía, no alcanzare su producto, para cubrir la reclamación, el acreedor podrá pedir el embargo de otros bienes. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 442]

    Artículo 442. Puede decretarse la ampliación de embargo:

    I. En cualquier caso en que, a juicio del tribunal, no basten los bienes embargados para cubrir la deuda y las costas, y cuando, a consecuencia de las retasas que sufrieren, su avalúo dejare de cubrir el importe de la reclamación, o cuando, siendo muebles, pasaren seis meses sin haberse logrado la venta;

    II. Cuando no se embarguen bienes suficientes por no tenerlos el deudor, y después aparecen, o los adquiere, y

    III. En los casos de tercerías excluyentes.

    [Artículo 443]

    Artículo 443. La ampliación del embargo no suspende el curso de la ejecución. (DR)IJ

    [Artículo 444]

    Artículo 444. De todo secuestro se tendrá como depositario o interventor, según la naturaleza de los bienes que sean objeto de él, a la persona o institución de crédito, que bajo su responsabilidad, nombre el ejecutante, salvo lo dispuesto en los artículos 445, 448, y primero y último párrafo del 449.

    El depositario o interventor recibirán los bienes bajo inventario formal, previa aceptación y protesta de desempeñar el cargo.

    [Artículo 445]

    Artículo 445. Cuando se justifique que los bienes que se trate de embargar están sujetos a depósito o intervención con motivo de secuestro judicial anterior, en caso de reembargo no se nombrará nuevo depositario o interventor, si no que el nombrado con anterioridad lo será para todos los reembargos subsecuentes, mientras subsista el primer secuestro, y se pondrá en conocimiento de los tribunales que ordenaron los anteriores aseguramientos. Cuando se remueva al depositario, se comunicará el nuevo nombramiento a los tribunales que practicaron los ulteriores embargos. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 446]

    Artículo 446. Cuando, por cualquier motivo, quede insubsistente el primitivo embargo, el tribunal que lo haya dictado lo comunicará así al que le siga en orden, para que, ante él, se haga el nombramiento de nuevo depositario; pero el tribunal que dictó el primer embargo no cancelará, por esta razón, las garantías otorgadas, hasta que apruebe la gestión del depositario que nombró, y lo declare libre de toda responsabilidad, y hasta que el que le siga en orden le comunique que ante él se otorgaron las que exige la ley. Además, debe estar concluida toda cuestión relativa a la entrega de los bienes al nuevo depositario.

    El tribunal cuyo embargo quede en primer término, lo comunicará, así a los ulteriores, con expresión de todos los requisitos que, ante él, llenó el nuevo depositario.

    [Artículo 447]

    Artículo 447. De todo embargo de bienes raíces o de derechos reales sobre bienes raíces se tomará razón en el Registro Público de la Propiedad del Partido, librándose, al efecto, copia certificada de la diligencia de embargo. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Una vez trabado el embargo, no puede el ejecutado alterar, en forma alguna, el bien embargado, ni contratar el uso del mismo, si no es con autorización judicial, que se otorgará oyendo al ejecutante; y, registrado que sea el embargo, toda transmisión de derechos respecto de los bienes sobre que se haya trabado, no altera, de manera alguna, la situación jurídica de los mismos, en relación con el derecho del embargante, de obtener el pago de su crédito con el producto del remate de esos bienes, derecho que se surtirá en contra de tercero con la misma amplitud y en los mismos términos que se surtiría en contra del embargado, si no se hubiese operado la transmisión. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 448]

    Artículo 448. Cuando el secuestro recaiga sobre el dinero efectivo o alhajas, el depósito se hará en una institución de crédito, y, donde no haya esta institución, en casa comercial de crédito reconocido. En este caso, el billete de depósito se guardará en la caja del tribunal, y no se recogerá lo depositado si no en virtud de orden escrita del tribunal de los autos.

    [Artículo 449]

    Artículo 449. Cuando se aseguren créditos, el secuestro se reducirá a notificar, al deudor o a quien debe pagarlos, que no efectúe el pago al acreedor, sino que, al vencimiento de aquellos, exhiba la cantidad o cantidades correspondientes a disposición del tribunal, en concepto de pago, apercibido de repetirlo en caso de desobediencia, observándose, si el crédito o créditos fueren cubiertos, lo dispuesto en el artículo anterior; y, al acreedor contra quien se haya decretado el secuestro, que no disponga de estos créditos, bajo las penas que señale el Código Penal. Esto mismo se hará en el caso del artículo 435. Si se tratare de títulos a la orden o al portador, el embargo sólo podrá practicarse mediante la aprehensión de los mismos. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Si llegare a asegurarse el título mismo del crédito, se nombrará un depositario que lo conserve en guarda, quien tendrá obligación de hacer todo lo necesario para que no se altere ni menoscabe el derecho que el título represente, y de intentar las acciones y recursos que la ley concede para hacer efectivo el crédito.

    Si el crédito fuere pagado, se depositará su importe en los términos del artículo anterior, y, desde ese momento, cesará en sus funciones el depositario nombrado.

    [Artículo 450]

    Artículo 450. Si los créditos a que se refiere el artículo anterior fueren litigiosos, la providencia de secuestro se notificará al tribunal de los autos respectivos, dándose a conocer al depositario nombrado, a fin de que éste pueda desempeñar las obligaciones que le impone el artículo anterior. (DR)IJ

    [Artículo 451]

    Artículo 451. Cuando el secuestro recaiga sobre bienes muebles que no sean dinero, alhajas ni créditos, el depositario que se nombre sólo tendrá el carácter de simple custodio de los objetos puestos a su cuidado, los que conservará a disposición del tribunal respectivo. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 452]

    Artículo 452. El depositario, al recibir lo secuestrado, pondrá en conocimiento del tribunal, del lugar en que quede constituido el depósito, y recabará su autorización para hacer, en caso necesario, los gastos del almacenaje. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    Si no pudiere, el Depositario, hacer los gastos que demande el depósito, pondrá esta circunstancia en conocimiento del tribunal, para que éste, oyendo a las partes en junta que se efectuará dentro de tres días, decrete el modo de hacer los gastos, según en la junta se acordare, o, en caso de no haber acuerdo, imponiendo esa obligación al que obtuvo la providencia del secuestro.

    [Artículo 453]

    Artículo 453. Si los muebles depositados fueren cosas fungibles, el depositario tendrá, además, obligación de imponerse de los precios que en plaza tengan los objetos confiados a su guarda, a fin de que, si encuentra ocasión favorable para la venta, lo ponga en conocimiento del tribunal, con el objeto de que éste determine lo que estime más prudente, en una junta en que oirá al depositario y a las partes, si asistieren, y que se efectuará, a más tardar, dentro de los tres días. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 454]

    Artículo 454. Cuando hubiere inminente peligro de que las cosas fungibles se pierdan o inutilicen, entre tanto que se cita y efectúa la junta a que se refiere el artículo anterior, el depositario está obligado a realizarlas al mejor precio de plaza, rindiendo, al tribunal, cuenta con pago.

    [Artículo 455]

    Artículo 455. Si los muebles depositados fueren cosas fáciles de deteriorarse o demeritarse, el depositario deberá examinar frecuentemente su estado, y poner, en conocimiento del tribunal, el deterioro o demérito, que en ellos observe o tema fundadamente que sobrevenga, a fin de que la expresada autoridad, oyendo a las partes y al depositario, como se dispone en el artículo 458, dicte el remedio oportuno para evitar el mal o acuerde su venta en las mejores condiciones, en vista de los precios en plaza y del demérito que hayan sufrido o estén expuestos a sufrir los objetos secuestrados. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 456]

    Artículo 456. Si el secuestro recayere en finca urbana y sus rentas, o sobre éstas solamente, el depositario tendrá el carácter de administrador, con las facultades y obligaciones siguientes:

    I. Podrá contratar arrendamiento sobre la base de que las rentas no sean menores de las que, al tiempo de efectuarse el secuestro, rindiere la finca o departamento de ella que estuviere arrendado. Para contratar en condiciones diversas, deberá obtener autorización judicial, que se concederá o negará previa audiencia de las partes;

    II. Recogerá, de quien los conserve, los contratos de arrendamiento vigentes, así como las últimas boletas de pagos de contribuciones, a fin de poder cumplir su cometido, y, si el tenedor rehusare entregárselos, lo pondrá en conocimiento del tribunal, para que lo apremie por los medios legales;

    III. Recaudará las pensiones que, por arrendamiento, rinda la finca, en sus términos y plazos, procediendo contra los inquilinos morosos con arreglo a la ley;

    IV. Hará, sin previa autorización, los gastos ordinarios de la finca, como pagos de contribuciones y de servicios y aseo, no siendo excesivo su monto; y, si hubiere morosidad de su parte en hacer los pagos, será responsable de los daños y perjuicios que con ello se originen;

    V. Presentará, a las oficinas fiscales, en tiempo oportuno, las manifestaciones que prevengan las leyes; y, de no hacerlo así, serán de su responsabilidad los daños y perjuicios que su omisión cause:

    VI. Para hacer los gastos de conservación, reparación o construcción, ocurrirá al tribunal solicitando licencia para ello, acompañando, al efecto, los presupuestos respectivos, y

    VII. Pagará, previa autorización judicial, los réditos de los gravámenes que pesen sobre la finca.

    [Artículo 457]

    Artículo 457. Para el efecto a que se refiere la fracción I del artículo anterior, si ignorare el depositario cuál era el importe de la renta al tiempo de practicarse el secuestro, recabará autorización judicial. (DR)IJ

    [Artículo 458]

    Artículo 458. Pedida la autorización a que se refiere la fracción VI del artículo 456, el tribunal citará, al depositario y a las partes, a una audiencia, que se efectuará dentro de tres días, para que éstas, con vista de los documentos que se acompañen, resuelvan, de común acuerdo, si se autoriza o no el gasto. Si no se logra el acuerdo, y el depositario o alguna de las partes insiste en la necesidad de la reparación, conservación o construcción, el tribunal resolverá, autorizando o no el gasto, como lo estime conveniente. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 459]

    Artículo 459. Cuando se embarguen bienes que estuvieren arrendados o alquilados, se notificará, a los arrendatarios, que, en lo sucesivo, deben pagar las rentas o alquileres al depositario nombrado, apercibidos de doble pago, si no lo hicieren así. Al hacerse la notificación, se dejará, en poder del inquilino, cédula en que se insertará el auto respectivo. Si, en el acto de la diligencia o dentro del día siguiente de causar estado la notificación por instructivo, el inquilino o arrendatario manifestare haber hecho algún anticipo de rentas o alquileres, deberá justificarlo al hacer su manifestación, con los recibos del arrendador o alquilador. De lo contrario, no se tomará en cuenta, y quedará obligado en los términos anteriores. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 460]

    Artículo 460. Si el secuestro se verifica en una finca rústica o en una negociación mercantil o industrial, el depositario será mero interventor con cargo de la caja, vigilando la contabilidad, y tendrá las siguientes atribuciones:

    I. Inspeccionará el manejo de la negociación o finca rústica, en su caso, y las operaciones que, en ella se verifiquen, a fin de que produzcan el mejor rendimiento posible;

    II. Vigilará, en las fincas rústicas, la recolección de los frutos y su venta, y recogerá el producto de ésta;

    III. Vigilará las compras y ventas de las negociaciones mercantiles, recogiendo, bajo su responsabilidad, el numerario;

    IV. Vigilará la compra de materia prima, su elaboración y la venta de los productos, en las negociaciones industriales, recogiendo el numerario y efectos de comercio, para hacerlos efectivos a su vencimiento;

    V. Ministrará los fondos para los gastos de la negociación o finca rústica, en su caso, y atenderá a que la inversión de ellos se haga convenientemente; (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    VI. Depositará el dinero que resultare sobrante después de cubiertos los gastos necesarios y ordinarios, como lo previene el artículo 448;

    VII. Tomará provisionalmente, las medidas que la prudencia aconseje, para evitar abusos y malos manejos de los administradores, dando inmediatamente cuenta al tribunal, para su ratificación, y, en su caso, para que determine lo conveniente a remediar el mal; y (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    VIII. Podrá nombrar, a su costa y bajo su responsabilidad, el personal auxiliar que estimare indispensable para el buen desempeño de su cargo.

    [Artículo 461]

    Artículo 461. Si, en el cumplimiento de los deberes que el artículo anterior impone al interventor, encontrare que la administración no se hace convenientemente, o que puede perjudicar los derechos del que pidió y obtuvo el secuestro, lo pondrá en conocimiento del tribunal, para que, oyendo a las partes y al mismo interventor, en una audiencia que citará con término de tres días, determine lo que estime pertinente.

    [Artículo 462]

    Artículo 462. El depositario o interventor y el ejecutante, cuando éste lo hubiere nombrado, serán solidariamente responsables de los actos que ejecutare aquél, en el ejercicio de su cargo. Cuando el depositario fuere el mismo deudor, la responsabilidad será exclusivamente suya, salvo lo dispuesto en relación con terceros.

    [Artículo 463]

    Artículo 463. El depositario que no sea el ejecutado mismo, deberá tener bienes raíces bastantes, a juicio del tribunal, para responder del secuestro, o, en su defecto, deberá otorgar fianza en autos, por la cantidad que se le fije. La comprobación de poseer bienes raíces, el depositario, o el otorgamiento de la fianza, se hará antes de ponerlo en posesión de su encargo.

    [Artículo 464]

    Artículo 464. Los depositarios que tengan administración de bienes, presentarán en cada mes, al tribunal, una cuenta de los esquilmos y demás frutos obtenidos, y de los gastos erogados, con todos los comprobantes respectivos, y copias de éstos para las partes. (DR)IJ

    [Artículo 465]

    Artículo 465. Presentada la cuenta, mandará el tribunal poner las copias a disposición de las partes, y citará, a éstas y al depositario, a una audiencia verbal, que se efectuará dentro de tres días. Si las partes, no objetan la cuenta, la aprobará el tribunal; en caso contrario, se tramitará el incidente respectivo. El tribunal determinará los fondos que deban quedar para los gastos necesarios, mandando depositar el sobrante líquido.

    Todo lo relativo a la cuenta mensual formará cuaderno separado.

    [Artículo 466]

    Artículo 466. El depositario que no rinda la cuenta mensual, será separado, de plano, de la administración. Al resolver el tribunal sobre las cuentas objetadas, fallará sobre la remoción o no del depositario, si se le hubiere pedido. Si el removido fuere el deudor, el ejecutante nombrará nuevo depositario; si lo fuere el acreedor o la persona por él nombrada, la nueva designación se hará por el tribunal, observándose lo dispuesto en el artículo 463.

    [Artículo 467]

    Artículo 467. Siempre que hubiere cambio de depositario, se prevendrá, a quien tuviere los bienes, que haga entrega de ellos, dentro de tres días, al que fuere nombrado nuevamente, con el apercibimiento de que, de no hacerlo, se hará uso inmediato de la fuerza pública. Si el plazo indicado no bastare para concluir la entrega, el tribunal lo ampliará discrecionalmente.

    [Artículo 468]

    Artículo 468. Los depositarios de dinero, alhajas, muebles, semovientes, títulos de crédito o fincas urbanas sin cargo de la administración, percibirán, como honorarios, el uno por ciento sobre los primeros diez mil pesos de su valor, y el medio por ciento sobre el resto. Los depositarios que efectuaren las ventas o gestiones a que se refieren los artículos 449, 450, 453 a 455 y 458, tendrán, además, el honorario que, de común acuerdo, les fijen las partes, y, si no hubiere este acuerdo, el que, con audiencia de ellas, les señale el tribunal, según las circunstancias, sin que baje del uno ni exceda del cinco por ciento sobre el valor de los créditos que cobraren, de los bienes que vendieren, de aquellos cuyo deterioro o demérito se prevenga, o de la reparación o construcción que se efectuare. Los que tuvieren administración de fincas urbanas y los interventores de fincas rústicas o negociaciones mercantiles o industriales, percibirán el honorario que, de común acuerdo, les señalen las partes, y, si no hubiere este acuerdo, el que, con audiencia de ellas y según las circunstancias, les fije el tribunal, sin bajar del cinco ni exceder del diez por ciento sobre el monto de los productos que se recauden, cualesquiera que sean las gestiones, operaciones y actos de administración, en general, que lleven a cabo. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    En los honorarios que este artículo señala al depositario o interventor, queda comprendido cualquier pago de servicios de abogados, patronos o procuradores que aquél emplee.

    Si la cosa embargada no rinde frutos o productos, o los que rinda se hayan agotado totalmente o no baste el resto para cubrir los honorarios del depositario, deberán cubrírsele por el dueño de la cosa embargada, sin perjuicio de lo que dispone el Capítulo II del Título Primero, del Libro Primero, en relación con la condena en costas. Estos gastos puede anticiparlos el acreedor, si así lo estima conveniente.

    Libro Segundo Contención
    Título Quinto Ejecución
    Capítulo VII Remates

    [Artículo 469]

    Artículo 469. Todo remate de bienes inmuebles, semovientes y créditos será público, y deberá efectuarse en el local del tribunal competente para la ejecución, dentro de los veinte días siguientes a haberlo mandado anunciar; pero en ningún caso mediarán menos de cinco días entre la publicación del último edicto y la almoneda. Cuando los bienes estuvieren ubicados fuera de la jurisdicción del tribunal, se ampliarán dichos términos por razón de la distancia, atendiendo a la mayor, cuando fueren varias.

    [Artículo 470]

    Artículo 470. Si los bienes no estuvieren valuados anteriormente, o si los interesados no hubieren convenido precio para el caso de remate, se procederá al avalúo por peritos, observándose las disposiciones relativas a la prueba pericial.

    [Artículo 471]

    Artículo 471. Cuando el ejecutado no hubiere hecho el nombramiento de perito valuador en el término legal, puede el actor solicitar que el tribunal lo nombre en rebeldía, o que se pida certificado a la Oficina de Contribuciones o al Catastro, respecto al valor de la finca, y esté servirá de base para el remate; pero, si en dichas oficinas no hubiere la constancia respectiva, el tribunal, sin nueva promoción, hará el nombramiento de perito. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943) (DR)IJ

    [Artículo 472]

    Artículo 472. No podrá procederse al remate de bienes raíces, sin que previamente se haya pedido al Registro Público correspondiente, un certificado total de los gravámenes que pesen sobre ellos, hasta la fecha en que se ordenó la venta, ni sin que se haya citado a los acreedores que aparezcan en dicho certificado. Si en autos obrare ya otro certificado, sólo se pedirá al Registro, el relativo al período o períodos que aquél no abarque. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 473]

    Artículo 473. Los acreedores citados conforme al artículo anterior y los que se presenten con certificados del Registro posteriores, tendrán derecho de intervenir en el acto del remate, pudiendo hacer, al tribunal, las observaciones que estimen oportunas para garantizar sus derechos, y apelar del auto en que se finque el remate; pero sin que su intervención pueda dar lugar a que se mande suspender la almoneda.

    [Artículo 474]

    Artículo 474. Valuados los bienes, se anunciará su venta por dos veces, de cinco en cinco días, publicándose edictos en el "Diario Oficial" de la Federación y en la tabla de avisos o puerta del tribunal, en los términos señalados. Si los bienes estuvieren ubicados en diversas jurisdicciones, en todas ellas se publicarán los edictos, en la puerta del juzgado de Distrito correspondiente.

    [Artículo 475]

    Artículo 475. Si, en la primera almoneda, no hubiere postura legal, se citará a otra, para dentro de los quince días siguientes, mandando que los edictos correspondientes se publiquen, por una sola vez, en la forma antes indicada, y de manera que, entre la publicación o fijación del edicto y la fecha del remate, medie un término que no sea menor de cinco días. En la almoneda se tendrá como precio el primitivo, con deducción de un diez por ciento. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 476]

    Artículo 476. Si, en la segunda almoneda, no hubiere postura legal, se citará a la tercera en la forma que dispone el artículo anterior, y de igual manera se procederá para las ulteriores, cuando obrare la misma causa, hasta efectuar legalmente el remate. En cada una de las almonedas se deducirá un diez por ciento del precio que, en la anterior, haya servido de base.

    [Artículo 477]

    Artículo 477. En cualquier almoneda en que no hubiere postura legal, el ejecutante tiene derecho de pedir la adjudicación, por las dos terceras partes del precio que en ella haya servido de base para el remate. La resolución relativa es apelable en ambos efectos.

    [Artículo 478]

    Artículo 478. El acreedor a quien se adjudique la cosa, reconocerá, a los acreedores hipotecarios anteriores, sus créditos, hasta donde baste a cubrir el precio de adjudicación, para pagárselos al vencimiento de sus escrituras. (DR)IJ

    [Artículo 479]

    Artículo 479. Postura legal es la que cubre las dos terceras partes del precio fijado a la cosa, con tal de que la parte de contado sea suficiente para pagar el importe de lo sentenciado.

    [Artículo 480]

    Artículo 480. Cuando, por el importe del valor fijado a los bienes, no sea suficiente la parte de contado para cubrir lo sentenciado, será postura legal las dos terceras partes de aquél, dadas de contado.

    [Artículo 481]

    Artículo 481. Las posturas se formularán por escrito, expresando, el mismo postor o su representante con poder jurídico:

    I. El nombre, capacidad legal y domicilio del postor;

    II. La cantidad que se ofrezca por los bienes;

    III. La cantidad que se dé de contado, y los términos en que se haya de pagar el resto;

    IV. El interés que deba causar la suma que se quede reconociendo, el que no puede ser menor del nueve por ciento anual, y (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    V. La sumisión expresa al tribunal que conozca del negocio, para que haga cumplir el contrato.

    Cuando una postura no se haga con observancia íntegra de los requisitos precedentes, se requerirá al postor para que satisfaga los omitidos, indicándole cuáles sean. Si dentro del día siguiente de que surta efectos la notificación, y siempre antes de la hora señalada para el remate, no se subsanan las omisiones, se tendrá por no hecha la postura.

    [Artículo 482]

    Artículo 482. Cuando se hagan posturas, ofreciendo de contado sólo una parte del precio, los postores exhibirán, en el acto del remate, el diez por ciento de aquélla, en numerario o en cheque certificado, a favor del tribunal, y la cantidad que queden adeudando la garantizarán con primera hipoteca o prenda, expresando, al formular su postura, los bienes que quedarán sujetos al gravamen respectivo. Concluida la diligencia, se devolverán las exhibiciones a sus dueños, excepto la que corresponda al postor en quien se finque el remate, la que, como garantía del cumplimiento de su obligación, se mandará depositar como se dispone en el artículo 448, observándose, respecto del billete de depósito, lo que ahí se previene. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 483]

    Artículo 483. Cuando el importe de las posturas y mejoras se ofrezcan de contado, debe exhibirse en numerario o en cheque certificado a favor del tribunal, en el acto del remate; y, fincado éste en favor del postor que hubiere hecho la exhibición, se procederá en los términos de la parte final del artículo anterior.

    [Artículo 484]

    Artículo 484. En el caso del artículo 482, si el postor no cumpliere sus obligaciones, ya porque se negare a otorgar la garantía ofrecida, ya porque, extendida la escritura correspondiente, en su caso, se negare a firmarla en el término legal, el tribunal, cerciorándose de estas circunstancias, declarará sin efecto el remate, para citar, nuevamente, a la misma almoneda, y el postor perderá el diez por ciento exhibido, el que se aplicará, por vía de indemnización, al ejecutado, manteniéndose en depósito para los efectos del pago al ejecutante, hasta concluir los procedimientos de ejecución. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 485]

    Artículo 485. Cuando el ejecutante quiera hacer postura, la garantía o la exhibición de contado, en su caso, se limitará al exceso de la postura, sobre el importe de lo sentenciado. (DR)IJ

    [Artículo 486]

    Artículo 486. El postor no puede rematar para un tercero, sino con poder bastante, quedando prohibido hacer postura sin declarar, desde luego, el nombre de la persona para quien se hace.

    [Artículo 487]

    Artículo 487. Desde que se anuncie el remate, y durante éste, se pondrán de manifiesto los planos que hubiere, y estarán a la vista los avalúos.

    [Artículo 488]

    Artículo 488. Los postores tendrán la mayor libertad para hacer sus propuestas, debiendo ministrárseles los datos que pidan y se hallen en los autos.

    [Artículo 489]

    Artículo 489. El tribunal decidirá de plano, bajo su responsabilidad, cualquier cuestión que se suscite, relativa al remate.

    [Artículo 490]

    Artículo 490. El día del remate, a la hora señalada, pasará el Secretario, personalmente, lista de los postores presentados, y declarará, el tribunal, que va a procederse al remate, y ya no se admitirán nuevos postores. En seguida se revisarán las propuestas, desechando, desde luego, las que no contengan postura legal y las que no estuvieren debidamente garantizadas.

    [Artículo 491]

    Artículo 491. Calificadas de buenas las posturas, se dará lectura de ellas, por la secretaría, para que los postores presentes puedan mejorarlas. Si hay varias posturas legales, se declarará preferente la que importe mayor cantidad, y, si dos o más importaren la misma cantidad, será preferente la que esté mejor garantizada. Si varias se encontraren exactamente en las mismas condiciones, la preferencia se establecerá por sorteo, en presencia de los asistentes a la diligencia.

    [Artículo 492]

    Artículo 492. Declarada preferente una postura, el tribunal preguntará si alguno de los postores la mejora. En caso de que alguno la mejore antes de transcurrir cinco minutos de hecha la pregunta, interrogará si algún postor puja la mejora; y así sucesivamente se procederá con respecto a las pujas que se hagan. En cualquier momento en que, pasados cinco minutos de hecha cualquiera de las mencionadas preguntas, no se mejorare la última postura o puja, se declarará fincado el remate en favor del postor que hubiere hecho aquélla. La resolución relativa es apelable en ambos efectos. (DR)IJ

    [Artículo 493]

    Artículo 493.Antes de fincado el remate, puede el deudor librar sus bienes, si paga, en el acto, lo sentenciado, y garantiza el pago de las costas que estén por liquidar. Si el ejecutante no presenta su liquidación dentro de siete días, se devolverá la garantía al ejecutado, quien quedará libre de toda obligación.

    [Artículo 494]

    Artículo 494. Al declarar fincado el remate, mandará el tribunal que, dentro de los tres días siguientes, y previo pago de la cantidad ofrecida de contado, se otorgue, a favor del rematante, la escritura de venta correspondiente, conforme a la ley, en los términos de su postura, y que se le entreguen los bienes rematados.

    [Artículo 495]

    Artículo 495. Si el deudor, o quien deba hacerlo, se niega a otorgar la escritura, o si no lo hace dentro del término de tres días de haberse mandado otorgar, la otorgará el tribunal, en rebeldía, sin más trámite; pero, en todo caso, es responsable de la evicción el ejecutado.

    [Artículo 496]

    Artículo 496. Otorgada la escritura, pondrá el tribunal, al comprador, en posesión de los bienes rematados, si lo pidiere, con citación de los colindantes, arrendatarios, aparceros, colonos y demás interesados de que se tenga noticia.

    [Artículo 497]

    Artículo 497. Con el precio, se pagará al acreedor, hasta donde alcance, y, si hubiere gastos y costas pendientes de liquidar, se mantendrá en depósito la cantidad que se estime bastante para cubrirlos, hasta que sean aprobados los que faltaren de pagarse; pero, si el ejecutante no formula su liquidación dentro de los siete días de hecho el depósito, o, en cualquier caso, dejare pasar igual término sin proseguir su instancia de liquidación, perderá el derecho de reclamarlos, y se mandará entregar lo depositado al deudor, salvo lo previsto en la parte del artículo siguiente.

    [Artículo 498]

    Artículo 498. Si la parte que se diera de contado excediere del monto de lo sentenciado, formada y aprobada la liquidación, se entregará la parte restante al ejecutado, si no se hallare retenida a instancia de otro acreedor, observándose, en su caso, las disposiciones del Código Civil sobre graduación de créditos. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 499]

    Artículo 499. En la liquidación deberán comprenderse todos los gastos y costas posteriores a la sentencia de remate. (DR)IJ

    [Artículo 500]

    Artículo 500. Cuando los bienes estuvieren sujetos a diversos embargos, cualquier embargante puede llevarlos a remate; pero sólo se le pagará el importe de su crédito después de haber sido pagados los acreedores preferentes, cuando ya hubiere sentencia firme que defina sus créditos, o reservada la cantidad necesaria para cubrir principal, intereses y costas de dichos créditos preferentes, en caso de que aun no haya sentencia. El sobrante líquido se entregará al ejecutado, o se pondrá a disposición del tribunal que corresponda, si hubiere embargos posteriores.

    [Artículo 501]

    Artículo 501. Cuando, al exigirse el pago de la deuda, convengan, el ejecutante y el ejecutado, en que aquél se adjudique la cosa en el precio que entonces le fijen, sin haberse renunciado el remate, éste se hará teniéndose como postura legal, para terceros, la que exceda del precio señalado para la adjudicación, y cubra, con la parte de contado, el importe de lo sentenciado. Si no hubiere postura legal, se llevará, desde luego, a efecto, la adjudicación, en el precio convenido. Cuando se hubiere renunciado expresamente la subasta, la adjudicación, se hará luego que cause ejecutoria la sentencia respectiva, y haya transcurrido el término fijado para su cumplimiento.

    No tiene aplicación lo establecido en el párrafo precedente, cuando los bienes que hayan de rematarse estén sujetos a dos o más embargos.

    [Artículo 502]

    Artículo 502. En los casos de hipoteca o prenda, en que el deudor haya convenido, en el contrato, el precio que servirá de base para el remate de los bienes hipotecados o empeñados, no se hará avalúo judicial, sino que el precio pactado será la base para la primera almoneda.

    Esta disposición está limitada por igual excepción que la consignada en el párrafo final del artículo precedente.

    [Artículo 503]

    Artículo 503. Cuando los bienes cuyo remate se haya decretado, fueren muebles, se observará lo siguiente:

    I. Se efectuará su venta, siempre de contado, por medio de corredor o casa de comercio que expenda objetos o mercancías similares, haciéndoles saber el precio, para la busca de compradores, que será igual a los dos tercios del valor fijado por peritos o por convenio de las partes; (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    II. Si, pasados diez días de puestos a la venta, no se hubiere logrado ésta, el tribunal ordenará una rebaja del diez por ciento del valor fijado primitivamente, y comunicará, al corredor o casa de comercio, el nuevo precio de la venta, y así se continuará cada diez días, hasta obtener la realización;

    III. Efectuada la venta, el corredor, o casa de comercio entregará los bienes al comprador, otorgándose la factura correspondiente, que firmará el ejecutado o el tribunal, en su rebeldía;

    IV. En cualquier tiempo, después de ordenada la venta, puede el ejecutante pedir la adjudicación de los bienes, por el precio que tuvieren señalado al hacer la petición, eligiendo los que basten para cubrir su crédito, según lo sentenciado;

    V. Los gastos de corretaje o comisión serán de cuenta del deudor, y se deducirán preferentemente del precio de venta que se obtenga, y

    VI. En todo lo demás, se estará a las disposiciones de este capítulo

    Libro Tercero Procedimientos Especiales
    Título Primero
    Capítulo I Concursos

    [Artículo 504]

    Artículo 504. La Hacienda Pública Federal no entra en los juicios universales. Asegurados administrativamente los intereses que persiga, responderá, ante los tribunales federales, de las reclamaciones que se le hagan contra la legitimidad de su procedimiento o la preferencia en los pagos de sus créditos.

    [Artículo 505]

    Artículo 505. Siempre que la Hacienda Pública Federal proceda con arreglo al artículo anterior, el aseguramiento administrativo se practicará en los bienes del concursado, y la controversia que resulte se ventilará entre el Ministerio Público y el síndico del concurso, conforme a las reglas del Libro Segundo.

    [Artículo 506]

    Artículo 506. El juicio iniciado contra la Hacienda Pública Federal no suspende la tramitación del concurso; pero no podrá disponerse de los bienes concursados hasta que la sentencia de los tribunales federales cause ejecutoria. (DR)IJ

    [Artículo 507]

    Artículo 507. La sentencia de los tribunales federales resolverá sobre la existencia del derecho fiscal, si ésta hubiere sido reclamada, o sobre la preferencia que tal derecho deba tener respecto de los que se hayan considerado privilegiados.

    [Artículo 508]

    Artículo 508. Si los bienes secuestrados administrativamente estuvieren afectos a responsabilidad de pago preferente al derecho de la Hacienda Pública Federal, así lo declarará la sentencia; pero en tal caso, con el sobrante del precio de dichos bienes y con los demás que constituyan el fondo del concurso, se pagará el crédito fiscal.

    [Artículo 509]

    Artículo 509. Si los bienes concursados no excedieren del importe de los créditos preferentes al de la Hacienda Pública Federal, el Ministerio Público provocará la declaración judicial, en ese sentido, y la remitirá a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, para justificar los asientos que deban hacerse en los libros de la contabilidad fiscal. (Artículo reformado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 9 de abril de 2012)

    Libro Tercero Procedimientos Especiales
    Título Primero
    Capítulo II Del Juicio de Sucesión

    [Artículo 510]

    Artículo 510. En los juicios de sucesión, si la Federación es heredera o legataria en concurrencia con los particulares, el juez de los autos remitirá, al de Distrito, copia de la cláusula respectiva y demás constancias conducentes, a efecto de que haga las declaraciones que correspondan.

    [Artículo 511]

    Artículo 511. En el caso a que se refiere el artículo anterior, el juicio, cuando haya controversia, se substanciará entre el Ministerio Público Federal y el albacea, conforme a las reglas del Libro Segundo. Aceptada la herencia o el legado, y resuelta, en su caso, la controversia, en favor de la Federación, conocerá del juicio sucesorio el juez de Distrito que corresponda.

    [Artículo 512]

    Artículo 512. Si la Federación fuere instituida heredera universal, el juicio de sucesión se radicará ante el juez de Distrito que corresponda. El cargo de albacea corresponderá al Agente del Ministerio Público Federal, quien encomendará la administración de los bienes sucesorios a los jefes de las oficinas federales de Hacienda de las circunscripciones en que se encuentren ubicados los bienes raíces.

    Libro Tercero Procedimientos Especiales
    Título Primero
    Capítulo III Apeo o Deslinde

    [Artículo 513]

    Artículo 513. El apeo o deslinde tiene lugar siempre que no se hayan fijado los límites que separen un predio de otro u otros, o que, habiéndose fijado, haya motivo fundado para creer que no son exactos, ya porque naturalmente se hayan confundido, ora porque se hayan destruido las señales que los marcaban, o porque éstas se hayan colocado en lugar distinto del primitivo. (DR)IJ

    [Artículo 514]

    Artículo 514. El apeo o deslinde de un fundo de propiedad nacional sólo puede practicarse a moción del Ministerio Público Federal, a petición de la autoridad administrativa correspondiente. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 515]

    Artículo 515. Los particulares pueden también pedir el apeo, para deslindar su propiedad respecto de otra nacional. En este caso, la diligencia se limitará a marcar los linderos entre ambos predios.

    [Artículo 516]

    Artículo 516. Tienen derecho para promover el apeo, en el caso del artículo anterior; el propietario, el poseedor con título bastante para transferir el dominio y el usufructuario. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 517]

    Artículo 517. La petición de apeo debe contener:

    I. El nombre y ubicación de la finca que debe deslindarse;

    II. La parte o partes en que el acto debe ejecutarse;

    III. Los nombres de los colindantes que puedan tener interés en el apeo, si son conocidos, y, si no lo son, los datos indispensables para identificar sus predios; (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    IV. El sitio donde están y donde deben colocarse las señales, y, si éstas no existen, el lugar donde estuvieron o debieron levantarse, y

    V. Los planos y demás documentos que vengan a servir para la diligencia, y designación de un perito por parte del promovente. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 518]

    Artículo 518. Hecha la promoción, el juez mandará hacerla saber a los colindantes, para que, dentro de tres días, presenten los títulos o documentos de su posesión, nombren perito, si quieren hacerlo, y señalará día, hora y lugar para que dé principio la diligencia de deslinde.

    Cuando no sean conocidos los colindantes, se les citará por un solo edicto que se publicará en el "Diario Oficial" y en un periódico de los de mayor circulación diaria en la República. La citación llamará a quienes se consideren propietarios, poseedores con título bastante para transferir el dominio, o usufructuarios de los predios, y contendrá los datos de identificación a que se refiere la fracción tercera del artículo 517, y la fecha, hora y lugar en que ha de practicarse la diligencia.

    Si fuere necesario identificar alguno o algunos de los puntos de deslinde, los interesados podrán presentar dos testigos de identificación, cada uno, a la hora de la diligencia.

    [Artículo 519]

    Artículo 519. El día y hora señalados, el juez, acompañado del secretario, peritos, testigos de identificación e interesados que asistan al lugar designado para dar principio a la diligencia, procederá conforme a las reglas siguientes:

    I. Practicará el apeo, asentándose acta en que constarán todas las observaciones que hicieren los interesados;

    II. La diligencia no se suspenderá por virtud de las observaciones, sino en el caso de que alguna persona presente, en el acto, un documento debidamente registrado, que pruebe que el terreno que se trata de deslindar es de su propiedad;

    III. Al ir demarcando los límites del fundo deslindado, otorgará posesión, al promovente, del predio que quede comprendido dentro de ellos, si ninguno de los colindantes se opusiere, o mandará que se le mantenga en la que esté disfrutando;

    IV. Si hay oposición de alguno de los colindantes respecto a un punto determinado, por considerar que, conforme a sus títulos, queda comprendido dentro de los límites de su propiedad, el tribunal oirá a los testigos de identificación y a los peritos, e invitará a los interesados a que se pongan de acuerdo. Si éste se lograre, se hará constar así, y se otorgará la posesión, según su sentido. Si no se lograre el acuerdo, se abstendrá el juez de hacer declaración alguna en cuanto a la posesión, respetando, en ella, a quien la disfrutare, y mandará reservar sus derechos a los interesados, para que los haga valer en el juicio correspondiente, y

    V. Mandará que se fijen las señales convenientes en los puntos deslindados, las que quedarán como límites legales. Los puntos respecto a los cuales hubiere oposición, no quedarán deslindados ni se fijará en ellos señal alguna, mientras no haya sentencia ejecutoria que resuelva la cuestión, dictada en el juicio correspondiente.

    [Artículo 520]

    Artículo 520. Los gastos generales del apeo se harán por el que lo promueva. Los que importen la intervención de los peritos que designen y de los testigos que presenten los colindantes, serán pagados por el que nombre a los unos o presente a los otros. (DR)IJ

    Libro Tercero Procedimientos Especiales
    Título Primero
    Capítulo IV Procedimiento de Avaluó en los Casos de Expropiación (Derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 16 de enero de 2012)

    [Artículo 521]

    Artículo 521. Derogado. }(Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 16 de enero de 2012)

    [Artículo 522]

    Artículo 522. Derogado. (Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 16 de enero de 2012)

    [Artículo 523]

    Artículo 523. Derogado. (Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 16 de enero de 2012)

    [Artículo 524]

    Artículo 524. Derogado. (Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 16 de enero de 2012)

    [Artículo 525]

    Artículo 525. Derogado. (Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 16 de enero de 2012)

    [Artículo 526]

    Artículo 526. Derogado. (Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 16 de enero de 2012)

    [Artículo 527]

    Artículo 527. Derogado. (Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 16 de enero de 2012) (DR)IJ

    [Artículo 528]

    Artículo 528. Derogado. (Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 16 de enero de 2012)

    [Artículo 529]

    Artículo 529. Derogado. (Artículo derogado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 16 de enero de 2012)

    Libro Tercero Procedimientos Especiales
    Título Segundo Jurisdicción Voluntaria
    Capítulo I Disposiciones Generales

    [Artículo 530]

    Artículo 530. La jurisdicción voluntaria comprende todos los actos en que, por disposición de la ley o por solicitud de los interesados, se requiere la intervención del juez, sin que esté promovida ni se promueva cuestión alguna entre las partes determinadas.

    [Artículo 531]

    Artículo 531. Cuando fuere necesaria la audiencia de alguna persona, será citada conforme a derecho advirtiéndole, en la citación, que quedan, por tres días, las actuaciones en la secretaría, para que se imponga de ellas, y se le señalará día y hora para la audiencia, a la que concurrirá el promovente, sin que sea obstáculo, para la celebración de ella, la falta de asistencia de éste. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 532]

    Artículo 532. Se oirá precisamente al Ministerio Público Federal:

    I. Cuando la solicitud promovida afecte los intereses de la Federación;

    II. Cuando se refiera a la persona o bienes de menores o incapacitados;

    III. Cuando tenga relación con los derechos o bienes de un ausente, y

    IV. Cuando lo dispusieren las leyes.

    [Artículo 533]

    Artículo 533. Si, a la solicitud promovida, se opusiere parte legítima, se seguirá el negocio conforme a los trámites establecidos para el juicio.

    Si la oposición se hiciere por quien no tenga personalidad ni interés para ello, el juez la desechará de plano. Igualmente desechará las oposiciones presentadas después de efectuado el acto de jurisdicción voluntaria, reservando su derecho al opositor.

    [Artículo 534]

    Artículo 534. El juez podrá variar o modificar las providencias que dictare, sin sujeción estricta a los términos y formas establecidos respecto de la jurisdicción contenciosa.

    No se comprenden, en esa disposición, los autos que tengan fuerza de definitivos, a no ser que se demuestre que cambiaron las circunstancias que determinaron la resolución. (DR)IJ

    [Artículo 535]

    Artículo 535. Las resoluciones dictadas en jurisdicción voluntaria no admiten recurso alguno.

    [Artículo 536]

    Artículo 536. Nunca se practicará diligencia alguna de jurisdicción voluntaria de que pueda resultar perjuicio a la Federación. Las que se practicaren en contravención de este precepto, serán nulas de pleno derecho, y no producirán efecto legal alguno. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 537]

    Artículo 537. No procede la acumulación de un expediente de jurisdicción voluntaria y otro de jurisdicción contenciosa.

    Libro Tercero Procedimientos Especiales
    Título Segundo Jurisdicción Voluntaria
    Capítulo II Información "Ad Perpetuam"

    [Artículo 538]

    Artículo 538. Las informaciones "ad perpétuam" podrán decretarse cuando no tenga interés más que el promovente, y se trate:

    I. De justificar la posesión, como medio para acreditar el dominio pleno de un inmueble, y

    II. De comprobar la posesión de un derecho real sobre inmuebles.

    La información se recibirá con citación del Ministerio Público Federal y del propietario y copartícipes, en su caso, del derecho real. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    El Ministerio Público Federal y las personas con cuya citación se reciba la información, puede tachar a los testigos, por circunstancias que afecten su credibilidad. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 539]

    Artículo 539. El juez está obligado a ampliar el examen de los testigos con las preguntas que estime pertinentes, para asegurarse de la veracidad de su dicho. (Fe de erratas publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de marzo de 1943)

    [Artículo 540]

    Artículo 540. Si los testigos no fueren conocidos del juez o del secretario, la parte deberá presentar dos de conocimiento, por cada uno de los presentados.

    [Artículo 541]

    Artículo 541. Las informaciones se protocolizarán en la Notaría que designe el promovente. (DR)IJ

    [Artículo 542]

    Artículo 542. En ningún caso se admitirán, en jurisdicción voluntaria, informaciones de testigos sobre hechos que fueren materia de un juicio comenzado.

    Libro Cuarto De la Cooperación Procesal Internacional (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Capítulo I Disposiciones Generales (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 543]

    Artículo 543. En los asuntos del orden federal, la cooperación judicial internacional se regirá por las disposiciones de este Libro y demás leyes aplicables, salvo lo dispuesto por los tratados y convenciones de los que México sea parte. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 544]

    Artículo 544. En materia de litigio internacional, las dependencias de la Federación y de las Entidades Federativas estarán sujetas a las reglas especiales previstas en este Libro. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 545]

    Artículo 545. La diligenciación por parte de tribunales mexicanos de notificaciones, recepción de pruebas u otros actos de mero procedimiento, solicitados para surtir efectos en el extranjero no implicará en definitiva el reconocimiento de la competencia asumida por el tribunal extranjero, ni el compromiso de ejecutar la sentencia que se dictare en el procedimiento correspondiente. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 546]

    Artículo 546. Para que hagan fe en la República los documentos públicos extranjeros, deberán presentarse legalizados por las autoridades consulares mexicanas competentes conforme a las leyes aplicables. Los que fueren transmitidos internacionalmente por conducto oficial para surtir efectos legales, no requerirán de legalización. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 547]

    Artículo 547. Las diligencias de notificaciones y de recepción de pruebas en territorio nacional, para surtir efectos en el extranjero, podrán llevarse a cabo a solicitud de parte. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 548]

    Artículo 548. La práctica de diligencias en país extranjero para surtir efectos en juicios que se tramiten ante tribunales nacionales, podrá encomendarse a los miembros del Servicio Exterior Mexicano por los tribunales que conozcan del asunto, caso en el cual dichas diligencias deberán practicarse conforme a las disposiciones de este Código dentro de los límites que permita el derecho internacional.

    En los casos en que así proceda, dichos miembros podrán solicitar a las autoridades extranjeras competentes, su cooperación en la práctica de las diligencia encomendadas. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988) (DR)IJ

    Libro Cuarto De la Cooperación Procesal Internacional (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Capítulo II De los Exhortos o Cartas Rogatorias Internacionales (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 2 de enero de 1988)

    [Artículo 549]

    Artículo 549. Los exhortos que se remitan al extranjero o que se reciban de él se ajustarán a lo dispuesto por los artículos siguientes, salvo lo dispuesto por los tratados y convenciones de los que México sea parte. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 550]

    Artículo 550. Los exhortos que se remitan al extranjero serán comunicaciones oficiales escritas que contendrán la petición de realización de las actuaciones necesarias en el proceso en que se expidan. Dichas comunicaciones contendrán los datos informativos necesarios y las copias certificadas, cédulas, copias de traslado y demás anexos procedentes según sea el caso.

    No se exigirán requisitos de forma adicionales respecto de los exhortos que provengan del extranjero. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 551]

    Artículo 551. Los exhortos o cartas rogatorias podrán ser transmitidos al órgano requerido por las propias partes interesadas, por vía judicial, por intermedio de los funcionarios consulares o agentes diplomáticos o por la autoridad competente del Estado requirente o requerido según sea el caso. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 552]

    Artículo 552. Los exhortos provenientes del extranjero que sean transmitidos por conductos oficiales no requerirán legalización y los que se remitan al extranjero sólo necesitarán de la legalización exigida por las leyes del país en donde se deban de diligenciar. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 553]

    Artículo 553. Todo exhorto internacional que se reciba del extranjero en idioma distinto del español deberá acompañarse de su traducción. Salvo deficiencia evidente u objeción de parte, se estará al texto de la misma. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 554]

    Artículo 554. Los exhortos internacionales que se reciban sólo requerirán homologación cuando implique ejecución coactiva sobre personas, bienes o derechos, en cuyo caso se aplicará lo dispuesto por el Capítulo Sexto de este Libro. Los exhortos relativos a notificaciones, recepción de pruebas y a otros asuntos de mero trámite se diligenciarán sin formar incidente. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 555]

    Artículo 555. Los exhortos internacionales que se reciban serán diligenciados conforme a las leyes nacionales.

    Sin perjuicio de lo anterior, el tribunal exhortado podrá conceder excepcionalmente la simplificación de formalidades o la observancia de formalidades distintas a las nacionales, a solicitud del juez exhortante o de la parte interesada, si esto no resulta lesivo al orden público y especialmente a las garantías individuales; la petición deberá contener la descripción de las formalidades cuya aplicación se solicite para la diligenciación del exhorto. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988) (DR)IJ

    [Artículo 556]

    Artículo 556. Los tribunales que remitan al extranjero o reciban de él, exhortos internacionales, los tramitarán por duplicado y conservarán un ejemplar para constancia de lo enviado, recibido y actuado. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    Libro Cuarto De la Cooperación Procesal Internacional (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Capítulo III Competencia en Materia de Actos Procesales (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 557]

    Artículo 557. Las notificaciones, citaciones y emplazamientos a las dependencias de la Federación y de las Entidades Federativas, provenientes del extranjero se harán por conducto de las autoridades federales que resulten competentes por razón del domicilio de aquéllas. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988) A

    [Artículo 558]

    Artículo 558. Las diligencias a que se refiere el artículo anterior y el artículo 545 se llevará a cabo por el tribunal del domicilio de quien vaya a ser notificado, de quien vaya a recibirse la prueba o donde se encuentre la cosa según sea el caso. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    Libro Cuarto De la Cooperación Procesal Internacional (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Capítulo IV De la Recepción de las Pruebas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 559]

    Artículo 559. Las dependencias de la Federación y de las Entidades Federativas y sus servidores públicos, estarán impedidos de llevar a cabo la exhibición de documentos o copias de documentos existentes en archivos oficiales bajo su control en México; se exceptúan los casos en que tratándose de asuntos particulares, documentos o archivos personales lo permita la ley y cuando a través del desahogo de un exhorto o carta rogatoria así lo ordene el tribunal mexicano. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 560]

    Artículo 560. En materia de recepción de prueba en litigios que se ventilen en el extranjero, las embajadas, consulados y miembros del Servicio Exterior Mexicano estarán a lo dispuesto en los tratados y convenciones de los que México sea parte y a lo dispuesto en la Ley Orgánica del Servicio Exterior Mexicano, su reglamento y demás disposiciones aplicables. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 561]

    Artículo 561. La obligación de exhibir documentos y cosas en procesos que se sigan en el extranjero no comprenderá la de exhibir documentos o copias de documentos identificados por características genéricas. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    En ningún caso podrá un tribunal nacional ordenar ni llevar a cabo la inspección general de archivos que no sean de acceso al público, salvo en los casos permitidos por las leyes nacionales.

    [Artículo 562]

    Artículo 562. Cuando se solicitare el desahogo de prueba testimonial o de declaración de parte para surtir efectos en un proceso extranjero, los declarantes podrán ser interrogados verbal y directamente en los términos del artículo 173 de este Código.

    Para ello será necesario que se acredite ante el tribunal del desahogo, que los hechos materia del interrogatorio están relacionados con el proceso pendiente y que medie solicitud de parte o de la autoridad exhortante. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988) (DR)IJ

    [Artículo 563]

    Artículo 563. Para los efectos del artículo 543, los servidores públicos de las dependencias de la federación y de las entidades federativas, estarán impedidos de rendir declaraciones en procedimientos judiciales y desahogar prueba testimonial con respecto a sus actuaciones en su calidad de tales. Dichas declaraciones deberán hacerse por escrito cuando se trate de asuntos privados, y cuando así lo ordene el juez nacional competente. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    Libro Cuarto De la Cooperación Procesal Internacional (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Capítulo V Competencia en Materia de Ejecución de Sentencias (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 564]

    Artículo 564. Será reconocida en México la competencia asumida por un tribunal extranjero para los efectos de la ejecución de sentencias, cuando dicha competencia haya sido asumida por razones que resulten compatibles o análogas con el derecho nacional, salvo que se trate de asuntos de la competencia exclusiva de los tribunales mexicanos. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 565]

    Artículo 565. No obstante lo previsto en el artículo anterior, el tribunal nacional reconocerá la competencia asumida por el extranjero si a su juicio éste hubiera asumido dicha competencia para evitar una denegación de justicia, por no existir órgano jurisdiccional competente. El tribunal mexicano podrá asumir competencia en casos análogos. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 566]

    Artículo 566. También será reconocida la competencia asumida por un órgano jurisdiccional extranjero designado por convenio de las partes antes del juicio, si dadas las circunstancias y relaciones de las mismas, dicha elección no implica de hecho impedimento o denegación de acceso a la justicia. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 567]

    Artículo 567. No se considerará válida la cláusula o convenio de elección de foro, cuando la facultad de elegirlo opere en beneficio exclusivo de alguna parte pero no de todas. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 568]

    Artículo 568. Los tribunales nacionales tendrán competencia exclusiva para conocer de los asuntos que versen sobre las siguientes materias:

    I. Tierras y aguas ubicadas en el territorio nacional, incluyendo el subsuelo, espacio aéreo, mar territorial y plataforma continental, ya sea que se trate de derechos reales, de derechos derivados de concesiones de uso, exploración, explotación o aprovechamiento, o de arrendamiento de dichos bienes;

    II. Recursos de la zona económica exclusiva o que se relacione con cualquiera de los derechos de soberanía sobre dicha zona, en los términos de la Ley Federal del Mar;

    III. Actos de autoridad o atinentes al régimen interno del Estado y de las dependencias de la Federación y de las entidades federativas;

    IV. Régimen interno de las embajadas y consulados de México en el extranjero y sus actuaciones oficiales; y

    V. En los casos en que lo dispongan así otras leyes. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    Libro Cuarto De la Cooperación Procesal Internacional (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)
    Capítulo VI Ejecución de Sentencias (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 569]

    Artículo 569. Las sentencias, los laudos arbitrales privados de carácter no comercial y demás resoluciones jurisdiccionales extranjeros tendrán eficacia y serán reconocidos en la República en todo lo que no sea contrario al orden público interno en los términos de este código y demás leyes aplicables, salvo lo dispuesto por los tratados y convenciones de los que México sea parte. (Reformado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 22 de julio de 1993)

    Tratándose de sentencias, laudos o resoluciones jurisdiccionales que sólo vayan a utilizarse como prueba ante tribunales mexicanos, será suficiente que los mismos llenen los requisitos necesarios para ser considerados como auténticos.

    Los efectos que las sentencias, laudos arbitrales privados de carácter no comercial y resoluciones jurisdiccionales extranjeros produzcan en el territorio nacional, estarán regidos por lo dispuesto en el Código Civil, por este Código y demás leyes aplicables. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988) (Reformado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 22 de julio de 1993) (DR)IJ

    [Artículo 570]

    Artículo 570. Las sentencias, laudos arbitrales privados de carácter no comercial y resoluciones jurisdiccionales extranjeros se cumplirán coactivamente en la República, mediante homologación en los términos de este código y demás leyes aplicables, salvo lo dispuesto por los tratados y convenciones de los que México sea parte. (Artículo reformado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 22 de julio de 1993)

    [Artículo 571]

    Artículo 571. Las sentencias, laudos arbitrales privados de carácter no comercial y resoluciones jurisdiccionales dictados en el extranjero, podrán tener fuerza de ejecución si cumplen con las siguientes condiciones: (Reformado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 22 de julio de 1993)

    I. Que se hayan satisfecho las formalidades previstas en este Código en materia de exhortos provenientes del extranjero;

    II. Que no hayan sido dictados como consecuencia del ejercicio de una acción real;

    III. Que el juez o tribunal sentenciador haya tenido competencia para conocer y juzgar el asunto de acuerdo con las reglas reconocidas en la esfera internacional que sean compatibles con las adoptadas por este Código. El Juez o tribunal sentenciador extranjero no tiene competencia cuando exista, en los actos jurídicos de que devenga la resolución que se pretenda ejecutar, una cláusula de sometimiento únicamente a la jurisdicción de tribunales mexicanos; (Reformada mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de diciembre de 2008)

    IV. Que el demandado haya sido notificado o emplazado en forma personal a efecto de asegurarle la garantía de audiencia y el ejercicio de sus defensas;

    V. Que tengan el carácter de cosa juzgada en el país en que fueron dictados, o que no exista recurso ordinario en su contra;

    VI. Que la acción que les dio origen no sea materia de juicio que esté pendiente entre las mismas partes ante tribunales mexicanos y en el cual hubiere prevenido el tribunal mexicano o cuando menos que el exhorto o carta rogatoria para emplazar hubieren sido tramitados y entregados a la Secretaría de Relaciones Exteriores o a las autoridades del estado donde deba practicarse el emplazamiento. La misma regla se aplicará cuando se hubiera dictado sentencia definitiva;

    VII. Que la obligación para cuyo cumplimiento se haya procedido no sea contraria al orden público en México; y

    VIII. Que llenen los requisitos para ser considerados como auténticos.

    No obstante el cumplimiento de las anteriores condiciones, el tribunal podrá negar la ejecución si se probara que en el país de origen no se ejecutan sentencias o laudos extranjeros en casos análogos. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 572]

    Artículo 572. El exhorto del Juez o tribunal requirente deberá acompañarse de la siguiente documentación:

    I. Copia auténtica de la sentencia, laudo o resolución jurisdiccional;

    II. Copia auténtica de las constancias que acrediten que se cumplió con las condiciones previstas en las fracciones IV y V del artículo anterior;

    III. Las traducciones al idioma español que sean necesarias al efecto;y

    IV. Que el ejecutante haya señalado domicilio para oír notificaciones en el lugar del tribunal de la homologación. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 573]

    Artículo 573. Es tribunal competente para ejecutar una sentencia, laudo o resolución jurisdiccional proveniente del extranjero, el del domicilio del ejecutado o en su defecto, el de la ubicación de sus bienes en la República. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 574]

    Artículo 574. El incidente de homologación de sentencia, laudo o resolución extranjera se abrirá con citación personal al ejecutante y al ejecutado, a quienes se concederá término individual de nueve días hábiles para exponer defensas y para ejercitar los derechos que les correspondieren; y en el caso de que ofrecieren pruebas que fueren pertinentes, se fijará fecha para recibir las que fueren admitidas, cuya preparación correrá exclusivamente a cargo del oferente salvo razón fundada. En todos los casos se dará intervención al Ministerio Público para que ejercite los derechos que le correspondiere.

    La resolución que se dicte será apelable en ambos efectos si se denegare la ejecución, y en el efecto devolutivo si se concediere. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 575]

    Artículo 575. Ni el Tribunal de primera instancia ni el de apelación podrán examinar ni decidir sobre la justicia o injusticia del fallo, ni sobre las motivaciones o fundamentos de hecho o de derecho en que se apoye, limitándose a examinar su autenticidad y si deba o no ejecutarse conforme a lo previsto en el derecho nacional. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    [Artículo 576]

    Artículo 576. Todas las cuestiones relativas a embargo, secuestro, depositaría, avalúo, remate y demás relacionadas con la liquidación y ejecución coactiva de sentencia dictada por tribunal extranjero, serán resueltas por el tribunal de la homologación.

    La distribución de los fondos resultantes del remate quedará a disposición del juez sentenciador extranjero. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988) (DR)IJ

    [Artículo 577]

    Artículo 577. Si una sentencia, laudo o resolución jurisdiccional extranjera no pudiera tener eficacia en su totalidad, el tribunal podrá admitir su eficacia parcial a petición de parte interesada. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de enero de 1988)

    Libro Quinto De las Acciones Colectivas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Capítulo I Previsiones Generales (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 578]

    Artículo 578. La defensa y protección de los derechos e intereses colectivos será ejercida ante los Tribunales de la Federación con las modalidades que se señalen en este Título, y sólo podrán promoverse en materia de relaciones de consumo de bienes o servicios, públicos o privados y medio ambiente. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 579]

    Artículo 579. La acción colectiva es procedente para la tutela de las pretensiones cuya titularidad corresponda a una colectividad de personas, así como para el ejercicio de las pretensiones individuales cuya titularidad corresponda a los miembros de un grupo de personas. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 580]

    Artículo 580. En particular, las acciones colectivas son procedentes para tutelar:

    I. Derechos e intereses difusos y colectivos, entendidos como aquéllos de naturaleza indivisible cuya titularidad corresponde a una colectividad de personas, indeterminada o determinable, relacionadas por circunstancias de hecho o de derecho comunes.

    II. Derechos e intereses individuales de incidencia colectiva, entendidos como aquéllos de naturaleza divisible cuya titularidad corresponde a los individuos integrantes de una colectividad de personas, determinable, relacionadas por circunstancias de derecho. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 581]

    Artículo 581. Para los efectos de este Código, los derechos citados en el artículo anterior se ejercerán a través de las siguientes acciones colectivas, que se clasificarán en:

    I. Acción difusa: Es aquélla de naturaleza indivisible que se ejerce para tutelar los derechos e intereses difusos, cuyo titular es una colectividad indeterminada, que tiene por objeto reclamar judicialmente del demandado la reparación del daño causado a la colectividad, consistente en la restitución de las cosas al estado que guardaren antes de la afectación, o en su caso al cumplimiento sustituto de acuerdo a la afectación de los derechos o intereses de la colectividad, sin que necesariamente exista vínculo jurídico alguno entre dicha colectividad y el demandado.

    II. Acción colectiva en sentido estricto: Es aquélla de naturaleza indivisible que se ejerce para tutelar los derechos e intereses colectivos, cuyo titular es una colectividad determinada o determinable con base en circunstancias comunes, cuyo objeto es reclamar judicialmente del demandado, la reparación del daño causado consistente en la realización de una o más acciones o abstenerse de realizarlas, así como a cubrir los daños en forma individual a los miembros del grupo y que deriva de un vínculo jurídico común existente por mandato de ley entre la colectividad y el demandado.

    III. Acción individual homogénea: Es aquélla de naturaleza divisible, que se ejerce para tutelar derechos e intereses individuales de incidencia colectiva, cuyos titulares son los individuos agrupados con base en circunstancias comunes, cuyo objeto es reclamar judicialmente de un tercero el cumplimiento forzoso de un contrato o su rescisión con sus consecuencias y efectos según la legislación aplicable. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 582]

    Artículo 582. La acción colectiva podrá tener por objeto pretensiones declarativas, constitutivas o de condena. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 583]

    Artículo 583. El juez interpretará las normas y los hechos de forma compatible con los principios y objetivos de los procedimientos colectivos, en aras de proteger y tutelar el interés general y los derechos e intereses colectivos. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011) (DR)IJ

    [Artículo 584]

    Artículo 584. Las acciones colectivas previstas en este título prescribirán a los tres años seis meses contados a partir del día en que se haya causado el daño. Si se trata de un daño de naturaleza continua el plazo para la prescripción comenzará a contar a partir del último día en que se haya generado el daño causante de la afectación. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    Libro Quinto De las Acciones Colectivas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Capítulo II De la Legitimación Activa (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 585]

    Artículo 585. Tienen legitimación activa para ejercitar las acciones colectivas:

    I. La Procuraduría Federal de Protección al Consumidor, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros y la Comisión Federal de Competencia;

    II. El representante común de la colectividad conformada por al menos treinta miembros;

    III. Las asociaciones civiles sin fines de lucro legalmente constituidas al menos un año previo al momento de presentar la acción, cuyo objeto social incluya la promoción o defensa de los derechos e intereses de la materia de que se trate y que cumplan con los requisitos establecidos en este Código, y

    IV. El Procurador General de la República. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 586]

    Artículo 586. La representación a que se refieren las fracciones II y III del artículo anterior, deberá ser adecuada.

    Se considera representación adecuada:

    I. Actuar con diligencia, pericia y buena fe en la defensa de los intereses de la colectividad en el juicio;

    II. No encontrarse en situaciones de conflicto de interés con sus representados respecto de las actividades que realiza;

    III. No promover o haber promovido de manera reiterada acciones difusas, colectivas o individuales homogéneas frívolas o temerarias;

    IV. No promover una acción difusa, colectiva en sentido estricto o individual homogénea con fines de lucro, electorales, proselitistas, de competencia desleal o especulativos, y

    V. No haberse conducido con impericia, mala fe o negligencia en acciones colectivas previas, en los términos del Código Civil Federal.

    La representación de la colectividad en el juicio se considera de interés público. El juez deberá vigilar de oficio que dicha representación sea adecuada durante la substanciación del proceso.

    El representante deberá rendir protesta ante el juez y rendir cuentas en cualquier momento a petición de éste.

    En el caso de que durante el procedimiento dejare de haber un legitimado activo o aquéllos a que se refieren las fracciones II y III del artículo 585 no cumplieran con los requisitos referidos en el presente artículo, el juez de oficio o a petición de cualquier miembro de la colectividad, abrirá un incidente de remoción y sustitución, debiendo suspender el juicio y notificar el inicio del incidente a la colectividad en los términos a que se refiere el artículo 591 de este Código.

    Una vez realizada la notificación a que se refiere el párrafo anterior, el juez recibirá las solicitudes de los interesados dentro del término de diez días, evaluará las solicitudes que se presentaren y resolverá lo conducente dentro del plazo de tres días.

    En caso de no existir interesados, el juez dará vista a los órganos u organismos a que se refiere la fracción I del artículo 585 de este Código, según la materia del litigio de que se trate, quienes deberán asumir la representación de la colectividad o grupo.

    El juez deberá notificar la resolución de remoción al Consejo de la Judicatura Federal para que registre tal actuación y en su caso, aplique las sanciones que correspondan al representante.

    El representante será responsable frente a la colectividad por el ejercicio de su gestión. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    Libro Quinto De las Acciones Colectivas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Capítulo III Procedimiento (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 587]

    Artículo 587. La demanda deberá contener:

    I. El tribunal ante el cual se promueve;

    II. El nombre del representante legal, señalando los documentos con los que acredite su personalidad;

    III. En el caso de las acciones colectivas en sentido estricto y las individuales homogéneas, los nombres de los miembros de la colectividad promoventes de la demanda;

    IV. Los documentos con los que la actora acredita su representación de conformidad con este Título;

    V. El nombre y domicilio del demandado;

    VI. La precisión del derecho difuso, colectivo o individual homogéneo que se considera afectado;

    VII. El tipo de acción que pretende promover;

    VIII. Las pretensiones correspondientes a la acción;

    IX. Los hechos en que funde sus pretensiones y las circunstancias comunes que comparta la colectividad respecto de la acción que se intente;

    X. Los fundamentos de derecho, y

    XI. En el caso de las acciones colectivas en sentido estricto e individuales homogéneas, las consideraciones y los hechos que sustenten la conveniencia de la substanciación por la vía colectiva en lugar de la acción individual.

    El juez podrá prevenir a la parte actora para que aclare o subsane su demanda cuando advierta la omisión de requisitos de forma, sea obscura o irregular, otorgándole un término de cinco días para tales efectos.

    El juez resolverá si desecha de plano la demanda en los casos en que la parte actora no desahogue la prevención, no se cumplan los requisitos previstos en este Título, o se trate de pretensiones infundadas, frívolas, o temerarias. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 588]

    Artículo 588. Son requisitos de procedencia de la legitimación en la causa los siguientes:

    I. Que se trate de actos que dañen a consumidores o usuarios de bienes o servicios públicos o privados o al medio ambiente o que se trate de actos que hayan dañado al consumidor por la existencia de concentraciones indebidas o prácticas monopólicas, declaradas existentes por resolución firme emitida por la Comisión Federal de Competencia;

    II. Que verse sobre cuestiones comunes de hecho o de derecho entre los miembros de la colectividad de que se trate;

    III. Que existan al menos treinta miembros en la colectividad, en el caso de las acciones colectivas en sentido estricto e individuales homogéneas;

    IV. Que exista coincidencia entre el objeto de la acción ejercitada y la afectación sufrida;

    V. Que la materia de la litis no haya sido objeto de cosa juzgada en procesos previos con motivo del ejercicio de las acciones tuteladas en este Título;

    VI. Que no haya prescrito la acción, y

    VII. Las demás que determinen las leyes especiales aplicables. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 589]

    Artículo 589. Son causales de improcedencia de la legitimación en el proceso, los siguientes:

    I. Que los miembros promoventes de la colectividad no hayan otorgado su consentimiento en el caso de las acciones colectivas en sentido estricto e individuales homogéneas;

    II. Que los actos en contra de los cuales se endereza la acción constituyan procedimientos administrativos seguidos en forma de juicio o procedimientos judiciales;

    III. Que la representación no cumpla los requisitos previstos en este Título;

    IV. Que la colectividad en la acción colectiva en sentido estricto o individual homogénea, no pueda ser determinable o determinada en atención a la afectación a sus miembros, así como a las circunstancias comunes de hecho o de derecho de dicha afectación;

    V. Que su desahogo mediante el procedimiento colectivo no sea idóneo;

    VI. Que exista litispendencia entre el mismo tipo de acciones, en cuyo caso procederá la acumulación en los términos previstos en este Código, y

    VII. Que las asociaciones que pretendan ejercer la legitimación en el proceso no cumplan con los requisitos establecidos en este Título.

    El juez de oficio o a petición de cualquier interesado podrá verificar el cumplimiento de estos requisitos durante el procedimiento. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 590]

    Artículo 590. Una vez presentada la demanda o desahogada la prevención, dentro de los tres días siguientes, el juez ordenará el emplazamiento al demandado, le correrá traslado de la demanda y le dará vista por cinco días para que manifieste lo que a su derecho convenga respecto del cumplimiento de los requisitos de procedencia previstos en este Título.

    Desahogada la vista, el juez certificará dentro del término de diez días, el cumplimiento de los requisitos de procedencia previstos en los artículos 587 y 588 de este Código. Este plazo podrá ser prorrogado por el juez hasta por otro igual, en caso de que a su juicio la complejidad de la demanda lo amerite.

    Esta resolución podrá ser modificada en cualquier etapa del procedimiento cuando existieren razones justificadas para ello. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011) (DR)IJ

    [Artículo 591]

    Artículo 591. Concluida la certificación referida en el artículo anterior, el juez proveerá sobre la admisión o desechamiento de la demanda y en su caso, dará vista a los órganos y organismos referidos en la fracción I del artículo 585 de este Código, según la materia del litigio de que se trate.

    El auto que admita la demanda deberá ser notificado en forma personal al representante legal, quien deberá ratificar la demanda.

    El juez ordenará la notificación a la colectividad del inicio del ejercicio de la acción colectiva de que se trate, mediante los medios idóneos para tales efectos, tomando en consideración el tamaño, localización y demás características de dicha colectividad. La notificación deberá ser económica, eficiente y amplia, teniendo en cuenta las circunstancias en cada caso.

    Contra la admisión o desechamiento de la demanda es procedente el recurso de apelación, al cual deberá darse trámite en forma inmediata. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 592]

    Artículo 592. La parte demandada contará con quince días para contestar la demanda a partir de que surta efectos la notificación del auto de admisión de la demanda. El juez podrá ampliar este plazo hasta por un periodo igual, a petición del demandado.

    Una vez contestada la demanda, se dará vista a la actora por 5 días para que manifieste lo que a su derecho convenga. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 593]

    Artículo 593. La notificación a que se refiere el segundo párrafo del artículo 591 de este Código, contendrá una relación sucinta de los puntos esenciales de la acción colectiva respectiva, así como las características que permitan identificar a la colectividad.

    Las demás notificaciones a los miembros de la colectividad o grupo se realizarán por estrados.

    Salvo que de otra forma se encuentren previstas en este Título, las notificaciones a las partes se realizarán en los términos que establece este Código. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 594]

    Artículo 594. Los miembros de la colectividad afectada podrán adherirse a la acción de que se trate, conforme a las reglas establecidas en este artículo.

    En el caso de las acciones colectivas en sentido estricto e individuales homogéneas, la adhesión a su ejercicio podrá realizarse por cada individuo que tenga una afectación a través de una comunicación expresa por cualquier medio dirigida al representante a que se refiere el artículo 585 de este Código o al representante legal de la parte actora, según sea el caso.

    Los afectados podrán adherirse voluntariamente a la colectividad durante la substanciación del proceso y hasta dieciocho meses posteriores a que la sentencia haya causado estado o en su caso, el convenio judicial adquiera la calidad de cosa juzgada.

    Dentro de este lapso, el interesado hará llegar su consentimiento expreso y simple al representante, quien a su vez lo presentará al juez. El juez proveerá sobre la adhesión y, en su caso, ordenará el inicio del incidente de liquidación que corresponda a dicho interesado.

    Los afectados que se adhieran a la colectividad durante la substanciación del proceso, promoverán el incidente de liquidación en los términos previstos en el artículo 605 de este Código.

    Los afectados que se adhieran posteriormente a que la sentencia haya causado estado o, en su caso, el convenio judicial adquiera la calidad de cosa juzgada, deberán probar el daño causado en el incidente respectivo. A partir de que el juez determine el importe a liquidar, el miembro de la colectividad titular del derecho al cobro tendrá un año para ejercer el mismo.

    En tratándose de la adhesión voluntaria, la exclusión que haga cualquier miembro de la colectividad posterior al emplazamiento del demandado, equivaldrá a un desistimiento de la acción colectiva, por lo que no podrá volver a participar en un procedimiento colectivo derivado de o por los mismos hechos.

    Tratándose de acciones colectivas en sentido estricto e individuales homogéneas sólo tendrán derecho al pago que derive de la condena, las personas que formen parte de la colectividad y prueben en el incidente de liquidación, haber sufrido el daño causado.

    El representante a que se refiere el artículo 585 de este Código tendrá los poderes más amplios que en derecho procedan con las facultades especiales que requiera la ley para sustanciar el procedimiento y para representar a la colectividad y a cada uno de sus integrantes que se hayan adherido o se adhieran a la acción. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 595]

    Artículo 595. Realizada la notificación a que se refiere el segundo párrafo del artículo 591 de este Código, el juez señalará de inmediato fecha y hora para la celebración de la audiencia previa y de conciliación, la cual se llevará a cabo dentro de los diez días siguientes.

    En la audiencia el juez personalmente propondrá soluciones al litigio y exhortará a las partes a solucionarlo, pudiendo auxiliarse de los expertos que considere idóneos.

    La acción colectiva podrá ser resuelta por convenio judicial entre las partes en cualquier momento del proceso hasta antes de que cause estado.

    Si las partes alcanzaren un convenio total o parcial, el juez de oficio revisará que proceda legalmente y que los intereses de la colectividad de que se trate estén debidamente protegidos.

    Previa vista por diez días a los órganos y organismos a que se refiere la fracción I del artículo 585 de este Código y al Procurador General de la República, y una vez escuchadas las manifestaciones de los miembros de la colectividad, si las hubiere, el juez podrá aprobar el convenio elevándolo a la categoría de cosa juzgada. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 596]

    Artículo 596. En caso de que las partes no alcanzaren acuerdo alguno en la audiencia previa y de conciliación, el juez procederá a abrir el juicio a prueba por un período de sesenta días hábiles, comunes para las partes, para su ofrecimiento y preparación, pudiendo, a instancia de parte, otorgar una prórroga hasta por veinte días hábiles.

    Una vez presentado el escrito de pruebas, el representante legal deberá ratificarlo bajo protesta ante el Juez.

    El auto que admita las pruebas señalará la fecha para la celebración de la audiencia final del juicio en la cual se desahogarán, en un lapso que no exceda de cuarenta días hábiles, el que podrá ser prorrogado por el juez.

    Una vez concluido el desahogo de pruebas, el juez dará vista a las partes para que en un periodo de diez días hábiles aleguen lo que a su derecho y representación convenga.

    El juez dictará sentencia dentro de los treinta días hábiles posteriores a la celebración de la audiencia final. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 597]

    Artículo 597. Los términos establecidos en los capítulos IV y V del Título Primero del Libro Segundo podrán ser ampliados por el juez, si existieren causas justificadas para ello. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011) (DR)IJ

    [Artículo 598]

    Artículo 598. Para mejor proveer, el juzgador podrá valerse de cualquier persona, documento o cosa, a petición de parte o de oficio, siempre que tengan relación inmediata con los hechos controvertidos.

    El juez deberá recibir todas aquellas manifestaciones o documentos, escritos u orales, de terceros ajenos al procedimiento que acudan ante él en calidad de amicus curiae o en cualquier otra, siempre que sean relevantes para resolver el asunto controvertido y que los terceros no se encuentren en conflicto de interés respecto de las partes.

    El juez en su sentencia deberá, sin excepción, hacer una relación sucinta de los terceros que ejerzan el derecho de comparecer ante el tribunal conforme a lo establecido en el párrafo anterior y de los argumentos o manifestaciones por ellos vertidos.

    El juez podrá requerir a los órganos y organismos a que se refiere la fracción I del artículo 585 de este Código o a cualquier tercero, la elaboración de estudios o presentación de los medios probatorios necesarios con cargo al Fondo a que se refiere este Título. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 599]

    Artículo 599. Si el juez lo considera pertinente, de oficio o a petición de parte, podrá solicitar a una de las partes la presentación de información o medios probatorios que sean necesarios para mejor resolver el litigio de que se trate o para ejecutar la sentencia respectiva. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 600]

    Artículo 600. Para resolver el juez puede valerse de medios probatorios estadísticos, actuariales o cualquier otro derivado del avance de la ciencia. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 601]

    Artículo 601. No será necesario que la parte actora ofrezca y desahogue pruebas individualizadas por cada uno de los miembros de la colectividad.

    Las reclamaciones individuales deberán justificar en su caso, la relación causal en el incidente de liquidación respectivo. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 602]

    Artículo 602. Cuando la acción sea interpuesta por los representantes a que se refieren las fracciones II y III del artículo 585 de este Código, estarán obligados a informar a través de los medios idóneos, a los miembros de la colectividad sobre el estado que guarda el procedimiento por lo menos cada seis meses.

    Los órganos y organismos a que se refiere la fracción I del artículo 585 de este Código, deberán llevar un registro de todos los procedimientos colectivos en trámite, así como los ya concluidos, en los que participan o hayan participado, respectivamente, como parte o tercero interesado. Dicho registro contará con la información necesaria y deberá ser de fácil acceso al público, de conformidad con la legislación aplicable. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    Libro Quinto De las Acciones Colectivas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Capítulo IV Sentencias (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 603]

    Artículo 603. Las sentencias deberán resolver la controversia planteada por las partes conforme a derecho. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 604]

    Artículo 604. En acciones difusas el juez sólo podrá condenar al demandado a la reparación del daño causado a la colectividad, consistente en restitución de las cosas al estado que guardaren antes de la afectación, si esto fuere posible. Esta restitución podrá consistir en la realización de una o más acciones o abstenerse de realizarlas.

    Si no fuere posible lo anterior, el juez condenará al cumplimiento sustituto de acuerdo a la afectación de los derechos o intereses de la colectividad. En su caso, la cantidad resultante se destinará al Fondo a que se refiere el Capítulo XI de este Título. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011) (DR)IJ

    [Artículo 605]

    Artículo 605. En el caso de acciones colectivas en sentido estricto e individuales homogéneas, el juez podrá condenar al demandado a la reparación del daño, consistente en la realización de una o más acciones o abstenerse de realizarlas, así como a cubrir los daños en forma individual a los miembros del grupo conforme a lo establecido en este artículo.

    Cada miembro de la colectividad podrá promover el incidente de liquidación, en el que deberá probar el daño sufrido. El juez establecerá en la sentencia, los requisitos y plazos que deberán cumplir los miembros del grupo para promover dicho incidente.

    El incidente de liquidación podrá promoverse por cada uno de los miembros de la colectividad en ejecución de sentencia dentro del año calendario siguiente al que la sentencia cause ejecutoria.

    A partir de que el juez determine el importe a liquidar, el miembro de la colectividad titular del derecho al cobro tendrá un año para ejercer el mismo.

    El pago que resulte del incidente de liquidación será hecho a los miembros de la colectividad en los términos que ordene la sentencia; en ningún caso a través del representante común. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 606]

    Artículo 606. En caso de que una colectividad haya ejercitado por los mismos hechos de manera simultánea una acción difusa y una acción colectiva, el juez proveerá la acumulación de las mismas en los términos de este Código. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 607]

    Artículo 607. La sentencia fijará al condenado un plazo prudente para su cumplimiento atendiendo a las circunstancias del caso, así como los medios de apremio que deban emplearse cuando se incumpla con la misma. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 608]

    Artículo 608. La sentencia será notificada a la colectividad o grupo de que se trate en los términos de lo dispuesto por el segundo párrafo del artículo 591 de este Código. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 609]

    Artículo 609. Cuando una vez dictada la sentencia, alguna de las partes tenga conocimiento de que sus representantes ejercieron una representación fraudulenta en contra de sus intereses, éstas podrán promover dentro del plazo de cuarenta y cinco días hábiles la apelación que habrá de resolver sobre la nulidad de las actuaciones viciadas dentro del procedimiento colectivo, siempre que dicha representación fraudulenta haya influido en la sentencia emitida.

    En el caso de la colectividad, la apelación podrá promoverla el representante cuya designación haya sido autorizada por el juez. En este supuesto, el juez hará del conocimiento de los hechos que correspondan al Ministerio Público. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    Libro Quinto De las Acciones Colectivas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Capítulo V Medidas Precautorias (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 610]

    Artículo 610. En cualquier etapa del procedimiento el juez podrá decretar a petición de parte, medidas precautorias que podrán consistir en:

    I. La orden de cesación de los actos o actividades que estén causando o necesariamente hayan de causar un daño inminente e irreparable a la colectividad;

    II. La orden de realizar actos o acciones que su omisión haya causado o necesariamente hayan de causar un daño inminente e irreparable a la colectividad;

    III. El retiro del mercado o aseguramiento de instrumentos, bienes, ejemplares y productos directamente relacionados con el daño irreparable que se haya causado, estén causando o que necesariamente hayan de causarse a la colectividad, y

    IV. Cualquier otra medida que el juez considere pertinente dirigida a proteger los derechos e intereses de una colectividad. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 611]

    Artículo 611. Las medidas precautorias previstas en el artículo anterior podrán decretarse siempre que con las mismas no se causen más daños que los que se causarían con los actos, hechos u omisiones objeto de la medida. El juez deberá valorar además que con el otorgamiento de la medida, no se cause una afectación ruinosa al demandado.

    Para el otorgamiento de dichas medidas se requerirá:

    I. Que el solicitante de la medida manifieste claramente cuáles son los actos, hechos o abstenciones que estén causando un daño o vulneración a los derechos o intereses colectivos o lo puedan llegar a causar.

    II. Que exista urgencia en el otorgamiento de la medida en virtud del riesgo de que se cause o continúe causando un daño de difícil o imposible reparación.

    Para decretar estas medidas, el juez dará vista por tres días a la parte demandada para que manifieste lo que a su derecho convenga respecto de la solicitud de medidas cautelares y solicitará opinión a los órganos y organismos competentes a que se refiere la fracción I del artículo 585 de este Código o de cualquier otra autoridad en los términos de la legislación aplicable.

    Si con el otorgamiento de la medida se pudiera ocasionar daño al demandado, éste podrá otorgar garantía suficiente para reparar los daños que pudieran causarse a la colectividad, salvo aquellos casos en los que se trate de una amenaza inminente e irreparable al interés social, a la vida o a la salud de los miembros de la colectividad o por razones de seguridad nacional. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011) (DR)IJ

    Libro Quinto De las Acciones Colectivas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Capítulo VI Medios de Apremio (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 612]

    Artículo 612. Los tribunales para hacer cumplir sus determinaciones, pueden emplear, a discreción, los siguientes medios de apremio:

    I. Multa hasta por la cantidad equivalente a treinta mil días de salario mínimo general vigente en el Distrito Federal, cantidad que podrá aplicarse por cada día que transcurra sin cumplimentarse lo ordenado por el juez.

    II. El auxilio de la fuerza pública y la fractura de cerraduras si fuere necesario.

    III. El cateo por orden escrita.

    IV. El arresto hasta por treinta y seis horas.

    Si fuere insuficiente el apremio, se procederá contra el rebelde por el delito de desobediencia. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    T>*

    Libro Quinto De las Acciones Colectivas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Capítulo VII Relación entre Acciones Colectivas y Acciones Individuales (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 613]

    Artículo 613. No procederá la acumulación entre procedimientos individuales y procedimientos colectivos.

    En caso de coexistencia de un proceso individual y de un proceso colectivo proveniente de la misma causa, el mismo demandado en ambos procesos informará de tal situación a los jueces.

    El juez del proceso individual notificará a la parte actora de la existencia de la acción colectiva para que en su caso, decida continuar por la vía individual o ejerza su derecho de adhesión a la misma dentro del plazo de noventa días contados a partir de la notificación.

    Para que proceda la adhesión de la parte actora a la acción colectiva, deberá desistirse del proceso individual para que éste se sobresea.

    Tratándose de derechos o intereses individuales de incidencia colectiva, en caso de la improcedencia de la pretensión en el procedimiento colectivo, los interesados tendrán a salvo sus derechos para ejercerlos por la vía individual. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    Libro Quinto De las Acciones Colectivas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Capítulo VIII Cosa Juzgada (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 614]

    Artículo 614. La sentencia no recurrida tendrá efectos de cosa juzgada. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 615]

    Artículo 615. Si alguna persona inició un procedimiento individual al cual recayó una sentencia que causó ejecutoria no podrá ser incluida dentro de una colectividad para efectos de un proceso colectivo, si el objeto, las causas y las pretensiones son las mismas. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    Libro Quinto De las Acciones Colectivas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Capítulo IX Gastos y Costas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 616]

    Artículo 616. La sentencia de condena incluirá lo relativo a los gastos y costas que correspondan. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 617]

    Artículo 617. Cada parte asumirá sus gastos y costas derivados de la acción colectiva, así como los respectivos honorarios de sus representantes.

    Los honorarios del representante legal y del representante común, que convengan con sus representados, quedarán sujetos al siguiente arancel máximo:

    I. Serán de hasta el 20%, si el monto líquido de la suerte principal no excede de 200 mil veces el salario mínimo diario en el Distrito Federal;

    II. Si el monto líquido de la suerte principal excede 200 mil pero es menor a 2 millones de veces el salario mínimo diario en el Distrito Federal, serán de hasta el 20% sobre los primeros 200 mil y de hasta el 10% sobre el excedente, y

    III. Si el monto líquido de la suerte principal excede a 2 millones de veces el salario mínimo diario en el Distrito Federal, serán de hasta el 11% sobre los primeros 2 millones, y hasta el 3% sobre el excedente.

    Si las partes llegaren a un acuerdo para poner fin al juicio antes de la sentencia, los gastos y costas deberán estar contemplados como parte de las negociaciones del convenio de transacción judicial. En cualquier caso, los honorarios del representante legal y del representante común que pacten con sus representados deberán ajustarse al arancel máximo previsto en este artículo. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 618]

    Artículo 618. Los gastos y costas se liquidarán en ejecución de sentencia de conformidad con las siguientes reglas:

    I. Los gastos y costas así como los honorarios de los representantes de la parte actora referidos en el artículo anterior, serán cubiertos en la forma que lo determine el juez, buscando asegurar el pago correspondiente. Dicho pago se hará con cargo al Fondo a que se refiere el Capítulo XI de este Título, cuando exista un interés social que lo justifique y hasta donde la disponibilidad de los recursos lo permita.

    II. En el caso de las sentencias que establezcan una cantidad cuantificable, la parte actora pagará entre el tres y el veinte por ciento del monto total condenado por concepto de honorarios a sus representantes según lo previsto en el artículo anterior.

    El juez tomará en consideración el trabajo realizado y la complejidad del mismo, el número de miembros, el beneficio para la colectividad respectiva y demás circunstancias que estime pertinente.

    III. Si la condena no fuere cuantificable, el juez determinará el monto de los honorarios, tomando en consideración los criterios establecidos en el segundo párrafo de la fracción anterior. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011) (DR)IJ

    Libro Quinto De las Acciones Colectivas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Capítulo X De las Asociaciones (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 619]

    Artículo 619. Por ser la representación común de interés público, las asociaciones civiles a que se refiere la fracción II del artículo 585, deberán registrarse ante el Consejo de la Judicatura Federal. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 620]

    Artículo 620. Para obtener el registro correspondiente, dichas asociaciones deberán:

    I. Presentar los estatutos sociales que cumplan con los requisitos establecidos en este Título, y

    II. Tener al menos un año de haberse constituido y acreditar que han realizado actividades inherentes al cumplimiento de su objeto social. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 621]

    Artículo 621. El registro será público, su información estará disponible en la página electrónica del Consejo de la Judicatura Federal, y cuando menos deberá contener los nombres de los socios, asociados, representantes y aquellos que ejerzan cargos directivos, su objeto social, así como el informe a que se refiere la fracción II del artículo 623 de este Código. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 622]

    Artículo 622. Las asociaciones deberán:

    I. Evitar que sus asociados, socios, representantes o aquellos que ejerzan cargos directivos, incurran en situaciones de conflicto de interés respecto de las actividades que realizan en términos de este Título;

    II. Dedicarse a actividades compatibles con su objeto social, y

    III. Conducirse con diligencia, probidad y en estricto apego a las disposiciones legales aplicables. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 623]

    Artículo 623. Para mantener el registro las asociaciones deberán:

    I. Cumplir con lo dispuesto en el artículo anterior;

    II. Entregar al Consejo de la Judicatura Federal, un informe anual sobre su operación y actividades respecto del año inmediato anterior, a más tardar el último día hábil del mes de abril de cada año, y

    III. Mantener actualizada en forma permanente la información que deba entregar al Consejo de la Judicatura Federal en los términos de lo dispuesto por el artículo 621 de este Código. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    Libro Quinto De las Acciones Colectivas (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Título Único (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)
    Capítulo XI Del Fondo (Adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 624]

    Artículo 624. Para los efectos señalados en este Título, el Consejo de la Judicatura Federal administrará los recursos provenientes de las sentencias que deriven de las acciones colectivas difusas y para tal efecto deberá crear un Fondo. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    [Artículo 625]

    Artículo 625. Los recursos que deriven de las sentencias recaídas en las acciones referidas en el párrafo anterior, deberán ser utilizados exclusivamente para el pago de los gastos derivados de los procedimientos colectivos, así como para el pago de los honorarios de los representantes de la parte actora a que se refiere el artículo 617 de este Código, cuando exista un interés social que lo justifique y el juez así lo determine, incluyendo pero sin limitar, las notificaciones a los miembros de la colectividad, la preparación de las pruebas pertinentes y la notificación de la sentencia respectiva. Los recursos podrán ser además utilizados para el fomento de la investigación y difusión relacionada con las acciones y derechos colectivos. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011) (DR)IJ

    [Artículo 626]

    Artículo 626. El Consejo de la Judicatura Federal divulgará anualmente el origen, uso y destino de los recursos del Fondo. (Artículo adicionado mediante Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 de agosto de 2011)

    Transitorios

    [Artículo 1 Transitorio]

    Artículo 1. Este Código comenzará a regir a los treinta días siguientes al de su publicación en el "Diario Oficial".

    [Artículo 2 Transitorio]

    Artículo 2. Desde esa misma fecha quedan abrogadas todas las leyes anteriores sobre la materia, con las salvedades del artículo siguiente.

    No se comprenden en esta derogación los procedimientos de amparo ni los establecidos para el funcionamiento de tribunales de organización especial.

    [Artículo 3 Transitorio]

    Artículo 3. Todos los negocios en tramitación, al entrar en vigor este Código, continuarán rigiéndose por las leyes anteriores, con excepción de la caducidad, la que operará en todos ellos, debiendo comenzar a contarse el plazo a partir de la fecha señalada en el artículo 1o. Transitorio.

    José Gómez Esparza, D.P. Esteban García de Alba, S.P. Mariano Samayoa, D.S. José Castillo Torre, S.S. Rúbricas".

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y para su debida publicación y observancia, expido el presente decreto en la residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la ciudad de México, D.F., a los treinta y un días del mes de diciembre de mil novecientos cuarenta y dos. Manuel Avila Camacho. Rúbrica. El Secretario de Estado y del Despacho de Gobernación. Miguel Alemán. Rúbrica.

    Transitorios de Reformas

    [13 marzo 1943]

    Fe de erratas del Código Federal de Procedimientos Civiles. Publicada en el Diario Oficial de la Federación el 13 marzo 1943.

    (Nota de Editor: La fe de erratas no contiene disposiciones transitorias)

    [12 enero 1988]

    Decreto por el que se reforman, adicionan y derogan diversos artículos del Código Federal de Procedimientos Civiles. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 enero 1988.

    Artículo Primero. Se reforma el artículo 86 del Código Federal de Procedimientos Civiles, para quedar en los siguientes términos:

    Artículo Segundo. Se adiciona un segundo párrafo al artículo 72, el artículo 86 Bis, y el Libro Cuarto con un Titulo Único integrado por seis capítulos que contienen los artículos 543 al 577, al Código Federal de Procedimientos Civiles, en los siguientes términos:

    Artículo Tercero. Se derogan los artículos 131, 302 y 428 del Código Federal de Procedimientos Civiles.

    Artículos Transitorios

    Primero. Este Decreto entrará en vigor al día siguiente al de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

    Segundo. Los procedimientos relativos a las materias a que se refiere el presente Decreto que se encuentren en trámite al momento de su entrada en vigor, continuarán substanciándose conforme a las disposiciones vigentes al momento de su inicio.

    México, D .F., a 11 de diciembre de 1987.- Sen. Armando Trasviña Taylor, Presidente,- Dip. David Jiménez González, Presidente.- Sen. Luis José Dorantes Segovia, Secretario.- Dip. Patricia Villanueva Abrajam, Secretario (sic). Rúbricas.

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y para su debida publicación y observancia, expido el presente Decreto en la residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, Distrito Federal, a los once días del mes de diciembre de mil novecientos ochenta y siete. Miguel de la Madrid H. Rúbrica. El Secretario de Gobernación, Manuel Bartlett D. Rúbrica.

    [22 julio 1993]

    Decreto por el que se reforman y adicionan diversas disposiciones del Código de Comercio y del Código Federal de Procedimientos Civiles. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 22 julio 1993.

    Artículo Primero...

    Artículo Segundo. Se reforman los artículos 569, primer y último párrafos; 570 y 571, primer párrafo del Código Federal de Procedimientos Civiles, para queda en los siguientes términos:

    Transitorios

    Primero. El presente decreto entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

    Segundo. Lo establecido en el presente decreto se aplicará a los procedimientos arbitrales de carácter comercial en trámite, así como al reconocimiento y a la ejecución de los laudos arbitrales comerciales, salvo acuerdo en contrario de las partes.

    México, D. F. a 6 de julio de 1993.- Dip. Juan Ramiro Robledo Ruíz, Presidente.- Sen. Mauricio Valdés Rodríguez, Presidente.- Dip. Luis Moreno Bustamante, Secretario.- Sen. Ramón Serrano Ahumada, Secretario.- Rúbricas.

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y para su debida publicación y expido el presente Decreto en la residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, Distrito Federal, a los doce días del mes de julio de mil novecientos noventa y tres.- Carlos Salinas de Gortari.- Rúbrica. El Secretario de Gobernación, José Patrocinio González Blanco Garrido.- Rúbrica. (DR)IJ

    [29 mayo 2000]

    Decreto por el que se reforman y adicionan diversas disposiciones del Código Civil para el Distrito Federal en Materia Común y para toda la República en Materia Federal, del Código Federal de Procedimientos Civiles, del Código de Comercio y de la Ley Federal de Protección al Consumidor. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 29 mayo 2000.

    Artículo Primero…

    Artículo Segundo. Se adiciona el artículo 210-A al Código Federal de Procedimientos Civiles, en los términos siguientes:

    Artículo Tercero…

    Transitorios

    Primero.- El presente Decreto entrará en vigor a los nueve días siguientes de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

    Segundo.- Las menciones que en otras disposiciones de carácter federal se hagan al Código Civil para el Distrito Federal en Materia Común y para toda la República en Materia Federal, se entenderán referidas al Código Civil Federal.

    Las presentes reformas no implican modificación alguna a las disposiciones legales aplicables en materia civil para el Distrito Federal, por lo que siguen vigentes para el ámbito local de dicha entidad todas y cada una de las disposiciones del Código Civil para el Distrito Federal en Materia Común y para toda la República en Materia Federal, vigentes a la entrada en vigor del presente Decreto.

    Tercero.- La operación automatizada del Registro Público de Comercio conforme a lo dispuesto en el presente Decreto deberá iniciarse a más tardar el 30 de noviembre del año 2000.

    Para tal efecto, la Secretaría de Comercio y Fomento Industrial proporcionará a cada uno de los responsables de las oficinas del Registro Público de Comercio, a partir de la entrada en vigor del presente Decreto y a más tardar el 31 de agosto del año 2000, el programa informático del sistema registral automatizado a que se refiere el presente Decreto, la asistencia y capacitación técnica, así como las estrategias para su instrumentación, de conformidad con los convenios correspondientes.

    Cuarto.- En tanto se expide el Reglamento correspondiente, seguirán aplicándose los capítulos I a IV y VII del Título II del Reglamento del Registro Público de Comercio, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 22 de enero de 1979, en lo que no se opongan a lo dispuesto en el presente Decreto.

    Quinto.- La captura del acervo histórico del Registro Público de Comercio deberá concluirse, en términos de los convenios de coordinación previstos en el artículo 18 del Código de Comercio a que se refiere el presente Decreto, a más tardar el 30 de noviembre de 2000.

    Sexto.- La Secretaría, en coordinación con los gobiernos estatales, determinará los procedimientos de recepción de los registros de los actos mercantiles que hasta la fecha de entrada en vigor del presente Decreto efectuaban los oficios de hipotecas y los jueces de primera instancia del orden común, así como los mecanismos de integración a las bases de datos central y a las ubicadas en las entidades federativas. Dicha recepción deberá efectuarse en un plazo máximo de ciento ochenta días contados a partir de la entrada en vigor del presente Decreto.

    Séptimo.- Las solicitudes de inscripción de actos mercantiles en el Registro Público de Comercio y los medios de defensa iniciados con anterioridad a la entrada en vigor del presente Decreto, se substanciarán y resolverán, hasta su total conclusión, conforme a las disposiciones que les fueron aplicables al momento de iniciarse o interponerse.

    Octavo.- La Secretaría deberá publicar en el Diario Oficial de la Federación los lineamientos y formatos a que se refieren los artículos 18 y 20, que se reforman por virtud del presente Decreto, en un plazo máximo de noventa días, contados a partir de la fecha de su entrada en vigor.

    México, D.F., a 29 de abril de 2000.- Dip . Francisco José Paoli Bollo, Presidente.- Sen. Dionisio Pérez Jácome, Vicepresidente en funciones.- Dip. Marta Laura Carranza Aguayo, Secretario.- Sen. Raúl Juárez Valencia, Secretario.- Rúbricas.

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del Artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y para su debida publicación y observancia, expido el presente Decreto en la residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, Distrito Federal, a los veintitrés días del mes de mayo de dos mil.- Ernesto Zedillo Ponce de León.- Rúbrica.- El Secretario de Gobernación, Diódoro Carrasco Altamirano.- Rúbrica.

    [18 diciembre 2002]

    Decreto por el que se reforman y adicionan diversas disposiciones del Código Federal de Procedimientos Civiles. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 18 diciembre 2002.

    Artículo Único: Se reforman la fracción VII y el segundo párrafo de la fracción VIII del artículo 24; se adicionan, una fracción IX al artículo 24; un segundo párrafo al artículo 107; un segundo párrafo al artículo 180; el artículo 222 bis; los párrafos segundo y tercero del artículo 271, recorriéndose el actual segundo para pasar a ser el cuarto y último párrafo; y el artículo 274 bis, para quedar como sigue:

    Transitorios

    Primero. El presente Decreto entrará en vigor al siguiente día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

    Segundo. Se derogan todas las disposiciones que se opongan al presente Decreto.

    México, D .F., a 12 de noviembre de 2002.- Sen. Enrique Jackson Ramírez, Presidente.- Dip. Beatriz Elena Paredes Rangel, Presidenta.- Sen. Lydia Madero García, Secretario.- Dip. Rodolfo Dorador Pérez Gavilán, Secretario.- Rúbricas.

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del Artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y para su debida publicación y observancia, expido el presente Decreto en la Residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, Distrito Federal, a los once días del mes de diciembre de dos mil dos.- Vicente Fox Quesada.- Rúbrica.- El Secretario de Gobernación, Santiago Creel Miranda.- Rúbrica.

    [12 junio 2003]

    Decreto por el que se modifica el artículo quinto transitorio del decreto por el que se reforman y adicionan diversas disposiciones del Código Civil para el Distrito Federal en Materia Común y para toda la República en Materia Federal, del Código Federal de Procedimientos Civiles, del Código de Comercio y de la Ley Federal de Protección al Consumidor, publicado el 29 de mayo de 2000. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 junio 2003.

    Artículo Único: Se reforma el artículo Quinto transitorio del decreto que Reforma y Adiciona diversas Disposiciones del Código Civil para el Distrito Federal en materia Común y para toda la República en materia Federal, el Código Federal de Procedimientos Civiles, del Código de Comercio y de la Ley Federal de Protección al Consumidor, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 29 de Mayo de 2000 para quedar como sigue:

    .........

    Transitorio

    Único. El presente Decreto entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

    México, D.F., a 29 de abril de 2003.- Dip. Armando Salinas Torre, Presidente.- Sen. Enrique Jackson Ramírez, Presidente.- Dip. Adela Cerezo Bautista, Secretario.- Sen. Sara I. Castellanos Cortés, Secretaria.- Rúbricas.

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del Artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y para su debida publicación y observancia, expido el presente Decreto en la Residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, Distrito Federal, a los diez días del mes de junio de dos mil tres.- Vicente Fox Quesada.- Rúbrica.- El Secretario de Gobernación, Santiago Creel Miranda.- Rúbrica.

    [20 junio 2008]

    Decreto por el que se reforman diversas disposiciones del Código Federal de Procedimientos Civiles. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 20 junio 2008

    Artículo Único. Se reforman los artículos 55, fracción II; 59, fracción I; 153; y 343, tercer párrafo, todos del Código Federal de Procedimientos Civiles, para quedar como sigue:

    ...

    Transitorio

    Único. El presente Decreto entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

    México, D.F., a 22 de abril de 2008.- Dip. Ruth Zavaleta Salgado, Presidenta.- Sen. Santiago Creel Miranda, Presidente.- Dip. Esmeralda Cardenas Sanchez, Secretaria.- Sen. Adrián Rivera Pérez, Secretario.- Rúbricas.

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del Artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y para su debida publicación y observancia, expido el presente Decreto en la Residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, Distrito Federal, a nueve de junio de dos mil ocho.- Felipe de Jesús Calderón Hinojosa.- Rúbrica.- El Secretario de Gobernación, Juan Camilo Mouriño Terrazo.- Rúbrica.

    [30 diciembre 2008]

    Decreto por el que se reforma la fracción III del artículo 1347-A del Código de Comercio y la fracción III del artículo 571 del Código Federal de Procedimientos Civiles. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 diciembre 2008

    Primero…

    Segundo. Se reforma la fracción III del artículo 571 del Código Federal de Procedimientos Civiles, para quedar como sigue:

    Transitorios

    Primero.- El presente Decreto entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

    Segundo.- La ejecución de las sentencias, laudos y resoluciones dictadas con anterioridad a la entrada en vigor del presente decreto, se sujetarán a las disposiciones vigentes al momento de haberse iniciado el procedimiento respectivo.

    México, D.F., a 4 de diciembre de 2008.- Sen. Gustavo Madero Muñoz, Presidente.- Dip. César Horacio Duarte Jaquez, Presidente.- Sen. Adrian Rivera Perez, Secretario.- Dip. Santiago Gustavo Pedro Cortés, Secretario.- Rúbricas."

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del Artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y para su debida publicación y observancia, expido el presente Decreto en la Residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, Distrito Federal, a veintidós de diciembre de dos mil ocho.- Felipe de Jesús Calderón Hinojosa.- Rúbrica.- El Secretario de Gobernación, Lic. Fernando Francisco Gómez Mont Urueta.- Rúbrica.

    [24 mayo 2011]

    Decreto por el que se adicionan diversas disposiciones al Código Federal de Procedimientos Civiles. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 24 mayo 2011

    Artículo Único. Se adicionan los artículos 107, con un tercer párrafo; 180, con un tercer párrafo; 271, con un quinto párrafo; 274 bis, con un segundo párrafo y 342, con un segundo, tercero y cuarto párrafos, todos del Código Federal de Procedimientos Civiles, para quedar como sigue:

    Transitorio

    Artículo Único. El presente Decreto entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

    México, D.F., a 10 de marzo de 2011.- Sen. Manlio Fabio Beltrones Rivera, Presidente.- Dip. Jorge Carlos Ramirez Marin, Presidente.- Sen. Martha Leticia Sosa Govea, Secretaria.- Dip. Maria de Jesus Aguirre Maldonado, Secretaria.- Rúbricas."

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del Artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y para su debida publicación y observancia, expido el presente Decreto en la Residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, Distrito Federal, a 23 de mayo de 2011.- Felipe de Jesús Calderón Hinojosa.- Rúbrica.- El Secretario de Gobernación, José Francisco Blake Mora.- Rúbrica.

    [30 agosto 2011]

    Decreto por el que se reforman y adicionan el Código Federal de Procedimientos Civiles, el Código Civil Federal, la Ley Federal de Competencia Económica, la Ley Federal de Protección al Consumidor, la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación, la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente y la Ley de Protección y Defensa al Usuario de Servicios Financieros. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 30 agosto 2011

    Artículo Primero. Se reforma el artículo 24 y se adiciona un tercer párrafo al artículo 1o., así como un nuevo Libro Quinto, denominado “De las acciones colectivas” integrado por los nuevos artículos 578 a 625 del Código Federal de Procedimientos Civiles, para quedar como sigue:

    Artículo Segundo…

    Artículo Tercero…

    Artículo Cuarto…

    Transitorios

    Primero. el presente decreto entrará en vigor a los seis meses siguientes al día de su publicación en el diario oficial de la federación.

    Segundo. se derogan todas las disposiciones que se opongan a lo previsto en el presente decreto.

    Tercero. La Cámara de Diputados aprobará las modificaciones presupuestales necesarias a efecto de lograr el efectivo cumplimiento del presente Decreto.

    Cuarto. El Consejo de la Judicatura Federal, en el ámbito de las atribuciones que le han sido conferidas, dictará las medidas necesarias para lograr el efectivo cumplimiento del presente Decreto.

    Quinto. El Consejo de la Judicatura Federal deberá crear el Registro dentro de los noventa días siguientes a la entrada en vigor del presente decreto. El requisito previsto en la fracción II del artículo 620 del Código Federal de Procedimientos Civiles no será aplicable sino hasta después del primer año de entrada en vigor del presente Decreto.

    Sexto. El Consejo de la Judicatura Federal deberá crear el Fondo a que se refiere el Capítulo XI del Título Único del Libro Quinto del Código Federal de Procedimientos Civiles dentro de los noventa días siguientes a la entrada en vigor del presente decreto. Mientras el Fondo no sea creado, los recursos que deriven de los procedimientos colectivos serán depositados en una institución bancaria y serán controlados directamente por el juez de la causa.

    México, D. F., a 28 de abril de 2011.- Sen. Manlio Fabio Beltrones Rivera, Presidente.- Dip. Jorge Carlos Ramírez Marín, Presidente.- Sen. Martha Leticia Sosa Govea, Secretaria.- Dip. Cora Cecilia Pinedo Alonso, Secretaria.- Rúbricas."

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del Artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y para su debida publicación y observancia, expido el presente Decreto en la Residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, Distrito Federal, a veintinueve de agosto de dos mil once.- Felipe de Jesús Calderón Hinojosa.- Rúbrica.- El Secretario de Gobernación, José Francisco Blake Mora.- Rúbrica. (DR)IJ

    [16 enero 2012]

    Decreto por el que se expide la Ley de Asociaciones Público Privadas, y se reforman, adicionan y derogan diversas disposiciones de la Ley de Obras Públicas y Servicios Relacionados con las Mismas; la Ley de Adquisiciones, Arrendamientos y Servicios del Sector Público; la Ley de Expropiación; la Ley General de Bienes Nacionales y el Código Federal de Procedimientos Civiles. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 16 enero 2012

    Artículo Primero. …

    Artículo Segundo. ...

    Artículo Tercero. ...

    Artículo Cuarto. ...

    Artículo Quinto. ...

    Artículo Sexto. Se deroga el Capítulo IV del Título Primero del Libro Tercero del Código Federal de Procedimientos Civiles que incluye los artículos 521 al 529 de dicho ordenamiento.

    Transitorios

    Primero. El presente decreto entrará en vigor el día siguiente al de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, salvo por lo dispuesto en el transitorio QUINTO siguiente.

    Segundo. Los proyectos equiparables a los de asociación público-privada, que se hayan iniciado con anterioridad y se encuentren en procedimiento de contratación, ejecución o desarrollo a la entrada en vigor del presente decreto, continuarán rigiéndose conforme a las disposiciones vigentes con anterioridad a la entrada en vigor del mismo.

    En caso de proyectos de asociación público-privada que se encuentren en la etapa de preparación a la entrada en vigor del presente decreto, las dependencias y entidades se sujetarán a las disposiciones de la Ley de Asociaciones Público Privadas, con absoluto respeto de los derechos adquiridos por terceros interesados en la contratación.

    Tercero. El Ejecutivo federal, para la expedición del reglamento correspondiente, contará con un plazo de doce meses a partir de la entrada en vigor del presente Decreto. La preparación e inicio de los proyectos a que se refiere la presente ley, quedará sujeta a la expedición de los lineamientos correspondientes por parte de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

    Cuarto. Las Secretarías de Estado podrán aplicar las medidas a que se refiere este decreto dentro de los procedimientos de expropiación en curso a la entrada en vigor del presente decreto.

    Quinto. La reforma al artículo 50 de la Ley General de Bienes Nacionales entrará en vigor cuando el mecanismo de consulta electrónica del Inventario del Patrimonio Inmobiliario Federal y Paraestatal esté en funcionamiento, lo cual tendrá verificativo en un plazo no mayor a 180 días contados a partir del día siguiente a la publicación del Decreto en el Diario Oficial de la Federación. Para tal efecto, la Secretaría de la Función Pública publicará en el Diario Oficial de la Federación el aviso respectivo.

    Sexto. Se deroga el Capítulo IV del Título Primero del Libro Tercero del Código Federal de Procedimientos Civiles que incluye los artículos 521 al 529 de dicho ordenamiento.

    México, D.F., a 14 de diciembre de 2011.- Dip. Emilio Chuayffet Chemor, Presidente.- Sen. José González Morfín, Presidente.- Dip. Guadalupe Pérez Domínguez, Secretaria.- Sen. Adrián Rivera Pérez, Secretario.- Rúbricas."

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del Artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y para su debida publicación y observancia, expido el presente Decreto en la Residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, Distrito Federal, a quince de enero de dos mil doce.- Felipe de Jesús Calderón Hinojosa.- Rúbrica.- El Secretario de Gobernación, Alejandro Alfonso Poiré Romero.- Rúbrica.

    [9 abril 2012]

    Decreto por el que se reforman diversas Leyes Federales, con el objeto de actualizar todos aquellos artículos que hacen referencia a las Secretarías de Estado cuya denominación fue modificada y al Gobierno del Distrito Federal en lo conducente; así como eliminar la mención de los departamentos administrativos que ya no tienen vigencia. Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 9 abril 2012

    Artículo Primero....

    Artículo Segundo. ...

    Artículo Tercero. ...

    Artículo Cuarto. Se reforma el artículo 509 del Código Federal de Procedimientos Civiles, para quedar como sigue:

    Artículo Quinto. ...

    Artículo Sexto. ...

    Artículo Séptimo. …

    Artículo Octavo. ...

    Artículo Noveno. ...

    Artículo Décimo. ...

    Artículo Décimo Primero. ...

    Artículo Décimo Segundo. ...

    Artículo Décimo Tercero. ...

    Artículo Décimo Cuarto. ...

    Artículo Décimo Quinto. ...

    Artículo Décimo Sexto. ...

    Artículo Décimo Séptimo. ...

    Artículo Décimo Octavo. ...

    Artículo Décimo Noveno. ...

    Artículo Vigésimo. ...

    Artículo Vigésimo Primero. ...

    Artículo Vigésimo Segundo. ...

    Artículo Vigésimo Tercero. ...

    Artículo Vigésimo Cuarto. ...

    Artículo Vigésimo Quinto. ...

    Artículo Vigésimo Sexto. ...

    Artículo Vigésimo Séptimo. ...

    Artículo Vigésimo Octavo. ...

    Artículo Vigésimo Noveno. ...

    Artículo Trigésimo. ...

    Artículo Trigésimo Primero. ...

    Artículo Trigésimo Segundo. ...

    Artículo Trigésimo Tercero. ...

    Artículo Trigésimo Cuarto. ...

    Artículo Trigésimo Quinto. ...

    Artículo Trigésimo Sexto. …

    Artículo Trigésimo Séptimo. ...

    Artículo Trigésimo Octavo. ...

    Artículo Trigésimo Noveno. ...

    Artículo Cuadragésimo. ...

    Artículo Cuadragésimo Primero. ...

    Artículo Cuadragésimo Segundo. ...

    Artículo Cuadragésimo Tercero. ...

    Artículo Cuadragésimo Cuarto. ...

    Artículo Cuadragésimo Quinto. ...

    Artículo Cuadragésimo Sexto. ...

    Artículo Cuadragésimo Séptimo. ...

    Artículo Cuadragésimo Octavo. ...

    Artículo Cuadragésimo Noveno. ...

    Artículo Quincuagésimo. ...

    Artículo Quincuagésimo Primero. ...

    Artículo Quincuagésimo Segundo. ...

    Artículo Quincuagésimo Tercero. ...

    Artículo Quincuagésimo Cuarto. ...

    Artículo Quincuagésimo Quinto. ...

    Artículo Quincuagésimo Sexto. ...

    Artículo Quincuagésimo Séptimo. ...

    Artículo Quincuagésimo Octavo. ...

    Artículo Quincuagésimo Noveno. ...

    Artículo Sexagésimo. ...

    Artículo Sexagésimo Primero. ...

    Artículo Sexagésimo Segundo. ...

    Artículo Sexagésimo Tercero. ...

    Articulo Sexagésimo Cuarto. ...

    Artículo Sexagésimo Quinto. ...

    Articulo Sexagésimo Sexto. ...

    Articulo Sexagésimo Séptimo. ...

    Artículo Sexagésimo Octavo. ...

    Artículo Sexagésimo Noveno. ...

    Artículo Septuagésimo. ...

    Artículo Septuagésimo Primero. ...

    Artículo Septuagésimo Segundo. ...

    Artículo Septuagésimo Tercero. ...

    Artículo Septuagésimo Cuarto. ...

    Artículo Septuagésimo Quinto. ...

    Artículo Septuagésimo Sexto. ...

    Artículo Septuagésimo Séptimo. ...

    Transitorios

    Primero. El presente decreto entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

    Segundo. A partir de la fecha en que entre en vigor este Decreto, se dejan sin efecto las disposiciones que contravengan o se opongan al mismo.

    México, D.F., a 21 de febrero de 2012.- Dip. Guadalupe Acosta Naranjo, Presidente.- Sen. José González Morfin, Presidente.- Dip. Laura Arizmendi Campos, Secretaria.- Sen. Renán Cleominio Zoreda Novelo, Secretario.- Rúbricas.

    En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del Artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y para su debida publicación y observancia, expido el presente Decreto en la Residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, Distrito Federal, a treinta de marzo de dos mil doce. Felipe de Jesús Calderón Hinojosa.- Rúbrica.- El Secretario de Gobernación, Alejandro Alfonso Poiré Romero.- Rúbrica.

 
    Derechos Reservados, (C)1995-2009 IIJ-UNAM
    Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM
    Circuito Maestro Mario de la Cueva s/n, Ciudad Universitaria, CP. 04510, México, D.F.
    Tel. (52) (55) 56-22-74-64 ó 78, Fax. (52) (55) 56-65-21-93